campeonato del Parejas

Otra bala esquivada

Ezkurdia y Ladis Galarza, empeñados en seguir vivos en el Parejas, alargan sus opciones de clasificarse tras ganar en el Labrit a Bengoetxea e Imaz

08.02.2020 | 01:32
Ezkurdia se prepara para golpear el cuero en el Labrit.

Duración: 57:35 minutos de juego.

Saques: 2 de Bengoetxea VI (tantos 3, 13) y 2 de Ezkurdia (tantos 17, 19).

Faltas de saque: Ninguna.

Pelotazos: 461 pelotazos a buena..

Tantos en juego: 8 de Bengoetxea VI, 9 de Ezkurdia y 1 de Ladis Galarza.

Errores: 6 de Bengoetxea VI, 3 de Imaz, 3 de Ezkurdia y 1 de Ladis Galarza.

Marcador: 1-1, 1-2, 3-3, 4-9, 4-10, 5-10, 5-11, 6-11, 6-12, 7-14, 7-15, 8-17, 9-18, 10-20, 11-21 y 14-22.

Apuestas: Se cantaron posturas de salida de 100 a 60 a favor de Ezkurdia-Ladis Galarza.

Incidencias: Partido correspondiente a la duodécima jornada de la liguilla de cuartos de final del Campeonato de Parejas de la LEP.M disputado en el frontón Labrit de Iruñea. Lleno. En el primer partido, Agirre-Salaverri ganaron a Darío-Ruiz (22-18).

bilbao - Joseba Ezkurdia y Ladis Galarza viven con la espada de Damocles sobre su cabeza. Cada partido coquetean con la eliminación y ya no tienen permitido más errores. Se les puede achacar su mal inicio de campeonato, pero a estas alturas del Parejas su solidez es tremenda. Dependen de otros enfrentamientos y necesitan una carambola para pasar a las semifinales, pero por ahora superan sus propios deberes día a día. Ayer, vencieron con cierta holgura a Oinatz Bengoetxea y Ander Imaz y alargaron su supervivencia por lo menos unas horas más ya que si hoy ganan Iñaki Artola y Jon Mariezkurrena quedarán eliminados. El triunfo en el Labrit estuvo fundamentado en el trabajo. Ladis Galarza dominó en los cuadros largos. El zaguero de Baraibar apenas cometió errores y a la seguridad le añadió su habitual capacidad para alargar los pelotazos. Así, con Imaz pegado a la pared y sin poder quitar aire, el voleista de Arbizu pudo hacer mucho daño. Otra final superada.

Cada partido da más seguridad a la pareja formada por Ezkurdia y Ladis Galarza. Se entienden mejor y con el paso de la liguilla empiezan a ser una combinación a tener en cuenta. Los arrepentimientos llegan al mirar al retrovisor, demasiados tropiezos anteriores que ahora convierten la clasificación en una tarea himalayesca. Ayer demostraron que están con mucho juego. El arbizuarra está en un estado de forma enorme y entiende el ritmo de los partidos a la perfección. Quita las pelotas complicadas a su compañero y le permite disfrutar de las buenas oportunidades. Trabajo sucio que fue aprovechado por el guardaespaldas de Baraibar. Ladis Galarza fue amo y señor de los cuadros largos y convirtió el partido de Imaz en un tormento. El zaguero de Oiartzun poco pudo hacer ante los pelotazos de su rival y además tuvo problemas a la hora de entender los botes de la pelota.

La pareja de Aspe necesitó madurar el choque. En los primeros tantos dominaron gracias a su mayor pegada, pero les costó realizar una tacada para romper el encuentro. Fue con el 3-3 cuando una cortada del arbizuarra cambió el signo del partido. Los azules lograron el saque y se fueron directos hasta el 3-9. A partir de ahí, Ezkurdia y Ladis Galarza supieron controlar muy bien su renta y ni el empuje final de Bengoetxea les dejó sin el triunfo.

Parejas de primera