Ucrania considera "inevitable" formar parte de la OTAN

Kuleba, ministro de Exteriores, cree sin embargo que llevará tiempo

02.12.2021 | 00:43
El ministro de Exteriores de Ucrania, Dmitro Kuleba.

El ministro ucraniano de Exteriores, Dmitro Kuleba, aseguró ayer que es "inevitable" que su país se convierta en miembro de la OTAN, si bien reconoció que "llevará tiempo", y defendió que se impongan sanciones contra Rusia si finalmente ataca a la antigua república soviética. "No tengo duda de que ser miembro de la OTAN es inevitable, pero llevará tiempo", declaró Kuleba a su llegada a la segunda jornada de la reunión de ministros de Exteriores de la OTAN que tiene lugar en Riga.

El responsable ucranio de Exteriores afirmó que "algunos aliados reconozcan que sin Ucrania el flanco oriental de la OTAN será más débil". "Básicamente, si Ucrania se mete en problemas, significa que todo el flanco oriental de la OTAN se meterá en problemas. La posición reforzada de Rusia en la región planteará una amenaza directa al flanco oriental de la Alianza", aseveró.

Además, Kuleba se mostró convencido de que si la OTAN y Ucrania "unen fuerzas" y actúan "de forma coordinada", "será posible disuadir al presidente Putin y desmotivarle de elegir el peor escenario, que es una operación militar".

Respuesta de putin
 

La respuesta de Putin a los deseos ucranios no se hizo esperar. El presidente ruso propuso a la OTAN entablar negociaciones para impedir la ampliación de la Alianza Atlántica hacia Rusia, en clara alusión a Ucrania. "En el diálogo con Estados Unidos y sus aliados insistiremos en el logro de acuerdos concretos que excluyan un mayor acercamiento de la OTAN hacia el este y el despliegue de sistemas de armamento que nos amenacen cerca del territorio de Rusia", dijo Putin durante la ceremonia de entrega de cartas credenciales de embajadores en el Kremlin.

El líder ruso mantiene que una de las "líneas rojas" para el Kremlin es, precisamente, el despliegue de armamento ofensivo occidental en territorio ucraniano. Putin subrayó que Rusia necesita "garantías jurídicas", ya que los países occidentales "no cumplieron los compromisos verbales adquiridos". "Proponemos al respecto iniciar negociaciones sustanciales", afirmó, dirigiéndose a una veintena de embajadores.

Putin volvió a recordar las "promesas verbales" supuestamente realizadas por los líderes occidentales, después de que el Kremlin diera luz verde a la reunificación alemana, de que no aceptarían en el seno del bloque a los países del antiguo bloque comunista, cuanto más a repúblicas exsoviéticas. "En particular, todos conocen las promesas verbales de que la OTAN no iba a ampliarse al este, pero se hizo completamente lo contrario. En resumen, las legítimas preocupaciones rusas en materia de seguridad fueron ignoradas y lo siguen siendo ahora", subrayó Putin.

Se refería a la ampliación aliada hacia los países que integraban el antiguo bloque comunista en 1999 (Polonia, Hungría y la República Checa) y 2004 (Bulgaria, Rumanía, Eslovaquia, Eslovenia, Lituania, Estonia y Letonia).

"No exigimos ninguna condición especial. Entendemos que cualquier acuerdo debe tener en cuenta inevitablemente tanto los intereses de Rusia como de todos los países euroatlánticos. Una situación tranquila y estable debe ser garantizada para todos (...), sin excepción", agregó.

Stoltenberg: "Rusia no tiene veto"


Por su parte, el secretario general de la OTAN , Jens Stoltenberg, insistió ayer en que Rusia "no tiene ningún veto" en el caso de que se decida que Ucrania pasa a formar parte de la Alianza. "Rusia no tiene ningún veto, no tiene nada que decir y no tiene ningún derecho a establecer una espiral de influencia para intentar controlar a sus vecinos", enfatizó Stoltenberg en una rueda de prensa.

"Hemos dicho que Ucrania se convertirá en miembro, pero nos corresponde a nosotros, los 30 aliados de la OTAN, decidir cuándo Ucrania está lista para ser miembro y cumplir los estándares de la OTAN", zanjó el secretario general de la Alianza.

noticias de deia