Rumanía ofrece una campaña de vacunación original en el Castillo de Drácula

Vacunas y espectáculo gratuitos en el castillo del siglo XIV

06.08.2021 | 13:20
Castillo de Conde Drácula.

Entre la multitud de atracciones turísticas en el mundo, Rumanía apuesta por lo diferente y original.

El castillo medieval de Transilvania, Rumanía, ha querido fusionar los conceptos de diversión y salud.

Uno de los castillos más reconocidos mundialmente, será el lugar de vacunación más curioso e inédito del mundo.

Construido en el siglo XIV y con ubicación montañosa, el domicilio de Conde Drácula, también participará en la campaña contra el COVID-19.

La idea es mostrar cómo la gente fue afectada hace 500-600 años, ahora hay solución. 

Y, es, que, los Cárpatos de Rumanía ha experimentado una fuerte caída, en cuanto al número de turistas, este año.

Frente a una interesante aliciente, médicos y enfermeras ofrecerán vacunas gratuitas a los visitantes.

Los sanitarios vestirán con batas ensangrentadas y colmillo, como si de Halloween se tratara.

Concretamente, será la vacuna Pfizer y podrá administrarse durante los fines de semana, sin necesidad de cita.

Además, como un curioso estímulo de marketing, los vacunados en el castillo obtendrán un pase directo gratuito a la exhibición medieval.

Prestando, por tanto, un día de vacunación en un divertido día con toda la familia.

El gobierno rumano, por su parte, está determinando vacunar a 10 millones de sus habitantes para septiembre, no obstante, una encuesta publicada en el mes de abril no dice lo mismo.

Un grupo de expertos Globse, con sede en Bratislava, mostró cómo la ciudadanía rumana se siente poco inclinada a vacunarse.

Por ello, la iniciativa, también trata de persuadir a todo el mundo, pues no hace falta ser rumano, para poder acceder a la vacuna del castillo.

"La idea era mostrar cómo la gente fue afectada hace 500-600 años en Europa", sostenía Alexandru Priscu, director de marketing del castillo a los medios locales.

Por ahora, las húmedas salas del castillos nos abren las puertas, aunque con Drácula ausente.

noticias de deia