Presidente de la Mancomunidad de Nerbioi-Ibaizabal

Miguel Ángel Herrero: "Siempre dejamos a un lado lo que nos diferencia con la única pretensión de trabajar por el bien común"

Tras casi veinte años al frente de Udaltalde 21, el concejal de Etxebarri Miguel Ángel Herrero está al frente de la Mancomunidad de Nerbioi-Ibaizabal

05.07.2021 | 00:06
Miguel Ángel Herrero está al frente de la Mancomunidad de Nerbioi-Ibaizabal.

Miguel Ángel Herrero afronta esta nueva etapa con la prioridad es gestionar la transición de Udaltalde a Mancomunidad, pero a su vez, tiene "ilusión", porque pueden asentar el trabajo colaborativo con la voluntad de gestionar conjuntamente nuevos servicios y proyectos.

Ha estado al frente de Udaltalde 21 casi veinte años y ahora, una vez formada la Mancomunidad de Nerbioi-Ibaizabal ha sido elegido presidente. ¿Qué espera de esta nueva etapa?

—A corto plazo es una etapa de continuidad y nuestra prioridad es gestionar la transición de Udaltalde 21 a Mancomunidad. Debemos de constituir todos los órganos de funcionamiento, aprobar el presupuesto y subrogar al personal. Pero a la vez es ilusionante porque consolidamos el trabajo colaborativo de los nueve municipios, con la voluntad de gestionar conjuntamente nuevos servicios y proyectos que mejoren la calidad de vida de nuestros vecinos y vecinas.

¿Por qué se decidió formar una Mancomunidad?

—Estamos desarrollando cada vez más proyectos y algunos servicios estaban cogiendo tal envergadura que requerían de una nueva figura jurídica que les diese cobertura. Esto, junto al trabajo positivo de todos estos años, nos ha motivado a ofrecer otro tipo de servicios.

¿Cree que va a ser más eficiente?

—Las ventajas son las mismas para las dos fórmulas de gestión. Por una parte, la agrupación de municipios aporta sinergias y ahorro de costes económicos. Y por otra, ofrece una oportunidad para la cooperación, que es más que la suma de las unidades.

Siendo tantos municipios, ¿cómo suelen trabajar?

—El trabajo desarrollado en Udaltalde 21 de cooperación y consenso en la toma de decisiones se ha trasladado a este nuevo proceso. En todos los proyectos que desarrollamos se tiene en cuenta la opinión de todos los municipios, todos y todas sumamos. Siempre dejamos a un lado lo que nos diferencia con la única pretensión de trabajar por el bien común.

¿Han tenido ya alguna toma de contacto?

—Estamos pendientes de convocar la Junta de Gobierno donde cada municipio tiene un representante de cara a aprobar el presupuesto y la subrogación del personal y de los contratos que nos posibiliten funcionar ya como mancomunidad. Aún así nos seguimos reuniendo como área de Sostenibilidad. También hemos iniciado una ronda de contacto con los alcaldes de los municipios para analizar las necesidades que pueda cubrir la Mancomunidad.

¿Qué objetivos tienen?

—El objetivo principal es asumir una cartera complementaria de servicios para dar respuesta a los retos del futuro de cara a afrontar los nuevos desafíos de los municipios. El primer objetivo que tenemos es afianzar el área de Sostenibilidad y trabajar en los proyectos de economía circular, biodiversidad, energía y el cambio climático, la movilidad y la agenda 2030 y los Objetivos de Desarrollo Sostenible.

¿Cuáles son los servicios que va a tener la Mancomunidad?

—En el futuro cercano vamos a seguir con el Plan de Actuación encomendado a Udaltalde 21 para este año 2021 y para los siguientes en el ámbito de la sostenibilidad ambiental. Dos ámbitos de actuación que están en el plan de gestión de este año son, por una parte, la implantación de la Agenda 2030 y la puesta en marcha de los ODS (Objetivos de Desarrollo Sostenible) y, por otra, desarrollar el Plan Comarcal de Cambio Climático y Energía.

¿Podrían incluir más servicios en un futuro? Servicios Sociales, etc.

—La Mancomunidad cuenta con unas previsiones de trabajo crecientes. Por ello, las áreas a desarrollar y los servicios a ofrecer serán elegidos y priorizados según las necesidades de cada municipio a partir de una carta de servicios a la que cada municipio se pueda adherir libremente en áreas de intervención respecto los Servicios Sociales, Servicio de Euskera, Igualdad, Juventud, Empleo o Turismo. La Mancomunidad dará cobertura pero sin que cada municipio pierda su autonomía en ámbitos de su competencia y que quiera desarrollar por su cuenta.

¿Cuál es el servicio o trabajo más importante que llevan a cabo?

—Por su incidencia y envergadura tanto geográfica como económica, el Plan de Economía Circular es el más importante y dentro de este plan el servicio de recogida de residuos Udaleko es al que dedicamos más esfuerzos y recursos.

Basauri y Galdakao, los municipios con más población, no forman parte de la Mancomunidad. ¿Influye en algo?

—Con su participación podríamos acceder a otro tipo de recursos y tratar, por ejemplo, temas relacionados con el turismo y la movilidad. No hay duda de que con los recursos, infraestructuras y conocimientos de todos los municipios se posibilitaría una mancomunidad más fuerte y con mayor posicionamiento en Bizkaia.

No obstante, ¿la puerta está abierta a la incorporación de otros municipios?

—Por supuesto, la puerta está abierta, el proyecto de la Mancomunidad es vivo y en cualquier momento pueden unirse, también participando en proyectos concretos a través de convenios de colaboración.

"Las áreas a desarrollar y los servicios a ofrecer serán elegidos y priorizados según las necesidades"

"En todos los proyectos que desarrollamos se tiene en cuenta la opinión de todos los municipios"

"El proyecto de la Mancomunidad es vivo y en cualquier momento pueden unirse municipios"


noticias de deia