Durangaldea elabora un plan para reducir las adicciones

Los últimos datos muestran una bajada en el consumo de tabaco y alcohol

09.01.2020 | 06:20
Amaia Sarrionandia, Mireia Elkoroiribe y Vicente Fernández, en la presentación del plan.

Abadiño - La Mancomunidad de la Merindad de Durango presentó ayer el cuarto Plan Local de Prevención de Adicciones, que estará vigente hasta 2023. Para su elaboración, se ha llevado a cabo un análisis previo con el objetivo de conocer las necesidades y carencias que puedan tener las personas que conforman la Mancomunidad y al mismo tiempo la situación actual de adolescentes y juventud en cuanto a las actitudes y comportamientos que pueden derivar en adicción o en comportamientos compulsivos. En lo que a la metodología se refiere, se ha llevado a cabo una investigación sobre conocimientos, actitudes y hábitos sobre el uso de drogas y nuevas tecnologías en jóvenes y adolescentes. También se han recogido aportaciones de diferentes áreas municipales y mecanismos de participación ciudadana.

La jornada de ayer también sirvió para dar a conocer la comparativa de los estudios realizados en 2008, 2012 y 2016. "En este sentido, "podemos concluir de manera resumida que se ha producido un descenso en los consumos", explicaron Amaia Sarrionandia y Vicente Fernández, responsables del Servicio de Drogodependencias de la Mancomunidad de Durango.

Según los datos ofrecidos, en el hábito del tabaco en 2016 descienden los porcentajes de quienes lo han probado y de quienes lo consumen de forma habitual. Además, se ha retrasado la edad en la que se prueba el tabaco, que era a los 13 años en 2008 y 2012 y ha pasado a ser a los 15 años en 2016. Atendiendo al sexo, el número de mujeres que han probado el tabaco en 2016 es mayor que el de los hombres, si bien son más los hombres quienes lo consumen de forma habitual.

En cuanto al alcohol, en 2016 descienden los porcentajes de quienes prueban y consumen de forma habitual. La edad de los que lo prueban pasa a ser 13 años, retrasándose el inicio 1 año con respecto a 2008 y 2012. En cuanto al sexo, no se encuentra diferencias reseñables.

En lo que se refiere al cannabis, la edad tipo en la que se prueba ha pasado de ser 14 años en 2008, a ser de 15 años en los años 2012 y 2016. "Sin embargo, resulta llamativo y preocupante que un porcentaje elevado de quienes han probado alguna vez el cannabis (29%) sigue consumiendo esta droga de manera habitual (36% diariamente)", lamentaron los expertos.

noticias de deia