Euskadi suma 1.600 empleos públicos y 3.800 autónomos en la pandemia

El sector a la cabeza en destrucción de empleo es Comercio y Hostelería, con 22.300 puestos menos que al inicio de la pandemia

19.01.2021 | 10:59
Hostelería y Comercio es el sector donde más empleo se ha destruido durante la pandemia

Euskadi ha logrado crear, en plena pandemia, un total de 1.600 empleos públicos, lo que supone una subida interanual del 1,1% y, además, han aumentado los autónomos un 5% (3.800 más), así como los contrataciones indefinidas, con un incremento de 10.700 (+1,8%), según un estudio realizado por Adecco.

En el estudio se analiza el perfil socioeconómico de la ocupación en el País Vasco y, si se distingue entre asalariados y no asalariados, se constata que, durante la pandemia, seis de cada diez puestos de trabajos perdidos en Euskadi corresponden a los primeros.

En concreto, el número de asalariados ha tenido en el tercer trimestre un declive interanual de 5.900 (-0,7%), mientras, la cantidad de no asalariados ha bajado en 2.400 personas (-1,8%).

Según el estudio, dentro de los no asalariados, hay diferencias, ya que los empleadores han bajado un 18% (8.200 puestos perdidos) y, al mismo tiempo, ha crecido la cantidad de autónomos que no tienen personal a cargo (+5%, 3.800 plazas), y la de Otros (miembros de cooperativas y personas que ayudan en el negocio familiar sin remuneración), que lo han hecho significativamente (+17,9%, 2.000 empleos).

Según Adecco, el incremento del número de autónomos podría explicarse por los microempresarios que han despedido a todo su personal, por lo que dejan de ser empleadores y por personas que, al perder su empleo, intentan iniciar una actividad independiente.

Entre los asalariados vascos, el sector privado ha disminuido la contratación en 7.500 personas (-1,2% interanual, el tercer resultado autonómico mejor), en tanto que en el sector público el número de asalariados ha crecido en 1.600 personas (+1,1%).

Todos los empleos asalariados eliminados en los últimos doce meses en el País Vasco son de carácter temporal. La supresión de 5.900 puestos asalariados se desagrega en la incorporación de 10.700 personas con un contrato indefinido (+1,8%, el cuarto mejor registro autonómico) y el despido de otras 16.600 que tenían un vínculo temporal (-9%).

Por otra parte, cinco de las once ramas de actividad existentes han mostrado en la Comunidad Autónoma Vasca un incremento interanual del empleo. Los aumentos más importantes se han dado en Actividades inmobiliarias (+44,4%; 2.000 nuevos empleos), Actividades profesionales (+11,8%; 11.300 nuevos puestos) y Finanzas y seguros (+11,4%; 2.100 contrataciones más).

El mayor retroceso interanual en la ocupación lo ha experimentado la rama de Agricultura y ganadería (caída de un 38,8% con la pérdida de 4.700 empleos). Sin embargo, en cuanto al número de empleos perdidos, la peor parte se la ha llevado Comercio y Hostelería, donde se han destruido 22.300 puestos (-9,6% interanual).