Presidente de la Asociación de Clubes femeninos

Rubén Alcaine: “Las futbolistas están pidiendo más de lo que genera la competición”

Aunque admite el derecho a la huelga, Alcaine recuerda que solo la ACB y el fútbol profesional masculino mejoran las condiciones que tienen las futbolistas

09.02.2020 | 20:12
Rubén Alcaine, presidente de la ACFF

Aunque admite el derecho a la huelga, Alcaine recuerda que solo la ACB y el fútbol profesional masculino mejoran las condiciones que tienen las futbolistas

MADRID. ¿La huelga que proponen las futbolistas es la salida a la situación de desencuentro entre sindicatos y clubes en la negociación del primer convenio colectivo?

- La huelga es su derecho. Las dos partes queremos un convenio, pero las futbolistas están pidiendo más de lo que la competición genera. Sinceramente, creo que la huelga le hace un flaco favor al fútbol femenino. Los clubes somos los primeros que creemos en esto. Somos los primeros que apostamos por esto.

Las futbolistas alegan que quieren ver reconocidos sus derechos como trabajadoras.

-Desde la constitución de la Asociación de Clubes, en 2015, todas están protegidas. Actualmente, todas las jugadoras están dadas de alta en la Seguridad Social. El embarazo o la incapacidad son temas que ya están regulados en el Estatuto de los Trabajadores. No están desprotegidas como recoge alguna publicación. Hace cinco años, sí que había algunas jugadoras que estaban desprotegidas, pero sus condiciones han ido mejorando año a año. ¿Acaso este año las jugadoras no están mejor que el año pasado? ¿Y el año pasado no estaban mejor que el anterior? Son datos objetivos y no había ningún convenio. Ahora siento que los puntos de desencuentro son el salario mínimo y la parcialidad. En la negociación, los clubes nos comprometimos a mejorar las condiciones de trabajo de las futbolistas conforme se fuesen incrementando los ingresos.

¿Los clubes no pueden asumir una parcialidad del 75 por ciento, lo que dejaría un salario de 12.000 euros brutos anuales?

-Ofrecemos un mínimo de 8.000 euros porque no podemos obligar a un club a afrontar una masa salarial que duplique o casi triplique los ingresos propios que genera la competición. Si aceptamos el 75 por ciento de la parcialidad, los clubes que tengan a sus jugadoras a media jornada tendrían que multiplicar en 1.5 puntos sus salarios para esta misma temporada. Esto no puede ser soportado actualmente por muchos clubes porque no generan esos ingresos. Nosotros somos los primeros que hemos tirado del carro. Nos gustaría que no fueran las propias futbolistas las que reventasen esto. Se ha llegado a donde se ha llegado con el esfuerzo de ellas y de los clubes. Además, actualmente, solo mejoran las condiciones del fútbol femenino la liga ACB de baloncesto y Primera y Segunda División masculinas de fútbol. No hay ninguna otra disciplina deportiva, masculina o femenina, que mejore las condiciones actuales de las futbolistas.

¿Qué ingresos tienen actualmente los clubes?

- Los ingresos propios de la competición vienen de Iberdrola, a través del programa Universo Mujer, que abona 1.3 millones de euros. La Asociación de Clubes recibe 1.6 millones de LaLiga. A eso se suman los derechos de televisión. La venta se hizo en 3 millones de euros para 16 clubes, se ha quedado en 2 millones para 11 clubes.

¿Las jugadoras podrían llegar a entender la postura de los clubes?

- Algunas lo entienden ya; otras, no. Otras creen que hay muchos ingresos y, como he dicho anteriormente, los ingresos son los que son. Y, sí, claro, muchos clubes de la LFP pueden tener muchos ingresos. Pero esa no es la realidad del fútbol femenino. No es justo exigir a un club que pague más de lo que genera.

¿Irán a la reunión convocada por la Federación el 6 de noviembre?

- Sí. Sería la primera reunión a la que nos convoquen y no vamos, porque hasta ahora hemos ido a todas. Pero, sinceramente, ese no es el foro para desbloquear nada. Es más, si hay huelga ahí no se puede tratar nada que esté en la mesa de negociación con clubes y sindicatos.

noticias de deia