Bilbao Basket - Betis | La mano de la permanencia

14.05.2022 | 00:31
Evans, en el partido ante el Gran Canaria.

Shannon Evans ha sido la sensación de la parte final de la temporada, con actuaciones extraordinarias y decisivas para el Real Betis

SI para el premio de MVP se tuviera en cuenta la parte final de la temporada, el ganador debería ser Shannon Evans (Virginia, 19-7-1994). El base del Real Betis se ha convertido en la última sensación del curso y en el jugador decisivo para entender la salvación del conjunto sevillano cuando poca gente habría apostado por ello. La llegada al banquillo de Luis Casimiro en la duodécima jornada empezó a ordenar los roles, los varios fichajes realizados elevaron la calidad de la plantilla, pero la decisión definitiva del experto técnico manchego fue darle las llaves y el mando a Evans, que empezó la temporada dejando muchas dudas por su juego desordenado y la ha acabado como un ídolo de la afición bética y un tipo muy integrado en la ciudad, Feria de Abril incluida.

Casimiro, simplemente, vio lo que para Joan Plaza no era evidente y ha dejado a Evans que se exprese en la cancha como sabe y el base que llegó del Bahcesehir turco ha respondido con actuaciones espectaculares e históricas. Desde esa duodécima jornada, el estadounidense ha superado en diez ocasiones los veinte puntos y en otras tantas las diez asistencias. En el último partido en el que el Betis selló la permanencia firmó 28 puntos y 17 asistencias, esta la tercera marca histórica en la ACB. Con esos registros, generó 64 de los 93 puntos que logró su equipo ante el Gran Canaria y logró por cuarta vez el galardón de mejor jugador de la jornada.

Muy complicado de sujetar en el uno contra uno, el base de Virginia es el segundo jugador que más minutos (31) juega por detrás de Dzanan Musa, el segundo anotador también por detrás del bosnio del Breogán con 17,1 puntos y el máximo asistente con 6,8 pases de canasta. También es el jugador que más pérdidas acumula y el que más lanza a canasta con catorce tiros por partido, pero es que él decide cuándo y a quién suelta el balón. El destino del Betis fue puesto en manos de su talento y todos los que dudaron de Shannon Evans en los primeros partidos del curso tienen la duda de si la próxima temporada seguirá en Sevilla. Él dice que eso espera, pero seguramente tendrá ofertas importantes. Porque es curioso como una temporada y, quizás, una carrera puede cambiar de forma radical en solo unos pocos meses. l

Casimiro le dio el mando y desde la 12ª jornada el base de Virginia ha pasado diez veces de 20 puntos y 10 asistencias


noticias de deia