La OTAN alerta en vísperas de su cumbre del desafío que suponen Rusia y China

Stoltenberg critica el comportamiento de ambos países, "rechazando el orden internacional basado en las reglas"

11.06.2021 | 16:04
Jens Stoltenberg, secretario general de la OTAN.

El secretario general de la OTAN, Jens Stoltenberg, alertó hoy, a pocos días del comienzo de la cumbre de la Alianza, de los retos que supone el comportamiento de Rusia y China para el orden internacional.

"Estamos en una época de competencia global y tenemos que responder a muchas amenazas y desafíos al mismo tiempo", recalcó Stoltenberg en una rueda de prensa previa a la cumbre del próximo lunes, que se celebrará en Bruselas.

Stoltenberg dijo que los retos a los que se enfrenta la Alianza son "Rusia y China, que rechazan el orden internacional basado en reglas; la amenaza continuada del terrorismo; las amenazas sofisticadas de ciberataques, las tecnologías disruptivas y el cambio climático".

Según dijo, "ningún país y ningún continente puede lidiar con todos estos retos solos. Pero Europa y Norteamérica no están solas, están juntas en la OTAN".

La cita de los líderes aliados llegará en un momento "esencial" para la organización, según dijo, y estará protagonizada por la agenda de reformas que quiere impulsar la Alianza para 2030, pero también por la salida conjunta de Afganistán este año y por las tensiones con Rusia.

En la cumbre, los aliados esperan tomar decisiones "clave" sobre consultas políticas, el refuerzo de la defensa colectiva y el fortalecimiento de la resiliencia de infraestructuras clave y las cadenas de suministro.

Una de las ambiciones de la OTAN es impulsar nuevos centros de cooperación tecnológica entre aliados, apoyados por un nuevo fondo de innovación que apoye a las empresas emergentes y que se espera que vea luz verde en la cumbre, según Stoltenberg.

La Alianza publicó hoy estimaciones de gasto en defensa de sus miembros para 2021, y el secretario general destacó que "vamos por el buen camino" puesto que éste es el séptimo año consecutivo de aumentos, aunque alertó todavía de que "tenemos que invertir aún más, y mejor para cumplir nuestro alto nivel de ambición".

La OTAN estima que los aliados europeos y Canadá invertirán el 1,70 % de su PIB en gasto militar en 2021, en ligero retroceso respecto del 1,71 % previsto en 2020, lo que muestra que aún se está lejos del objetivo propuesto de alcanzar el 2 % para 2024.

En el caso del Estado español, destinará a gasto militar el 1,02% de su Producto Interior Bruto (PIB) durante 2021, lo que le convierte en el segundo país de la OTAN que menos proporción invierte en defensa solo por detrás de Luxemburgo.

Igualmente, la Alianza planea acrecentar los esfuerzos por mantener el orden internacional y profundizar las asociaciones y planes para acelerar el entrenamiento de las fuerzas de seguridad y la mejora de las capacidades de defensa de países socios.

El cambio climático también preocupa a la OTAN, que estudia cómo recortar las emisiones derivadas o vinculadas al ámbito militar, mientras que en el de la ciberdefensa se espera que los líderes aprueben una nueva política, la primera en siete años, y acuerden desarrollar un nuevo concepto estratégico.

 
noticias de deia