Turistas de todo el mundo se vuelcan con 'Puppy'

Terminada la restauración, sigue abierta la campaña de donaciones en la que participan visitas internacionales | El 31 de octubre el museo recibió casi 5.000 visitas, una cifra récord este año

14.11.2021 | 00:28
Una joven se hace un selfi ante 'Puppy'.

El Guggenheim Bilbao recibió el pasado domingo 31 de octubre casi 5.000 personas, la mayor cifra de visitantes de todo el año. Una cifra que alcanza ya los niveles habituales de antes de la pandemia propias de un puente o de los meses de verano, según explican desde el museo bilbaino. Su director general, Juan Ignacio Vidarte, reconocía hace unas semanas en una entrevista en este periódico que 2021 también va a ser un año afectado por la pandemia, "aunque la situación será mejor porque ya nos ha permitido organizarnos teniendo en cuenta estas circunstancias. Objetivamente, además, está siendo mejor porque progresivamente hemos ido recuperando la normalidad". Una normalidad que requiere un poco de tiempo, afirmaba Vidarte: "Quizás el año que viene no lleguemos al millón, pero vamos a estar cerca".

Y estas declaraciones vienen ahora avalados por datos como el del pasado 31 de octubre, cuando las cifras de los visitantes se acercaban ya a la normalidad previa a la pandemia. Una jornada en la que coincidían varias circunstancias, como el hecho de que se trataba de un puente, el crecimiento del turismo en la ciudad y una programación expositiva que está atrayendo a numerosas personas este otoño.

El Guggenheim ha programado este año ocho exposiciones centradas en el papel de la mujer y concretamente, este otoño en las salas del museo las mujeres artistas tienen el papel protagonista con tres exposiciones que demuestran el poderío artístico femenino. Concretamente, se presentan obras de Alicia Neel, mujeres de la abstracción y Sharon Lockhart.

"Desde la pandemia ha sido una época complicada, fue parar de golpe cuando estábamos en una velocidad más que de crucero, porque realmente el año anterior, 2019, había sido un año estupendo desde el punto de vista de visitantes, y habíamos empezado 2020 con una programación muy ambiciosa. Y realmente fue algo muy inesperado. Habíamos contemplado otras posibilidades, pero nunca esta. El museo estuvo cerrado dos meses y medio, pero a partir de junio abrió y fue como tener que preparar los motores de un avión pero en vuelo. Ha sido complicado, de la noche a la mañana perdimos en torno al 70% de los visitantes en 2020", ha explicado Vidarte en una entrevista.

el cachorro más fotografiado 

Puppy, el cachorro floral gigante obra del artista Jeff Koons, que lleva 23 años dando la bienvenida al museo, también está llegando al final de un ciclo. Esta misma semana, finalizaban los trabajos de remodelación del esqueleto de acero interno de la escultura, que mide 12,4 metros de altura, pesa más de 60 toneladas y consta de unas 38.000 flores (100 por metro cuadrado). Este otoño, justo antes del cambio de flor, se ha llevado a cabo la primera gran obra de conservación preventiva de la escultura floral, que ha incluido la reposición y saneamiento de la estructura y de las diferentes capas internas que sujetan el sustrato que a su vez alimenta a las flores. Además, se ha implantado un nuevo sistema de autorriego que está regulado por sensores de humedad en las diferentes zonas de la obra. Unas reformas que alargarán la vida del cachorro más fotografiado del mundo.

Para recaudar los 100.000 euros necesarios para la obra, se ha abierto hace unos meses una campaña de crowfunding #DaVidaAPuppy, que permanecerá abierta hasta final de año. De momento, ya se han conseguido casi 52.000 euros en donaciones.

Johan Ewald Lorentzen, Ellen Kjaer Nielsen, Nadine Gauweiler, Christine Siegenthaler... Los turistas también quieren ayudar a alargar la vida de Puppy. Centenares de personas llegadas de diferentes países han querido aportar una donación. Los nombres de los donantes, provenientes de Euskadi, del Estado y del resto del mundo, quedan impresos en la página web del museo, testigos del interés que despierta el cachorro de terrier gigante del creador norteamericano, considerado el Warhol del siglo XXI. A los donantes particulares también se están sumando empresas vascas que también quieren participar ayudando a costear la rehabilitación.

Por Puppy, se pagó 1,2 millones de dólares (1,07 millones de euros). Ya en 2012, la valoración de la Colección propia del Museo realizada por Christie's (sobre 124 obras) fue de 587 millones de dólares, es decir, 443 millones de euros, cuatro veces el importe de la inversión. Trece obras de arte se valoraron por encima de los 10 millones de dólares, concretamente Puppy, de Jeff Koons, multiplicó por 40 su precio de compra. Koons ha explicado que el origen de su imponente obra "era simplemente celebrar la historia del trabajo con las plantas y hacer algo que tuviera una función espiritual, equivalente a una iglesia o una catedral; algo en torno a lo que la gente pudiera reunirse y tener un debate sobre la trascendencia". No es la única obra de Koons que acoge el museo, su escultura Tulipanes se encuentra a la vuelta del museo y forma parte de la colección Celebration.

Datos

52%

Donaciones. Para recaudar los 100.000 euros necesarios para la obra, se ha abierto hace unos meses una campaña de crowfunding #DaVidaAPuppy, que permanecerá abierta hasta final de año. De momento, ya se han conseguido casi 52.000 euros en donaciones.

Internacional

Interés. Centenares de personas llegadas de diferentes países han querido aportar una donación. Los nombres de los donantes, provenientes de Euskadi, del Estado y del resto del mundo, quedan impresos en la página web del museo, testigos del interés que despierta el cachorro en todo el mundo. También se están haciendo donaciones a través de Internet.

5.000 visitas

31 de octubre. El Guggenheim Bilbao recibió el pasado domingo 31 de octubre casi 5.000 personas, la mayor cifra de visitantes de todo el año. Una cifra que alcanza ya los niveles habituales de antes de la pandemia propias de un puente o de los meses de verano.

noticias de deia