"Hartazgo, temor y preocupación" entre los vecinos de Plentzia por los continuos incidentes

La alcaldesa de Plentzia advierte de que los altercados no son "una cuestión policial" sino "de educación"

01.09.2021 | 14:25
Vecinos de Plentzia concentrados el pasado domingo en repulsa de la violación múltiple sufrida por una menor el fin de semana

La alcaldesa de Plentzia, Elixabete Uribarri, ha asegurado que ni la Ertzaintza ni la Policía local "desean verse en el foco de actuaciones" como las ocurridas esta pasada noche en la localidad y se ha mostrado convencida de que los altercados registrados no son "una cuestión policial" sino "de educación". Además, ha asegurado que entre los vecinos de la localidad vizcaína "hay hartazgo, temor y preocupación" por los continuos incidentes.

En declaraciones a Radio Euskadi, la alcaldesa del municipio ha expresado su preocupación por los altercados ocurridos esta pasada noche en Plentzia, que ha llevado a la detención de tres personas tras el lanzamiento de sillas y botellas a ertzainas durante el desalojo de cientos de personas que hacían botellón.

La regidora ha admitido que fue "una noche muy difícil, por desgracia, una vez más" y ha lamentado que "parece que nada es suficiente", pese a que "ha pasado lo peor que podía pasarle a una persona", en alusión a la violación a una menor durante la madrugada del pasado domingo. "Sin embargo, parece que hay una parte de la ciudadanía que no se hace eco de ello, que sigue y sigue", ha añadido.

La alcaldesa ha recordado que la mayor concentración de personas en la noche de este pasado martes se produjo en la Parte Vieja del municipio, en la que se produjeron "enfrentamientos a la autoridad con desórdenes públicos que nadie deseaba".

ACCESIBILIDAD

Preguntada por la razón por la que Plentzia ha sido escenario de sucesivos problemas debido a "conductas incívicas", ha apuntado que uno de los motivos puede ser que es "una zona muy bien comunicada, con un paisaje muy abierto, llano, con playas, zonas verdes, abiertas".

"Suponemos que esta accesibilidad tan buena y favorable para otras circunstancias se convierte en un hándicap para ciertas conductas incívicas", ha explicado. Por otra parte, ha destacado que "hay gran parte de la sociedad que no se ha tomado en serio ni la pandemia ni las medidas de restricción".

Además, ha advertido de que todos los vecinos están "perplejos y absolutamente hartos". "Lo que hay es hartazgo, temor, preocupación", ha dicho.

Elixabete Uribarri ha afirmado que "ni la propia Ertzaintza ni la Policía local desean verse en el foco de estas actuaciones" y ha admitido que "tristemente, no se trata de una cuestión policial" sino "de educación y de cómo se viene divirtiendo gran parte de la sociedad desde la prepandemia".

"Pero, en pandemia está adquiriendo unos tintes, un plus de violencia, de actos vandálicos y de que parece que todo vale que es realmente preocupante", ha manifestado. En su opinión, es necesario "reflexionar" porque "como sociedad no vamos bien".

La alcaldesa ha asegurado que Plentzia es "un pueblo abierto", que recibe "siempre con los brazos abiertos" a veranentes y visitantes y ha afirmado que, entre los que participan en altercados y botellones, "hay propios y extraños". "Hay gente que viene a visitarnos pacíficamente y otros con muy mala intención", ha señalado.

DESTROZOS Y SUCIEDAD

Como consecuencia de los hechos de la pasada noche, el Ayuntamiento evalúa los destrozos y la suciedad, tanto en el centro del pueblo como en la zona de playa y de puerto. "Hay daños en mobiliario público y la tarea ingente de los servicios de playas. Tanto los que dependen de la Diputación foral como los municipales no dan abasto", ha precisado.

Ante la fiesta de San Antolín, que el jueves no se celebrará en Plentzia, el Consistorio y el Departamento de Seguridad trabajan en un dispositivo especial para prevenir posibles incidentes.

noticias de deia