Tras la Supercopa llega la Copa

El Athletic, a levantarse y seguir

Ismael Urtubi, Julio Salinas, Javier Irureta y José Mari Arrate repasan con DEIA la final de la Supercopa y ponen el foco en el inminente cruce de octavos de final de la Copa contra el Barcelona en 'La Catedral'

18.01.2022 | 06:24
Simón despeja con el puño ante la oposición de Militao.

El objetivo de revalidar el título de la Supercopa se evaporó el domingo en Arabia Saudí. No pudo el Athletic superar a un sólido y solvente Real Madrid que tiró de oficio para superar a los rojiblancos y llevarse el gato al agua en una final que volvió a dejar un poso de amargura en el entorno, si bien los de Marcelino García Toral compitieron desde el primer hasta el último minuto. Una vez asimilada la derrota, toca "levantar el ánimo y aprender de cara al futuro", tal como remarcan a DEIA voces con suma experiencia como las de Ismael Urtubi (Muskiz, 1961), Julio Salinas (Bilbao, 1962), Javier Irureta (Irun, 1948) y José Mari Arrate (Bilbao, 1940).

Los cuatro, apenados por no ver a los leones proclamarse campeones de nuevo, coinciden en remarcar el "mérito" del equipo, al que Urtubi, excapitán rojiblanco e integrante del último Athletic que se coronó en liga y Copa, da una nota "de diez". "Son finales complicadas al tener enfrente a todo un Real Madrid, pero el Athletic, con todos los chavales que están saliendo, compitió bien y yo le doy un diez, porque llegar donde llegaron tiene muchísimo mérito". "Contra el Atlético el equipo estuvo genial, acabó siendo superior y en la final fue una pena no meter ese penalti de Raúl García a diez minutos del final, porque quién sabe lo que hubiera pasado en caso de marcarlo", agrega el excentrocampista vizcaino, quien remarca que "saber que estás en disposición de poder jugar una final todos los años, aunque las pierdas es positivo y bueno para el equipo, porque algún día se romperá esta racha y cuando suceda va a ser increíble otra vez el ambiente que se genere alrededor", agrega Urtubi, que pone el foco en que "lo bueno de todo es que hay otro partido importantísimo esta semana contra el Barcelona en Copa y en caso de ganarlo das un paso importantísimo para acercarte a otra final".

A su discurso se abraza Julio Salinas, quien señala que "el Barça tendrá más descanso al haber jugado su último partido el pasado miércoles, pero el Athletic tiene la baza de jugar en casa y eso es muy importante. Que el partido sea en San Mamés iguala todo y puede ser decisivo en la eliminatoria". "El favorito en la final de la Supercopa era el Real Madrid, pero en este cruce de Copa a partido único el pronóstico es mucho más incierto", entiende el exdelantero bilbaino, quien defiende por experiencia propia que jugar finales como la del domingo en la Supercopa "siempre es positivo". "Significa que estás ahí y es bonito acostumbrarse a ello como está pasando últimamente. Luchar por ganar una Copa, además, es factible a día de hoy para el Athletic como se está viendo", añade el propio Salinas, que pone en valor la "competitividad" que mostraron los rojiblancos ante el Real Madrid y recuerda con orgullo la Supercopa de 1983 en la que compartió alineación con su hermano Patxi ante el Barcelona, lo cual fue "un doble motivo de orgullo por pelear un título con el Athletic y hacerlo con mi hermano en el campo al igual que Iñaki y Nico, aunque como ellos nosotros tampoco pudimos ganar".

aprender de las derrotas
 

Javier Irureta, con la experiencia de haber vencido al Real Madrid en su propio estadio en la final de Copa de 2002, también aplaude el papel de los pupilos de Marcelino García Toral en la Supercopa de Arabia Saudí, pues "el equipo no tuvo suerte en el penalti de Raúl García, ni en el que le señalaron en contra que para mí fue muy riguroso, pero ofreció una buena imagen y ahora tiene que levantarse y seguir". "Escuché a De Marcos lo que comentó al término de la final sobre la necesidad de aprender de las derrotas, porque se pierde más veces de las que se gana y estoy muy de acuerdo con él. En algunos momentos te puede tocar perder, pero estar en cuatro finales en un año es muy importante y un buen bagaje para el club", profundiza el irundarra, quien apunta que los leones, superado el amargo trago de la derrota en Riad, tienen que "cambiar rápido el chip y encarar con la máxima confianza el partido del jueves contra el Barcelona".

Comparte opinión el expresidente rojiblanco José Mari Arrate, quien asegura con sumo optimismo de cara al futuro a corto y medio plazo que "el Athletic está jugando bien desde que empezó la temporada y es un equipo perfectamente reconocible. Personalmente estoy muy orgulloso de lo que está haciendo y de que, en la situación privilegiada que tenemos de jugar solo con gente de la tierra y que tiene que ser la envidia de todo el mundo, se esté compitiendo de esta manera contra los mejores".

"Creo que la situación actual, más allá de la derrota en la final de la Supercopa, es para estar muy satisfechos con el equipo, al que Marcelino le ha dado un tono muy positivo", resalta el que fuera máximo mandatario del Athletic entre 1994 y 2001, que tiene muy claro a quien hay que dar ánimos. "A los que hay que levantar el ánimo es a todos los que no llegan a las finales como sí estamos haciendo nosotros", lanza al respecto Arrate, quien apunta con la mirada puesta ya en la inminente eliminatoria copera de octavos de final frente al Barcelona en San Mamés que "lo que hace falta es que se compita como se viene compitiendo hasta ahora, porque yo siempre tengo ganas de ver al Athletic y el ambiente, dentro de lo permitido, será fantástico".

El planteamiento

EL PAPEL DE MARCELINO

Aprobado. Javier Irureta, el segundo entrenador con más partidos en la historia de Primera División, no considera que Marcelino García Toral errase en el planteamiento de la final de la Supercopa contra el Real Madrid. Cuestionado al respecto, el irundarra manifiesta que "apostó por el 1-4-4-2 que tan trabajado tiene y estuvo bien". "El cambio de Raúl García, junto con los otros dos que hizo al mismo tiempo, también le dio más fuerza al equipo en la segunda mitad, aunque las cosas no salieran al final", agrega el que fuera jugador y entrenador del Athletic, que ya ejerció como verdugo del conjunto blanco en la final copera celebrada en el Santiago Bernabéu en marzo de 2002. El Deportivo de la Coruña, con goles de Sergio González y Diego Tristán, se llevó el título contra pronóstico al imponerse 1-2 al equipo dirigido entonces por Vicente del Bosque.

"A los que hay que levantar el ánimo es a todos los que no llegan a las finales"

José MAri Arrate

Expresidente del Athletic

"Hay que cambiar rápido el chip y encarar con la máxima confianza el partido del jueves"

Jabo Irureta

Exjugador y exentrenador del Athletic

"Jugar finales siempre es positivo; significa que estás ahí y es bueno acostumbrarse a ello"

julio salinas

Exjugador del Athletic

"El Athletic, con todos los chavales que están saliendo, compitió bien contra el Real Madrid"

ismael urtubi

Exjugador del Athletic

 

noticias de deia