La espera por debutar de Zubizarreta llega a su fin

25.09.2020 | 01:13
Iraitz Zubizarreta, en el frontón de Ataun.

El de Ataun iba a debutar el pasado mes de mayo pero el covid aplazó la fecha. Se estrenará mañana en su pueblo

EL debut como profesional es el sueño de muchos pelotaris aficionados, es dar el gran paso para enfrentarse a los mejores manistas del momento. Es una fecha marcada en rojo en el calendario y esperada durante mucho tiempo. Sin embargo, en el caso de Iraitz Zubizarreta (Ataun, 1991) ese día fue retrasándose más y más. El delantero guipuzcoano iba a disputar su primer partido con Baiko en mayo pero el estado de alarma surgido por el coronavirus aplazó su estreno. Los meses pasaron y Zubizarreta tuvo que esperar que volviera a sonar el teléfono para confirmar la nueva fecha de su debut. Al final será mañana en Ataun, a partir de las 18.30 horas, en el frontón de su pueblo y rodeado de sus familiares y amigos.

Mañana, Zubizarreta se vestirá de blanco por primera vez como pelotari profesional y pondrá fin a una espera marcada por la incertidumbre. "Tenía la esperanza de jugar en mayo pero cuando fueron pasando los días me hice la idea de que no podía ser en mayo. Fue triste pero había que tomarlo con filosofía porque no era solo un tema deportivo, era una pandemia mundial. Lo importante era la salud", cuenta el ataundarra. Ahora el debut está a la vuelta de la esquina, a solo unas horas. Sin embargo, el guipuzcoano no termina de creerse que llega la fecha señalada: "Al final con todo lo que ha pasado hasta que el juez no tire la chapa no voy a estar tranquilo. Al principio iba a ser en mayo, se retrasó y con esto de la pandemia no te lo acabas de creer. Pero parece que ya está cerrado y ojalá sea la definitiva".

El estreno del guipuzcoano será el plato fuerte de un festival de campanillas. Zubizarreta se unirá al también ataundarra Jon Ander Albisu y enfrente tendrá como rivales a Oinatz Bengoetxea y Aitor Aranguren. "Oinatz es uno de los mejores pelotaris que ha dado este deporte y Albisu está siendo un referente en la última década en los cuadros de atrás. Para mí es uno de los mejores junto a Zabaleta y Rezusta", afirma el delantero. Además, no solo debutará en un festival con pelotaris de renombre, lo hará en el lugar que más cariño le puede ofrecer en estos momentos, en ese frontón que está a minutos de su casa y donde se imaginó jugando como profesional en más de una ocasión: "Es en el pueblo y con un compañero del pueblo como Albisu, es un sueño hecho realidad. Al ser pequeño, la gente de Ataun está con mucha ilusión, no solo yo. El tema del aforo no es como nos gustaría, pero dentro de lo que se puede va a haber mucha gente cercana". Como es habitual en estas fechas por las restricciones sanitarias, el frontón Auzoeta solo podrá disponer de un sesenta por ciento de su aforo.

Este será el primer paso de la carrera de Zubizarreta como profesional. El ataundarra tiene por delante una larga cantidad de retos pero tiene claro que su idea será ir poco a poco, sin querer saltarse etapas: "No me puedo poner ningún objetivo en cuanto a resultados. Es una nueva categoría, el nivel se incrementa mucho y todos los pelotaris me van a poner al límite. Quiero ir partido a partido, ojalá me respeten las lesiones y pueda aprender en cada entrenamiento. Compartimos entrenamientos con leyendas como Oinatz, Aimar€ y quiero aprender de ellos y mejorar poco a poco". El delantero se define como un jugador que le gusta "enredar a los rivales en los cuadros de adelante" y es consciente de que debe mejorar "en todos los aspectos" para poder asentarse en el cuadro profesional

En este camino del profesionalismo Zubizarreta tendrá unos referentes muy importantes. "Empecé en la pelota porque mi padre fue pelotari y mi abuelo también fue pelotari profesional, aunque estuvo pocos años en las empresas unidas debido a que se tuvo que retirar por una lesión. He tenido mucha suerte porque han conocido este mundo y me han ayudado en lo que tenían que ayudarme. Creo que he tenido buenos consejos y seguirán dándomelos como siempre", cuenta Zubizarreta, que seguirá recibiendo ese apoyo ahora en el campo profesional, un nuevo escenario al que deberá enfrentarse a partir de mañana. La espera llega a su fin.

"Empecé en la pelota porque mi padre fue pelotari y mi abuelo también; creo que he tenido buenos consejos"

"Con todo lo que ha pasado hasta que el juez no tire la chapa no voy a estar tranquilo"

Iraitz Zubizarreta

Pelotari de Baiko