"La madre Europa se volvió demasiado abuela"

Francisco, sobre las fosas del franquismo: "No se puede sonreír al futuro con muertos escondidos"

El papa asegura que lloró cuando Jordi Évole le mostró una concertina como las de Ceuta y Melilla: "No podía creerlo"

08.02.2020 | 23:05
El papa Francisco, entrevistado por Jordi Évole.

Dice que lloró cuando Évole le mostró una concertina como las de Ceuta y Melilla: "No podía creerlo"

ROMA. El Papa Francisco ha reconocido este domingo que lloró al ver una concertina como las que hay en las vallas de Ceuta y Melilla para evitar la entrada de migrantes. Así lo ha comentado durante la rueda de prensa en el vuelo papal en el que regresaba de su viaje de dos días a Marruecos.

El Pontífice recibió la concertina de manos del presentador Jordi Évole, que le entrevistó para el programa 'Salvados' el pasado 22 de marzo, aunque el espacio se ha difundido precisamente este domingo.

"Cuando Jordi Évole me dio la entrevista, me mostró un trozo de ese hilo con cuchillos. Te digo sinceramente que me conmovió y luego, cuando se fue, lloré. Lloré porque no entra tanta crueldad en mi cabeza y en mi corazón. No entra en mi cabeza y en mi corazón al verlo ahogarse en el Mediterráneo. Esta no es la manera de resolver el grave problema de la inmigración", ha dicho.

Francisco asegura entender a los Gobierno que tienen "la patata caliente en sus manos" pero considera que debe resolverse de otra manera. "Cuando vi ese hilo, con cuchillos, parecía que no podía creerlo", ha sentenciado. En la entrevista, el Papa había recalcado que este tipo de instrumentos demuestran "hasta dónde es capaz de descender la humanidad de un ser humano" y advertía de que la "inconsciencia" hace que la sociedad se acostumbre a estas prácticas.

"Los constructores de muros, ya sean cuchillas cortadas con cuchillos o ladrillos, se convertirán en prisioneros de los muros que fabrican", añadido para hablar también de un documental sobre migrantes que son devueltos y acaban en prisiones no oficiales. También ha hecho referencia a una conversación con el mandatario Alexis Tsipras, que le explicó las dificultades del fenómeno migratorio pero añadió que "lo derechos humanos están antes que los acuerdos. "Esta frase merece el Premio Nobel", ha puntualizado.

En este ámbito, ha advertido sobre "muchas personas de buena voluntad atrapadas por el miedo", que es el "sermón habitual del populismo: el miedo". Y como había hecho en la entrevista con Évole, ha recalcado que el miedo es el comienzo de las dictaduras.

También se ha referido a la venta de armas a Yemen "para matar niños" por parte de Europa. "Europa, si quiere ser la madre Europa y no la abuela, tiene que invertir, debe intentar inteligentemente ayudar a aumentar la educación, la inversión, para evitar la emigración no por la fuerza sino por la generosidad, la educación, las inversiones económicas", ha señalado.

En todo caso, ha reconocido que un país "no puede recibir a todos" pero "hay toda una Europa para distribuir migrantes". Además, ha puesto a Suecia como ejemplo de integración de migrantes con "generosidad".

ABUSOS SEXUALES El Papa Francisco ha hecho una comparación entre la conquista de América y la actitud de la Iglesia ante los abusos sexuales a menores en el pasado. "No puedo interpretar la conquista de América con una hermenéutica de hoy", ha dicho en una entrevista con Jordi Évole para el programa 'Salvados', emitida este domingo en La Sexta.

El Pontífice ha hecho esta comparación sin referirse específicamente a la polémica surgida por la petición del presidente de México, Andrés Manuel López Obrador, tanto al Rey de España como al Papa Francisco de pedir perdón por el colonialismo y la evangelización. En el Vaticano, que no ha confirmado la recepción de la misiva del mandatario latinoamericano, se limitaron a señalar que los papas han pedido perdón en el pasado por este asunto.

Francisco quería referirse a que cada época hay que interpretarla con la hermenéutica. "En una época era costumbre tapar todo, no solo los abusos de la Iglesia, de las familias --ha dicho--. La inmensas mayoría de las estadísticas de la ONU me hacen temblar. Yo no sabía que era tanto. No puedo interpretar la conquista de América con una hermenéutica de hoy. Tengo que ir a la hermenéutica de la época".

En este sentido, ha asegurado que hasta que estalló el escándalo de Boston, la interpretación que se tiene que hacer es con esa hermenéutica, de cubrir, tapar y evitar males futuros, como se hacía también, según ha puntualizado, en las familias. En todo caso, el Papa ha recalcado que las estadísticas desde entonces hasta ahora señalan que los casos han disminuido "notablemente". "Eso quiere decir que se ha tomado una conciencia distinta, un modo de proceder distinto y en eso hay que seguir adelante", ha precisado.

"Lo que sucedió con todos los abusos, en cualquier lugar, es que al cubrir se propagan, una vez que se produce la cultura del destape, ya no se propaga", ha insistido.

En un extracto de la entrevista adelantado por el propio Jordi Évole a 'La Vanguardia', el Pontífice asegura que "por supuesto" recomienda las víctimas acudir a la policía y señala que esta es la conclusión de la cumbre antipederastia.

Francisco comprende a las víctimas insatisfechas con este encuentro y recalca que las cosas concretas de la cumbre fueron "iniciar procesos". "Y eso lleva su tiempo. De todas maneras, comprendo la gente que haya quedado insatisfecha, porque cuando hay un dolor de por medio, vos tenéis que callar, rezar, llorar, acompañar, y punto. Pero iniciar procesos es la manera para que sea irreversible la cura", ha señalado.

PAGAR IMPUESTOS El Papa también se ha referido a la exención del IBI a centros de la Iglesia Católica en España. "Los hombres de Iglesia son ciudadanos y tienen que cumplir con todos los derechos de ciudadanos. También pagar impuestos", ha añadido para precisar que sólo deben estar exentos los bienes dedicados al culto o un bien social, como por ejemplo, una oficina de Cáritas.

También ha especificado que la educación es un bien social pero que si el colegio, además de la educación cobra "unos aranceles de aquellos", ahí "se paga". "Tu educación es un poco empresarial --ha precisado--. Todo lo que no sea culto, todo lo que no sea bien común, hay que pagar impuestos".

Por otro lado, el Pontífice ha asegurado no tener opinión sobre la exhumación de Franco, para lo que se ha remitido a su secretaría de Estado. Évole ya había adelantado la opinión del Papa sobre la Memoria Histórica. "Tenemos todavía víctimas de la Guerra Civil sepultadas en cunetas. ¿Qué le parece que haya gente en mi país que se oponga a localizar y enterrar esas víctimas desaparecidas?", le pregunta también Évole en la entrevista. El Pontífice, que se remite al caso de Argentina con 30.000 desaparecidos, asegura que una "sociedad no puede sonreír al futuro teniendo sus muertos escondidos". "Los muertos son para ser enterrados, son para ser individualizados en los cementerios, pero no para ser escondidos. Nunca vas a tener paz con un muerto escondido. Nunca", recalca.

Por otro lado, el Papa, que asegura no tener móvil ni seguir las redes sociales, ha advertido sobre las redes sociales como "fuente de alienamiento" y ha señalado los cuatro peligros de los periodistas: desinformación, calumnia, difamación y "coprofilia", entendida como "amor a los escándalos".

Durante la entrevista, Évole le ha preguntado por medios pertenecientes a la Iglesia que, a juicio del periodista, cometen alguno de los fallos señalados. El Papa responde sin especificar: "A algunos los conozco sí, católicos de misa y tienen medios que no hacen más que ensuciar a los demás".

noticias de deia