Mesa de Redacción

Vacunas demonizadas

14.04.2021 | 00:54
Vacunas demonizadas

No es que haya pasado muchas veces por quirófano, pero cuando lo he hecho he tenido que firmar mi conformidad con que la intervención me pudiera llevar al otro barrio. Tampoco es que sea mucho de medicamentos, pero las gotas que me pongo en los ojos podrían incluso dejarme ciego si se cumplieran los posibles efectos secundarios. Cuando salgo a correr, y eso no me lo ha recetado nadie, sé que existe alguna posibilidad de que la patata diga que hasta aquí hemos llegado, y sin embargo sigo dándole oportunidades de plantarse. Sé que al coger el coche corro el riesgo de sufrir un accidente. Cuando como unos huevos con chorizo, soy consciente de que estoy elevando el nivel de colesterol que puede atascar mis arterias. La final del Athletic del sábado me pondrá la tensión por encima de lo razonable, y eso conlleva sus riesgos. Si subo a Anboto, está ese tramo en el que un traspiés puede dar con mis huesos hechos ceniza. El azúcar y el alcohol de ese gin-tonic que me tomo religiosamente (de Pascuas a Ramos, quiero decir) tampoco creo que sea agua bendita. Podría seguir hasta el infinito detallando hábitos y acciones cotidianas que pueden poner en peligro mi salud... hasta llegar a la dichosa demonización de las vacunas. Los precavidos dicen que los medicamentos con posibles efectos secundarios los tomas para sanar, mientras que las vacunas te las ponen cuando estás sano. A quien crea que está sano con el covid en danza, yo le digo: de la cabeza, al menos, no.

Blogs de Deia
Foros Deia
noticias de deia