Lenguajes artísticos en la piedra

Ereño reconvierte la cantera de Geranda en ‘Sintonía arrecifal’

Los artistas Alberto Palomera y Rober Garay abren un conjunto de nueve obras “patafísicas”

09.02.2020 | 04:29
El artista bilbaino Alberto Palomera se yergue sobre una de las obras ubicadas en la cantera de Ereño. Fotos: Borja Guerrero

Los artistas Alberto Palomera y Rober Garay abren un conjunto de nueve obras “patafísicas”

Ereño - Hubo un tiempo en el que el mármol rojo sacado de las entrañas de las canteras de Ereño fue a parar a centenares de edificios de todo el mundo. Debe su característico color rojizo a la impregnación del óxido de hierro, pero también a los abundantes restos de criaturas marinas que 200 millones de años antes quedaron atrapadas en sus rocas. Abandonada la extracción, una de esas canteras, Geranda, vuelve a la vida gracias a los artistas Rober Garay y Alberto Palomera y su Sintonía arrecifal, un conjunto de obras que enlazan todas las eras vividas por un singular espacio en el que los autores han perpetuado sus lenguajes artísticos en la piedra.

Arte y naturaleza se dan la mano en el espacio ayer abierto, pero que no se podrá disfrutar hasta el sábado a través de dos visitas guiadas de la mano de sus autores, a las 18.00 y a las 19.30 horas, y un concierto nocturno del artista Neønymus, que comenzará a las 21.30 horas.

La gestación del proyecto, no obstante, viene de lejos. De diciembre de 2018, cuando Garay -incansable buscador de los tesoros de Urdaibai- y Palomera acudieron donde Joseba Zarragoikoetxea, alcalde de Ereño, con un proyecto en mano. "Es un espacio natural antropizado, con cicatrices antiguas en la que nos apetecía realizar una intervención de arte contemporáneo", señaló el primero, que buscaba que a nivel gráfico "se establezca un diálogo con el tiempo arcano" en la que Geranda formaba parte de un arrecife prehistórico. Dicho y hecho.

La transformación artística de la cantera de los montes ereñotarras se materializa a través de un conjunto de nueve obras que hunden sus raíces "en lo patafísico", según Palomera, "la ciencia de las soluciones imaginarias" que huye de las "convenciones universales". Y es que tanto él como Garay, que forman parte de LePatafisicCabinet, invitan al visitante a zambullirse en la era triásica con los ojos de la actualidad. Siempre, eso sí, bajo "la mirada del arte". "Hemos trabajado con la libertad de romper con los límites de lo establecido", aseveró, lo que permite que Geranda se reconvierta en un espacio en el que sus visitantes deberán agudizar la mirada para encontrarse con moluscos, ojos de peces, conchas o alas de libélulas que surgieron del mar en esa época arcaica. Materiales naturales -los fósiles aún están en las piedras- en un espacio al aire libre rodeado de arbolado y con vistas hacia la imponente figura del monte Ereñozar que "adquieren una nueva vida", según concluyeron.

Fusión de la cantera con el arte Durante la presentación, Zarragoikoetxea agradeció a ambos artistas que pusieran sus ojos en Ereño. "La fusión de la cantera con el arte nos pareció una idea extraordinaria y estamos felices con el resultado de la galería", evidenció el primer edil, que avanzó que se pondrán en marcha visitas guiadas al recinto natural, "lo que nos permitirá no solo disponer de un espacio artístico único, sino también mostrar la historia de nuestro pueblo, tan ligada a las canteras".

Durante el acto también estuvo presente la diputada foral de Euskera y Cultura en funciones, Lorea Bilbao, quien aplaudió el proyecto al considerarlo como exponente "del talento artístico vizcaino" que se aúna con el medio ambiente.

A partir del sábado el conjunto artístico será visitable a través de una ruta y de visitas guiadas. Con un aforo limitado, será necesario efectuar las reservas de lunes a viernes, y de 8.00 a 14.00 horas, en el teléfono 946 254 621.