Almería 3 - 0 Amorebieta

El Amorebieta se desangra a balón parado en Almería: "Se nos fue el partido en dos jugadas"

Haritz Mujika remarca la necesidad de pensar ya en la visita del Huesca a Lezama

08.05.2022 | 00:17
Los jugadores del Amorebieta, tendidos sobre el césped tras encajar un gol del Almería.

Almería3

Amorebieta0

ALMERÍA: Fernando; Pozo, Ely (Min. 65, Carriço), Babic, Akieme, De la Hoz, Samu, Ramazani (Min. 74, Lazo), Robertone (Min. 74, Eguaras), Portillo (Min. 88, Appiah) y Sadiq.

AMOREBIETA: Marino; Aldalur (Min. 76, Larrazabal), Óscar Gil, Nolaskoain (Min. 79, Orozko), Irazabal, Andoni López (Min. 76, Seguín), San José, Javi Ros, Álvaro Peña (Min. 57, Olaetxea), Guruzeta y Obieta (Min. 57, Sergio Moreno).

Goles: 1-0: Min. 54; Andoni López, en propia puerta. 2-0: Min. 75; Babic. 3-0: Min. 89; Sadiq.

Árbitro: Iglesias Villanueva (comité gallego). Amonestó en el Amorebieta a Andoni López (Min. 52), Irazabal (Min. 71) y Olaetxea (Min. 95).

Incidencias: Partido correspondiente a la trigésimo novena jornada de LaLiga SmartBank disputado en el Estadio de los Juegos Mediterráneos ante 13.478 espectadores.

A cinco puntos de la permanencia con solo tres jornadas por disputarse. En tan delicada situación, agarrado ya a un clavo ardiendo, a una cuerda a punto de romperse, figura el Amorebieta tras caer goleado por 3-0 en su visita a un imponente Almería, líder provisional de LaLiga SmartBank, que se valió de dos acciones a balón parado en la segunda mitad para romper el partido. Sabedores de la victoria del Sanse en Fuenlabrada y del empate del Sporting en Huesca salieron al verde los zornotzarras mientras el Málaga recibía en La Rosaleda a un Oviedo que rascó un punto a domicilio para no amargar aún más el fin de semana a los azules. Lo primero y primordial, no obstante, era hacer el trabajo propio y tratar de puntuar en uno de los estadios más complicados de la categoría, donde el Amorebieta ni mucho menos se encerró de entrada. Lejos de salir timoratos al campo o de verse agarrotados por los nervios, los vizcainos intentaron buscar la portería rival desde el pitido inicial con Marino y Aldalur como grandes novedades en el once en detrimento del lesionado Santamaría y del ayer suplente Larrazabal, respectivamente.

Fue precisamente Aldalur, en su séptima titularidad el curso, quien colgó un preciso balón al área en el minuto 18 para poner a Obieta mano a mano con el guardameta local, quien ganó la partida al gernikarra en la primera gran ocasión del encuentro. Quién sabe lo que habría pasado si los de Urritxe se hubieran adelantado en dicha acción, clamorosa a todas luces, pero la realidad es que no lo hicieron. Tampoco a la media hora de juego en otro testarazo del propio Obieta, el más incisivo en ataque, a centró de un desafortunado Andoni López que interceptó de manera salvadora Akieme.

Solo al contragolpe amenazó el Almería en un primer acto en el que el Amorebieta bien pudo irse con ventaja al descanso. Lo que ocurrió tras el paso por vestuarios, por desgracia, fue todo lo contrario. Una tortura. Dieron un paso al frente los andaluces y encontraron triple premio. Avisó primero Ramazani a los tres minutos de una reanudación que no sentó bien al Amorebieta, negó Marino después el gol a Portillo con una espléndida intervención que acabó en córner y en ese saque de esquina llegó el 1-0. Andoni López, de cabeza en propia puerta, hizo el trabajo que no habían sido capaces de hacer hasta entonces los almerienses, que hallaron petróleo de la nada.

golpe definitivo

Intentó responder el Amorebieta con doble movimiento incluido desde el banquillo, pero Óscar Gil estrelló un testarazo contra el poste como preludio del segundo tanto del choque. De nuevo a balón parado, en una falta lateral esta vez, dobló su ventaja el Almería con un cabezazo de Babic al que no pudo dar respuesta Marino. Sin saber muy bien cómo el 2-0 era un hecho y la película, en esta ocasión, no dio para más pese a que el portero ondarrutarra, brillante en su regreso, agigantó su figura pocos minutos después para desviar al larguero una pena máxima lanzada por Sadiq previa intervención del VAR para castigar una entrada de San José sobre Pozo.

El delantero nigeriano y Samu, con el partido roto en los minutos finales, volvieron a toparse con un inconmensurable Marino que nada pudo hacer por evitar que el propio Sadiq pusiera el lazo al encuentro con un tercer tanto que sentenció al Amorebieta, que se encomienda a Lezama para apurar sus opciones de permanencia a falta de tres jornadas para la conclusión del campeonato.

noticias de deia