Marlaska asume el control de la Ertzaintza y el resto de cuerpos

El Gobierno tendrá bajo su mando en la CAV 15.000 agentes y un millar de militares

15.03.2020 | 01:16
Última promoción de agentes de la Ertzaintza

Alrededor de 15.000 efectivos de las fuerzas de seguridad se encargarán del confinamiento de la población en la CAV a partir de mañana, en cumplimiento del estado de alarma decretado por el Ejecutivo de Pedro Sánchez, y que incluye medidas para que desde Madrid puedan asumir también el control efectivos de los agentes de la Ertzaintza.

De esta forma, según el decreto anunciado ayer por Sánchez, el Ministerio de Interior que lidera Fernando Grande-Marlaska toma el mando de la Ertzaintza y de todas las fuerzas de seguridad de la CAV para garantizar el orden y vigilar los movimientos de la población, que solamente podrá abandonar sus casas por motivos de fuerza mayor, laborales, y de abastecimiento. Es la Policía vasca la que suma el mayor número de efectivos –con alrededor de 8.000 ertzainas–, pero en Euskadi también tienen presencia algo más de 2.000 agentes de la Guardia Civil y 1.000 de la Policía Nacional, que se sumarán a las labores relacionadas con las restricciones contempladas en el estado de alarma. Además, hay que sumarles el millar de militares acuartelados en la CAV y las diferentes policías locales de los municipios vascos, de las que el nuevo mando único también podría hacer uso en un caso de necesidad.

Esta asunción de las policías autonómicas por parte del Estado está recogida con claridad en la Ley Orgánica 4/1981, que contempla los estados de alarma, excepción y sitio. Según recoge esta norma, "los integrantes de los cuerpos de policía de las comunidades autónomas" quedarán "bajo las órdenes directas de la autoridad competente", en referencia al Gobierno español, "para la protección de personas, bienes y lugares". Este estado de alarma se había aplicado únicamente en una ocasión, debido a la huelga de controladores aéreos en 2010, pero no conllevó intervenciones autonómicas.

Ahora, por primera vez en democracia, se abre la puerta a que el Estado asuma competencias propias de la CAV e Interior se haga con el control de la seguridad en los tres herrialdes para intentar frenar la crisis del covid- 19, movimiento incluido en el estado de alarma que ha resultado ser una sorpresa para las administraciones territoriales. A este respecto, según expresó ayer el portavoz del Gobierno vasco Josu Erkoreka, temen que esto suponga una especie de "155", en referencia al artículo de la Constitución que se aplicó para intervenir la autonomía catalana en 2017.

Por el momento, según informó la Cadena Ser, desde el Gobierno español aseguran que informarán previamente a las comunidades autónomas de los movimientos a seguir, pero recuerdan que las administraciones regionales tendrán que seguir las directrices del departamento de Grande-Marlaska.

Además de las competencias que asumirá Fernando Grande-Marlaska, en el mando único que se hará cargo de la situación desde Madrid estarán también el ministro de Transportes, José Luis Ábalos; el de Sanidad, Salvador Illa; y la titular de Defensa, Margarita Robles. Por último, este gabinete de crisis también contempla medidas extraordinarias como la intervención de empresas en caso de necesidad del Estado español.

datos

15.000 efectivos. El nuevo mando único, coordinado desde Madrid y en el que tendrá un gran peso el ministro de Interior Fernando Grande-Marlaska, tendrá a su disposición en la CAV a alrededor de 15.000 agentes policiales, de los cuales la mayoría pertenecen a la Ertzaintza, que cuenta con 8.000 efectivos.

Estado de alarma. La Ley Orgánica 4/1981 ampara este movimiento del Gobierno, al recoger que "los integrantes de los cuerpos de policía de las comunidades autónomas" pueden quedar bajo el control del Estado en situación de alarma.

noticias de deia