Emery resiste la tentación del Newcastle

El técnico vasco rechaza la oferta del Newcastle, una ruina que bajo el manto saudí mudará a super equipo

04.11.2021 | 00:58
Emery gesticula durante el partido ante el Young Boys.

El Newcastle es una ruina deportiva. Penúltimo clasificado de la Premier League, con cuatro puntos tras diez partidos y ninguna victoria que llevarse al buche, todo el mundo sabe que el patito feo del fútbol inglés, o mejor dicho, la urraca, pues así le motejan, dentro de poco vestirá con la exuberancia de un pavo real en virtud del dinero que a buen seguro invertirá su nuevo propietario, un fondo soberano de Arabia Saudí con 320.000 millones de euros a su disposición. Pero antes de iniciar la transfiguración, el Newcastle necesita salir de la penumbra, y para semejante empresa habían pensado en Unai Emery. Pero el técnico guipuzcoano, tras alguna que otra vacilación, declinó amablemente la invitación de los jeques saudíes a pilotar la que, dicen, se convertirá en la nave futbolísticas más importante de la galaxia.

El entrenador del Villarreal ha utilizado las redes sociales para "agradecer" el interés del club del norte de Inglaterra por contratarle y asegura que se mantiene fiel a Fernando Roig, el presidente que puso fe ciega en él cuando le contrató en el verano del 2020. Confianza a la que el técnico vasco correspondió con creces ganando la Europa League tras derrotar en la final al Manchester United, el logro más importante en la historia del club castellonense. De ahí que ahora, tras un mal inicio liguero (dos victorias en 11 partidos y a 10 puntos de los puestos de Champions), el propietario del Villarreal siga manteniendo la misma fe ciega en Unai Emery.
 


"Por mucho ruido que ayer hubiera en otro país (por Inglaterra), dentro del club hubo la transparencia y la lealtad con la familia Roig y con mi plantilla, que es máxima y para mí es lo más importante", señala el preparador hondarribitarra. En el comunicado agrega que "el Villarreal CF es mi casa y estoy comprometido al 100%. Honestamente, estoy agradecido por el interés de un gran club, pero aún más de estar aquí y por eso le comuniqué a Fernando Roig mi decisión de seguir formando parte de este proyecto por el compromiso y respeto que percibo del club y de mis jugadores, que es mutuo y recíproco".

La víspera, sin embargo, el técnico vasco no fue tan claro cuando tras el partido de Champions ante el Young Boys se le preguntó por el rumor. "Yo no abro ni cierro la puerta a nada. Lo único cierto es que he intentado alejarme del ruido. Hay un interés y no tengo más noticia de ese interés y no hay ninguna oferta. Estoy centrado en el Villarreal y en principio no hay pensado nada más allá que eso", dijo Emery en Movistar+.

El Newcastle, que iba a pagar los 6 millones de la cláusula, se han convertido en el centro de una polémica que va más allá del fútbol. Choca con las esencias del club y tiene que ver con el perfil de sus nuevos propietarios, donde el respeto a los derechos humanos apenas computan.

noticias de deia