Día de La gastronomía sostenible

Cafés Baqué, alineado con la sostenibilidad y la economía circular

Analiza toda la cadena de valor de los productos y servicios para identificar los puntos críticos y mejorarlos

17.06.2021 | 16:31
Baqué implanta la filosofía sostenible en toda sus acciones.

LA firma vasca Cafés Baqué hace mucho tiempo que tomó la decisión estratégica de alinearse con la sostenibilidad y la economía circular, motivo por el cual, hoy, Día Internacional de la Gastronomía Sostenible, está presente en el mercado con una amplia gama de productos ecológicos, no sólo de café sino también de infusiones, azúcar, cookies, etc.

El impulso de Baqué hacia una política sostenible tiene sus orígenes en el proyecto denominado B30 'Baqué 2030', a través del cual la empresa comenzó a realizar un análisis de toda la cadena de valor de sus productos y servicios. "El objetivo de este análisis ha sido identificar los puntos críticos y de mejora para empezar a trabajar sobre ellos, desde el origen hasta el consumidor final", especifica el director de Marketing y Escuela de Café, Iñigo Gutiérrez.

Gracias a esta práctica han ido surgiendo, y seguirán surgiendo, nuevos productos de la marca que ayuden a la conservación del medio ambiente.

Desde Baqué, consideran que el hecho de que cada uno de los movimientos que realizan vengan precedidos de un análisis del producto y de los materiales que son empleados para la venta de los mismos (packaging) les aseguran cumplir con los fundamentos de la sostenibilidad. En el caso concreto del café, elaborado sin químicos ni pesticidas, busca además contribuir a la mejora del suelo, utilizando técnicas que lo hacen más fértil.

Esta manera de proceder deja ver que la implicación de la firma va más allá del producto y tiene en cuenta también los materiales. "El enfoque en este caso lo hacemos desde dos puntos de vista, la compostabilidad y la economía circular. Para cada una de nuestra familias de productos analizamos cuales son los materiales que mejor pueden contribuir a los principios de la sostenibilidad. Es por ello que, en el caso de las cápsulas optamos por la compostabilidad por la dificultad que presentan a la hora de ser recicladas. En otros packaging que contienen una mayor cantidad de café y que, por tanto, no van a generar tanto residuo y son de más fácil gestión, apostamos por la economía circular. Monomateriales 100% reciclables y con posibilidad de que sean de origen reciclado es nuestro objetivo", argumenta el responsable de Marketing.

Un ejemplo de esto último son los nuevos botes de cafés solubles que Café Baqué va a lanzar al mercado a lo largo de este mes de junio, de plástico reciclado (rPET).

Sobre la tendencia de la empresa a incorporar más productos en línea ecológica, desde Baqué señalan que actualmente cuentan con proyectos avanzados y otros que son ideas pero que van a intentar implementar.

"No debemos olvidar que los envases de los productos primeramente deben cumplir unos principios de seguridad y de conservación de los alimentos. Es por ello que, a la dificultad en el desarrollo de nuevos materiales sostenibles debemos sumarle la dificultad de que con su uso la conservación de nuestro producto sea óptima, tanto por nuestro posicionamiento de calidad como por seguridad hacia nuestros clientes", puntualizan.

Estas dificultades tienen como consecuencia que los desarrollos sean lentos, aunque según adelanta Gutiérrez, "no nos cabe la menor duda de que iremos logrando nuestros objetivos. Tenemos muchas ilusiones puestas en dos proyectos que esperamos que vean la luz antes de 2022".

Sobre el público al que Baqué dirige estos productos ecológicos, son tanto para consumo doméstico como para hostelería. "Si analizamos los materiales, no existe diferencia entre ellos. Lo que marca la diferencia son las formas de consumo y de lo que de ellas deriva. Por ejemplo, en la hostelería nos encontramos azucarillos de 8 y 5 gramos que en el hogar no se utilizan. También nos encontramos vasos de take away que tampoco se utilizan en el canal hogar", añaden desde la empresa.

En todos los casos, Baqué analiza el producto que venden en cada uno de sus canales y también los residuos que pudiera generar, tratando de adecuar esos productos en la medida de las posibilidades de la empresa y de la tecnología actual.

Otro aspecto a tener en cuenta, en toda la cadena de valor, es la manera en hacer llegar los productos al cliente. En la hostelería, por ejemplo, "ya estamos haciendo pruebas con vehículos eléctricos que nos ayudará a reducir nuestra huella de carbono", subrayan.

No obstante, apuntan que, por las limitaciones de la tecnología y autonomías, el reparto con vehículos eléctricos no se puede aplicar a la totalidad de las rutas, aunque sí se está analizando convertir a eléctricas aquellas rutas que por autonomía de los vehículos se puedan cubrir.

Respecto a la identificación de los productos sostenibles, en el caso del café, Baqué indica en cada uno de sus packaging los valores que tiene el producto, ya sea a nivel de información de alimento como a nivel de materiales empleados. Pero además, cada uno de estos valores dispone de sellos que ayudan a transmitir al consumidor final el tipo de producto que está consumiendo, y también cómo se deben tratar los residuos que se generan una vez consumido dicho producto.

Proyecto estrella de la firma

Las cápsulas compostables es uno de los proyectos a los que Baqué tiene especial cariño, uno de los primeros que lanzó dentro de la filosofía B30.

En su momento, las cápsulas más empleadas por los cafeteros estaban compuestas de tres materiales: plástico para el cuerpo de la cápsula, aluminio para la tapa y el café de su interior. Para el reciclado, estos tres materiales deben ser separados, y debido a su tamaño, se convierte en un proceso complicado. Debido a este motivo, en Baqué tomaron la decisión de hacer sus cápsulas compostables. "Para ello, y partiendo de materiales compostables tanto para el cuerpo como para la tapa, tuvimos que analizar infinidad de opciones para que, además de asegurar la compostabilidad, se lograra una conservación idónea de producto y un funcionamiento en máquina adecuado", puntualiza el director de Marketing.

Sólo con este movimiento hacia la compostabilidad en las cápsulas compatibles con el sistema Nespresso calculamos que, "con la rotación media de producto que tenemos a lo largo de un año conseguíamos eliminar 35 toneladas de residuos innecesarios".

Tendencia del mercado, movimiento 'Ecofriendly'

Ocho de cada diez millenials o zetas consideran importante que las compañías implementen programas de mejora del medio ambiente. La comida eco/bio está presentando crecimientos de dos dígitos. Tres de cada cuatro consideran a los productos locales y de proximidad relevantes para el cuidado del medio ambiente y declara que prefieren comprarlos. El 82% señala estar preocupado por la sostenibilidad del planeta, aunque sólo el 44% estaría dispuesto a pagar más por marcas sostenibles.

Todos estos datos y pensamientos de los consumidores, sumados a la filosofía de Cafés Baqué, empujan a los responsables de la empresa a cubrir esas expectativas y demandas. Eso sí, añaden, "no podemos olvidar que debemos establecer unas normas de juego en las que se produzca una situación de win-win, es decir, los esfuerzos en el desarrollo y en la adaptación a esta nueva fotografía de mercado tenemos que empezarlo las empresas y estamos seguros que el consumidor lo agradecerá y nos apoyará".

Sobre la repercusión de jornadas como el Día Internacional de la Gastronomía Sostenible, Baqué implanta la filosofía sostenible en todas las acciones que lleva a cabo a lo largo del año y considera por ello que, si el mero hecho de establecer un día internacional conlleva hablar sobre la sostenibilidad, siempre será bienvenido.

"Esto nos sirve no sólo para este día, sino para cualquier otro día que nos ayude a mejorar como sociedad y como personas", concluye Gutiérrez.

noticias de deia