Fernando Renteria Pérez

Un sueño televisivo hecho realidad

El reportero de Getxo lleva un año trabajando para el noticiero del canal latino Univisión, en Nevada (EE.UU.)

17.01.2020 | 06:20
Fernando Rentería Pérez reservó un hueco en su apretada agenda para contar su historia en DEIA.

SIEMPRE lo tuvo claro. Su vocación de reportero de televisión corría por las venas del getxotarra Fernando Rentería Pérez. Lo que no imaginaba es que su carrera profesional le llevaría a formar parte del noticiero de la televisión de habla hispana, Univisión, en Nevada (EE.UU.). "He hecho realidad un sueño. Siempre me ha encantado este mundo de la comunicación y desde hace un año lo estoy haciendo realidad", destaca Rentería quien ha visitado Euskadi recientemente. Por cuestiones personales aterrizó en las Vegas y comenzó a echar currículum en diferentes medios para probar suerte. Y la encontró. En marzo cumple un año trabajando en Univisión, rodeado de un equipo de compañeros a los que les está muy agradecido por todo el apoyo que durante este tiempo le han prestado. "No ha sido fácil, pero sí apasionante. En un año he aprendido mucho. Tenía muy poca experiencia y ponerte a diario al frente de la cámara para relatar la actualidad es una tarea complicada. Vas aprendiendo de tus propios errores", comenta el de Getxo. Sin embargo, pese a las complicada vida del reportero de calle, Rentería no cambia el trabajo que tiene por nada. Reconoce disfrutar con cada una de las conexiones y con cada una de las historias que relata en directo. "Hago vivos a la semana a las seis y a las once en el noticiero, que es como si fuera el teleberri en Euskal Telebista. Lo que sí le gustaría en un futuro es dar un salto a la información política, que es lo que realmente le fascina y en lo que le aspira especializarse en un futuro. Por el momento ya ha entrevistado a varios candidatos demócratas y le tocará vivir las próximas elecciones americanas. "He tenido la oportunidad de entrevistar a Kamara Harris y a Pete Buttigieg, que van muy bien en las primarias que se desarrollarán el mes que viene en Iowa", explica.

Fernando ha cogido fuerzas en Euskadi donde ha disfrutado de la familia, amigos y cómo no de la gastronomía que tanto echa de menos en EE.UU. "No he parado. Llevaba un año sin volver a casa y tenía ganas de estar con la familia", dice. Las próximas semanas estarán repletas de encuentros con políticos y candidatos a la presidencia de EE.UU. "En los próximos meses entrevistaremos a candidatos fuertes como Elizabeth Warren y Bernie Sanders".

La diáspora vasca se concentra en el norte de Nevada, en el estado de Idaho y en el norte de California... "En el norte de Nevada hay vascos que emigraron hace muchos años, por los años 60. Se casaron con americanas y a día de hoy solo hablan euskera e inglés. No hay muchos jóvenes vascos viviendo en Nevada", explica el reportero vizcaino.

Nevada se caracteriza por las grandes extensiones de desierto y por los casinos abiertos las 24 horas y el entretenimiento que hace famosa a su ciudad más grande, Las Vegas. En la actualidad viven tres millones de personas de los cuales 2,5 residen en el área metropolitana. "Es imposible aburrirse. Pasan muchas cosas. Las Vegas no es solo la ciudad de casinos, se celebran encuentros políticos, congresos...", afirma. Aunque no es el lugar favorito de EE.UU., Fernando reconoce que es una ciudad especial. "Aquí es donde he empezado".

No se atreve a predecir si el republicano Donald Trump volverá a ocupar el despacho oval tras las elecciones del 3 de noviembre. "Es imposible saber si seguirá ocupando la Casa Blanca. En 2016 ganó el colegio electoral, no el voto popular... Hillary Clinton logró tres millones de votos más que Trump... eso hay que recordarlo". Lo cierto es que como reportero de un canal hispano los temas de inmigración son muy importantes. "La situación de los inmigrantes ha tenido muchos cambios, como una montaña rusa. Todas las semanas hay un nuevo decreto... Los cambios implementados por este gobierno afecta mucho a la situación de personas que estaba en una situación legal. Eso genera mucha incertidumbre", concluye.