DE LA MANO DE SPRI

El Gobierno vasco quiere acercar la innovación a 2.400 pymes

Con Hazinnova, una iniciativa para evitar un tejido industrial a dos velocidades en Euskadi

09.02.2020 | 09:03
Responsables de Gobierno vasco, Spri e Innobasque en el acto de presentación de Hazinnova en Zamudio.

Con Hazinnova, una iniciativa para evitar un tejido industrial a dos velocidades en Euskadi

BILBAO - La CAV ha perdido peso en Europa en un aspecto capital para la competitividad y, por lo tanto, para el bienestar de sus ciudadanos, como es la innovación. Según el informe regional Innovation Scoreboard 2019 remitido por la Unión Europea, la CAV ha perdido posiciones en relación al estudio de 2017 y ya no es una "región alta en innovación". Para paliar esta situación, el Gobierno vasco ha puesto en marcha Hazinnova, un programa para llevar la innovación a las pymes, en especial a las empresas más pequeñas de entre 10 y 49 empleados.

El servicio de asesoramiento para acercar las labores innovadoras a las pymes vascas cuenta con un presupuesto inicial de unos 2,5 millones de euros y tiene el objetivo de promover el acceso a la innovación a un colectivo de unas 2.400 pymes vascas. El Ejecutivo, según señaló la consejera de Desarrollo Económico, Arantxa Tapia, prevé que las empresas participantes pongan en marcha 500 proyectos durante el primer año para mejorar sus índices de innovación y competitividad en aspectos como organización de los procesos internos del trabajo, atención al cliente o formas de comercializar productos y servicios.

Hazinnova, una propuesta ya testada en el Metal de Bizkaia, es "una iniciativa novedosa", según Arantxa Tapia, para "ayudar a la parte más pequeña del tejido empresarial vasco".

Para la responsable del Gobierno vasco, propiciar la innovación en las pymes es fundamental para la supervivencia a futuro de las empresas y para evitar que en "Euskadi tengamos un tejido empresarial que avanza a dos velocidades".

De cara a poder llevar la iniciativa a las pymes, -entendiendo como tales, en líneas generales, a empresas entre 6 y 99 trabajadores-, y poder eliminar los trámites administrativos se cuenta con una amplia red de colaboradores que pondrán en contacto a las consultoras contratadas para prestar el servicio de asesoramiento con las empresas.

El objetivo básico es que todas las empresas vascas puedan innovar, cada una a su nivel, de forma que no se dé el caso de que en la CAV sólo innoven el 44% de las pymes cuando la media europea supera el 50%.

La propia Arantxa Tapia señaló tras conocerse la pérdida de puestos de Euskadi en el ranking regional europeo de innovación que el informe debería servir de "acicate" para trabajar "más intensamente", aumentando la inversión pública, extendiendo la innovación a las pymes "más pequeñas" y sumando "fuerzas y sinergias internas para lograr mayor proyección". Y es en esta línea en la que se enmarca la iniciativa Hazinnova, un programa que ha creado una red de colaboradores formada por 40 agentes, integrada por agencias de desarrollo locales, clústeres sectoriales, cámaras de comercio y asociaciones empresariales, que se encargará de movilizar a las empresas en los tres territorios históricos de la CAV y acompañarlas en todo el proceso de impulso a sus proyectos de innovación.

El objetivo de la iniciativa es llegar a aquellas pequeñas empresas de todas las comarcas de la CAV que cumplan con el requisito de no haber participado previamente en actividades subvencionadas de innovación o dentro de su actividad no hayan sido proclives a innovar.

Hasta ahora los colaboradores han constatado más interés del previsto y de hecho no todos los aspirantes han pasado la primera criba lo que ha levantado algún recelo en algún sector industrial que ha visto que empresas interesadas no se podrán beneficiar del programa.

La sede de Innobasque en el Parque Tecnológico de Zamudio acogió ayer el acto de presentación oficial de Hazinnova. Evento al que acudieron, entre otros, la citada consejera de Desarrollo Económico e Infraestructuras del Gobierno vasco, Arantxa Tapia, así como los directores del Grupo SPRI e Innobasque, Alex Arriola y Leire Bilbao, respectivamente.

Según destacó la consejera del Gobierno vasco, "se trata de ofrecer a la pyme vasca ajena a la innovación, una primera experiencia sencilla, rápida y gratuita para asesorarles en diversos aspectos. Porque se ha detectado que esa ausencia de innovación es la principal debilidad constatada en las pequeñas empresas vascas".

Arantxa Tapia resaltó que no se trata de "un programa de ayudas al uso y su objetivo es llegar al mayor número de pymes posibles por alejadas que estén a día de hoy de la innovación. Apuntarse, afirmó, no les supondrá ningún trámite administrativo", tal y como ocurre cuando son las empresas las que se presentan a la adjudicación de ayudas.

En este caso, son las consultoras que les acompañarán y asesorarán en el proceso de desarrollo de los proyectos las destinatarias directos de las ayudas contempladas en el presupuesto de 2,5 millones de euros.

Según las estimaciones del departamento de Desarrollo Económico, Hazinnova se ha marcado como prioridad movilizar para que accedan al programa a 2.411 pymes de las 6.249 constatadas.

noticias de deia