Sánchez pone a prueba su voluntad de pacto hoy con las enmiendas parciales

La ponencia del Congreso comienza a negociarlas sin un acuerdo aún con el PNV, que ha presentado 71

11.11.2021 | 00:15
El presidente español, Pedro Sánchez.

Con un enigmático "ya hablaremos" sobre los Presupuestos, Aitor Esteban cerró ayer miércoles su intervención en el pleno del Congreso de los Diputados ante el presidente español, Pedro Sánchez. El portavoz del PNV en la Cámara estatal no quiso profundizar en las Cuentas porque no eran el motivo del debate, pero insinuó que aún queda tela que cortar, y esa tela tiene nombre: son las 71 enmiendas parciales que ha presentado el grupo vasco y que comienzan a debatirse hoy jueves en la primera reunión de la ponencia de los Presupuestos. Por ahora, no hay un acuerdo cerrado que permita incorporar un primer paquete en la sesión de hoy, según fuentes del PNV.

Tampoco se puede descartar que los socialistas incorporen de saque algunas enmiendas en la sesión de hoy jueves, aunque las fuentes consultadas por este periódico en el grupo del PSOE no ofrecen ningún dato al respecto. La jeltzale Idoia Sagastizabal, representante económica del PNV en el Congreso, será la encargada de participar en esta ponencia y abordar de primera mano estas enmiendas. Entre ellas destaca un importante paquete destinado a infraestructuras ferroviarias, también a I+D+i, ayudas para los afectados por el amianto y para el cuidado de menores con cáncer o incluso que tengan ya los 18 años y necesiten un tratamiento prolongado, y rebajar el IVA de las peluquerías.

'ley mordaza'


Por otro lado, ayer miércoles se registraron las enmiendas para reformar la Ley Mordaza del PP en base a la propuesta del PNV. El paso se dio tras múltiples retrasos y ampliaciones del plazo de enmiendas. A propuesta del PSOE y Unidas Podemos, que han registrado 51 enmiendas, las protestas frente al Congreso, el Senado o los parlamentos autonómicos estén o no celebrando un pleno dejarían de ser sancionadas. El PP ha presentado 40 para volver a la redacción de Rajoy. Según han planteado PSOE y Podemos, que también han registrado enmiendas por separado, solo será muy grave –multa de 30.001 a 600.000 euros– sobrevolar infraestructuras críticas, y fabricar y poseer armas prohibidas y explosivos. Las barricadas, escraches e impedir la ejecución de desahucios quedan suprimidos como conducta grave. Los agentes tendrán que avisar "de manera verbal claramente audible" antes de intervenir en concentraciones y se usará el material menos lesivo.

El PNV incorpora como enmienda a su proyecto una disposición final para reformular la Ley de Extranjería, para que cuando sea un extranjero el que perturbe una infraestructura crítica (puertos, aeropuertos, centrales nucleares) pueda ser expulsado del país, en lugar de ser multado.

noticias de deia