En casa de... Asier Sánchez y María Sanz

"Hemos abierto un box de CrossFit en plena pandemia"

El crossfitter riojano residente en Vitoria junto a su pareja, la vitoriana María Sanz, abrieron en febrero CrossFit Bikain. En la pandemia tuvieron que trabajar duro para hacer de su proyecto una realidad, pero ahora que ha empezado a rodar están muy felices

04.07.2021 | 14:33
El crossfitter riojano residente en Vitoria junto a su pareja, la vitoriana María Sanz, abrieron en febrero CrossFit Bikain

Riojano de nacimiento y alavés de adopción, Asier Sánchez empezó practicando artes marciales de pequeño y al entrar en la universidad poco a poco fue descubriendo el CrossFit. En febrero, abrió, junto a su pareja María Sanz, el box CrossFit Bikain y no niegan que están muy felices de haber sacado el proyecto adelante. Además, a sus 26 años, compite al más alto nivel en CrossFit en España. En los clasificatorios de los últimos Games terminó el 105 de Europa y ya se está preparando para terminar entre los 60 primeros en 2022. Por su parte, la vitoriana María Sanz es psicóloga y se define como 'happy athlete' o, lo que es lo mismo, que entrena cuando quiere, pero eso sí, cuando lo hace, lo hace bien. Sin duda, 2021 ha venido cargado de novedades para esta joven pareja, ya que también han adoptado a Dino, su perro. (Conoce los primeros cuidados que necesita tu perro aquí).

Estáis a punto de mudaros, ¿la próxima será ya vuestra casa definitiva?

-Asier: Sí, eso esperamos.

-María: Nos mudamos dentro de Vitoria y no hemos querido irnos a lo primero que encuentras por desesperación. Nos lo tomamos con calma mientras estábamos aquí.

-Asier: Sí, Es que aquí el tema del alquiler aquí es una locura. Mucha gente compra y luego para alquilar te piden 1.000 euros por una casa que las ves y no es nada del otro mundo...

¿Quién es más manitas de los dos?

-Asier: Nosotros teníamos un presupuesto para montar el box, pero a finales de diciembre vimos que la obra no iba a estar para febrero. Estuvimos todo el mes entrenando a las siete de la mañana y de nueve de la mañana a nueve de la noche, de lunes a domingo, nos poníamos a trabajar en la obra. ¡He alicatado el baño yo y todo! Sabía manejar herramientas, pero no es que tuviera mucha idea.

-María: Muchos nos han ayudado a montarlo y a hacerlo, como Álvaro, el otro profe que tenemos.

-Asier: Sí. Estamos súper agradecidos a todos los que nos han ayudado.

Abristeis el 10 de febrero, ¿verdad?

-Asier: Sí. La pandemia me lo tomé como una oportunidad. Entrenábamos y luego nos dedicábamos a organizar todo el plan del box durante un año. Teníamos el dinero justo y nos lanzamos.

¿Os dedicais en exclusiva al box?

-Asier: Yo era entrenador y lo dejé antes de abrir. Ahora soy el dueño de CrossFit Bikain además de entrenador.

-María: Yo soy psicóloga y en septiembre empecé un sitio sabiendo que el trabajo se iba a terminar en marzo de este año para seguir teniendo ingresos hasta que abriésemos. Ahora, a las mañanas, los lunes y los miércoles estoy en un centro sociocultural de mayores en un proyecto que se llama 'Pon en forma tu mente', donde trabajamos la memoria y la atención con los abuelos. Al salir de allí voy al box.

¿Has tenido alguna ventaja por ser quien eres en el mundo del CrossFit para abrir un box?

-Asier: No he tenido ventajas por ser quién soy. Nos hicieron un cuestionario bastante amplio y nos preguntaron qué significa Bikain, el nombre del box y nos lo aceptaron súper rápido.

-María: En sí sólo te piden que te presentes, qué cuentes qué quieres hacer, tu experiencia como atleta y

¿Creéis que los gimnasios han sufrido mucho con la pandemia?

-Asier: Sí, pero un box de CrossFit, como el nuestro, es distinto a un gimnasio. De hecho, el problema ha sido que durante la covid-19 se metieron en el mismo saco a todos,tanto a los gimnasios, como a los campos de golf u otros establecimientos deportivos. Pero los boxes son espacios muy ventilados, abiertos y muy espaciosos y con grupos reducidos.

¿Cómo definiríais esta disciplina?

-Asier: El CrossFit es un deporte que mezcla tres modalidades diferentes que en todo momento se mezcla de forma aleatoria y nunca se van a repetir. Está el entreno cardiovascular y aquí haremos hacer remo, esquí, bicicleta o salir a correr; el entreno con tu propio peso corporal donde haremos el pino, colgarte de una barra, subir cuerda, colgarte de unas anillas, mover objetos o tirarte al suelo y levantarte; y el entreno de gimnasticos. Nunca se repite, no hay rutinas. (Todo lo que tienes que saber acerca del CrossFit aquí).


¿Cuál ha sido tu última competición hasta la fecha, Asier?

-Asier: En Miami, antes de la pandemia. Me clasifiqué para Wodapalooza, una de las compiticiones más grandes que hay, y es de las mejores experiencias que he tenido en CrossFit. Cuando volvíamos, nos decía el taxista que España estaba muy mal con el tema de la pandemia, pero nosotros le decíamos que no porque no sabíamos lo que estaba pasando (ríen).

¿Qué hay que hacer para llegar a ese nivel?

-Asier: Durante cuatro semanas tienes que hacer dos entrenamientos por semana que teníamos que subir cumpliendo todos los parámetros que te marcan. Los corrigen y yo entré de repesca después de que revisaran todos los vídeos de nuevo. Había quedado justo a las puertas y pude ser uno de los 90 que participó en el Wodapalooza. Allí la competición es enorme, hay por equipos, parejas, adaptados... de todo. Es un festival. También hemos estado en París, Amsterdam o Milán.

-María: Lo hacen al aire libre y es increíble. Hay un evento que se hace por la noche y es como una discoteca. En Italia también había pero en Miami era muy importante.

-Asier: Están las tiendas de las mejores marcas y además, allí están los mejores atletas del mundo. Estaba Fraser -cinco veces ganador de los CrossFit Games- viendo la competición. Me llamó la atención ver cómo ha crecido el deporte allí y lo implantado que está en la sociedad.

¿En qué sentido?

-Asier: Aquí vas a una competición de CrossFit en España y te dicen que tienes que pagar por ver la competición y te dicen si estás flipado. Luego vas a Italia y se pagan entre 20 y 30 euros por ver la competición. Allí había cola para pagar 300 euros por una entrada. Hubo más de 9.000 personas viendo la competición durante todos los días.

Siendo psicóloga, ¿crees que la mente es importante en CrossFit?

-María: A Asier trato de templarle.

-Asier: Sí, lo que pasa que María lo vive mucho y le resulta difícil ayudarme en el momento. Sí que después de la competición me templa y me ayuda mucho. (Entrenar la mente para un deportista es tan vital como el físico, aquí).

¿Podéis darnos un ejemplo?

-Asier: Durante el último Open. Fue súper extraño y estaba muy desanimado con las pruebas que iban saliendo cada semana. Los elementos que pusieron en el 1 y el 2 no tenían técnica y por tanto no había nada donde se pudiera demostrar todo lo que habías entrenado previamente. En ese sentido me veía muy poco recompensado, pero María fue clave para que siguiera.

¿Cómo lo hizo?

-Asier: Haciéndome ver que es un recorrido largo y que no desista.

-María: Luego cuando lo ves desde fuera es fácil decirlo pero cuando te pasa a ti es difícil ser objetivo. Al final un WOD no te define. El CrossFit tiene pruebas tan diferentes que no puedes hacer más que estar preparado para lo que toca sabiendo que es un camino largo, y eso en cierto modo está bien. Tu fisionomía te hará ser mejor en un tipo de WOD que en entro pero eso también hace que enganche tanto, superarse día a día.

"El tema del alquiler en Vitoria es una locura. Hemos encontrado lo que queríamos, pero ha costado"

-Asier: Luego el Open, debido a lo que hemos trabajado de diciembre a enero, no me salió tan bien como los cuartos de final. Quedé el 105 de Europa y el año que viene pelearé por llegar a semifinales. Para ello, tengo que estar entre los 60 primeros. He quedado donde tenía que quedar y entrenando bien este año en 2022 podré entrar en semifinales.

Olvidándote de Asier, ¿qué consejos puedes dar alguien que está empezando en CrossFit?

-María: El CrossFit es un deporte muy agradecido y siempre hay algo que se te va a dar mejor.

Hay gente con distintas capacidades y, por tanto, serán mejores en unas cosas o en otras. De esta manera el que pesa 100 kg tendrá más fuerza de entrada que quien pesa 70 o la chica más delgadita será mucho más hábil que un chico con otra fisonomía. Por ello, cuando consigues algo te marcas otro objetivo.

¿Cómo es la evolución al principio?

-María: Primero habrá unos meses de progresión, seguido tú creerás que te estancas y luego vuelves a sentir o ver la progresión del inicio.

-Asier: Al final lo que tienes que buscar en CrossFit es no centrarte sólo en un ejercicio. Hay que seguir avanzando en todos, sin dejar de lado el que te cuesta más y poco a poco mejoraras. Así mejoras el pino estricto, la sentadilla o el 'burpee'.

-María: En esa mejora esos ejercicios que más te cuestan pueden llegar a gustarte. Hay que disfrutar todos los días de cada entrenamiento, ya que cada día es gratificante. Al final, si vas con ganas de pasarlo bien lo harás. Si tienes un día malo hay que hacer que esa hora que estés entrenando sea la mejor.

¿Qué creeís que es lo que más engancha del CrossFit?

-Asier: Diría que son las habilidades. Te vuelves más hábil. De no saber qué hacer a aprender. La primera dominada o el primer pino. Subir a la cuerda con la técnica. Luego que no haya una rutina como tal lo hace mucho más atractivo.

María ayuda a Asier a preparar la mochila para ir a entrenar. Aida M. Pereda

¿Algún familiar vuestro hace?

-Asier: Mi padre con 72 años y problemas del corazón. Empezó a raíz de que yo empezara a entrenar. Era comercial y le dolían los hombros, conducía mucho tiempo. Le convencí y empezó conmigo con ejercicios básicos, es súper hábil. Ha hecho mucho deporte de joven y poco a poco se vio que mejoraba. Empezó en la finca que tenemos en Haro, y yo le mandaba rutinas.

¿Por ejemplo?

-Asier: Le decía que subiera encima de un cajón 100 veces o que hiciera remo. Se apuntó a CrossFit Gorbeia, donde estaba yo, y le adaptamos el burpee para que lo hiciera con la ayuda de un cajón.

¿Qué es lo que mejor se le da?

-Asier: Los ejercicios de peso. El otro día hizo su primera dominada y para él eso es increíble.

¿Os gusta etrenar juntos?

-Asier: Entreno mucho tiempo solo pero últimamente entrenamos juntos. Siempre que estas con gente te da ese empujón para dar más de ti.

-María: Depende del WOD le digo que le voy a ganar (ríen).

¿Qué se le da mejor a María Sanz que a Asier Sánchez?

-María: Bloqueando los hombros creo que soy mucho mejor que él.

-Asier: En comparación diría que es mucho mejor en sentadilla que yo.

María, ¿por qué empezaste?

-María: Acabé el TFM y fui con unos amigos al monte. Uno de los que vino dijo que iban a abrir un CrossFit en Vitoria y pensé en apuntarme. Probé sin tener ni idea y después de ver en redes sociales dudé en seguir. La gente piensa que todos son muy buenos pero no es verdad. La media de edad es casi de 40 años. Él era mi profesor y ahí nos conocimos. Salen muchas parejas de CrossFit (ríen).

¿Has llegado a competir?

-María: Sí, una vez en Barcelona. En el European Showdown de Barcelona en 2019. En Internet ponía que iban a hacer equipo de chicas pero al final a las tres que fuimos nos dijeron que era individual. No me importaría volver pero no pondría todo mi esfuerzo en lograr un gran resultado. Mi objetivo era disfrutar. Me tocó una kettlebell de 16 kilos y no lo había hecho antes.

"Nos conocimos en el box cuando él era mi profesor. Salen muchas parejas en los boxes"

-Asier: Iban en escalado. Entonces, en esa categoría no les hacen de menos pero tienen unos estandares. María llevaba muy poco entrenando. Practicaron unas cosas y allí cambiaron muchas, fue un WOD muy feo para ellas. Aun así lo pelearon.

-María: Tenía que partir y llegué fatal a los burpees. Iba obcecada en que no me gustaba y si no es por él y porque hay gente me hubiera ido. Pese a todo me lo pasé muy bien.

¿Qué os gusta hacer en vuestro tiempo libre?

-Asier: Nos gusta ir al cine, salir a comer fuera... El cine sí que es verdad que es uno de nuestros hobbies preferidos pero con la covid-19 ha estado complicado ir. También me gusta dibujar. Empecé de pequeño, intentando plasmar esa parte artística que me sale de dentro. Estudié Bachiller Artístico y en Logroño estudié Diseño Industrial. Es una profesión que requiere de dibujo y hace poco lo retomé después de que María me regalara unos cuadernos para dibujar, aunque lo tengo un poco parado.

¿Y en tu caso?

-María: Siempre me ha gustado leer, aunque hace mucho que no tengo mucho tiempo para sentarme a disfrutar de un buen libro.

María, ¿cuál dirías que es el libro que más te ha marcado?

-María: Hace mucho que no leo de seguido. Lo último ha sido la trilogía de Vitoria. Me leí los tres del tirón. Los disfrutas si eres de Vitoria, como yo, porque puedes ver los sitios en los que se ambienta. La trama me gustó mucho. (Todo sobre la trilogía de Sáenz de Urturi aquí). Me gustan los thrillers y el suspense, tanto en cine como en libros.

¿Qué os pareció la película de 'La Ciudad Blanca'?

-María: Para mí en la película se destapa pronto quién es el personaje y eso fue un chasco, y que hayan metido los tres libros en una hora, pues sabe a poco, la verdad.

-Asier: A mí sí me gustó la película porque acababa de llegar a Vitoria y fue bonito ver una película de la ciudad donde acabas de empezar a vivir.

¿A qué serie estáis enganchados últimamente?

-Asier: A Lupin. (Lupin, la serie de aventuras francesa que arrasa en Netflix, aquí).

¿Dónde soléis ir de escapada?

-María: A Deba o al pantano. Antes de la pandemia aprovechábamos los jueves para ir a nadar como día de descanso. A raíz de la pandemia empezamos a ir al pantano y un día un cangrejo me robó una chancla. Voy de acompañante (ríen). (El pantano de Vitoria, un lugar idóneo para pasar un gran día en familia, aquí).

Allí también se surfea, entre otros deportes, ¿lo habéis intentado?

-Asier: La verdad que no, pero un día habrá que animarse.

¿Os gustan los videojuegos?

-María: La verdad es que no he jugado nunca a nada y soy muy mala. Con mis amigos a veces me dicen un FIFA y son muchos botones (ríe).

-Asier: Durante un tiempo sí jugué a juegos de lucha, con bichos y así, pero ahora muy poco. De vez en cuando entre los amigos. Jugué a El Señor de Los Anillos y algún juego de estrategia anterior al League of Legends.

¿Y qué nos decís de los juegos de mesa?

-María: Yo he sido mucho de jugar con mis abuelos. El otro día hablábamos que hemos tenido la suerte de jugar con ellos y hoy en día estamos viendo que los más pequeños enseguida están en Instagram y así. (Los cinco juegos de mesa más vendidos aquí).

Habéis creado CrossFit Bikain, ¿qué importacia tendrán las redes sociales en vuestro negocio?

-Asier: Ahora mismo Instagram ofrece una plataforma genial para llegar a muchas personas. Como empresa nos ayuda mucho a llegar a más gente que de no existir Instagram. Es la única que utilizamos y aprovechamos todas las oportunidades que da. (Uso de las redes sociales en tu empresa aquí).

"En este deporte primero vives la etapa de mejoría, luego te estancas y vuelves a mejorar"

Asier, y en tú caso ¿qué importancia tiene como marca personal?

-Asier: La marca personal la he dejado un poco de lado solamente por el tiempo que le puedo dedicar. Antes utilizaba más que antes y sí trato de ofrecer cierta continuidad. Me ha ayudado a darme a conocer y poder llegar a marcas que me ayudan para competir, ya sea facilitando material o con directamente con dinero. De todas formas me parece injusto que se apoye más al deportista que utilice las redes sociales, en este caso Instagram, mejor que al que no.

¿Sabes de algún caso?

-Asier: Sí, el top 20 del mundo, Cedric de Canadá, no tiene marcas detrás porque no se le da bien el uso de Instagram.

Hablando de la marca personal que un deportista decida no depilarse como es tú caso, ¿se tiene en cuenta?

-Asier: Sí, yo no me depilo y no tengo tatuajes. Intento subir a redes sociales lo mejor que puedo.

-María: Creo que Instagram ha cambiado hasta el punto de que parece una teletienda. Antes era más espontáneo, mientras que ahora es mucho más currado todo. Antes lo que se subía en un post ahora es una storie.

-Asier: He dejado de seguir a gente porque me parecen unos pesados porque están continuamente vendiendo productos.

¿Cómo es tu relación con las marcas?

-Asier: Siempre les digo que a mí no me gusta nada forzar las cosas. No voy a salir con el producto en la mano.

¿Algún ejemplo?

-Asier: Por ejemplo si llevo unas calleras de Picsil es suficiente que me las vean mientras hago deporte y no que me obliguen a hacerlo muy explícito. Hay marcas que me han ofrecido determinados productos pero me pedían que pusiera tantos post o vídeos. Eso no me gusta y lo rechazo enseguida.

-María: Creo que se ha perdido la esencia de antes y ha evolucionado a ser muy publicitario.

-Asier: Ella tiene un conocido que sube cosas que le pasan en el Eroski y eso está guay, pero forzar y que tengas que hacer esto o lo otro no me gusta.

¿Cuánto tiempo entrenas?

-Asier: Depende el momento de la temporada pero puede ser entre tres y cinco horas de lunes a sábado. Descanso el domingo y el jueves nadar o alguna debilidad, pero estoy hora y media. Cuando se acerca la competición entreno menos tiempo pero más intenso y en épocas que no tengo que acumular más volumen entreno más tiempo menos intenso.

-María: Soy 'happy athlete' y entreno cuando me apetece. Somos personas que entrenamos cuando nos apetece y porque nos gusta sin ningún objetivo de nada. No fuerzo el tener que entrenar cinco días por semana.

¿Cómo es tu alimentación siendo vegetariano y entrenando a ese nivel?

-Asier: Tengo la suerte de contar con Fabri -nutricionista deportivo-, que me ayuda en todo esto porque siendo vegetariano no es fácil llegar a los macronutrientes y dar en el clavo para acertar. Tengo todo pautado por él y es una locura cómo lo lleva a cabo y es muy fácil hacer la dieta que me plantea. Sí que es verdad que soy bastante sencillo. Desayuno o almuerzo siempre lo mismo y no me importa. Como lo que necesito y lo que me toca pero nada más. Lo único que me sienta mal la leche caliente. (Ser vegetariano y entrenar es posible, aquí).

-María: Comemos lo mismo pero menos cantidad.

-Asier: Tenemos tortilla de patata, pizzas caseras, hamburguesas.... de todo. El pad thai que hacemos es brutal y es muy fácil de hacer. Si tu fin es estético tu alimentación es una y si es deportivo otra. Fabri no me pone límites y podría comer más de lo que como. Mi fin no es estético, como para entrenar no para verme mejor.

María y Asier cuidan mucho su alimentación. Son vegetarianos. Foto: Aida M. Pereda

¿Toma suplementos vitamínicos o proteicos

-Asier: Sí. Creatina, Vitamina-D y Beta-Alanina, pero cuando voy a competir. No tomo nada más. No tomo nada de proteínas, sólo alguna vez como recurso rápido por si no nos da tiempo a comer.

¿Publicitarías algo que no consumes?

-Asier: Claramente no. Si yo no consumo un producto no sería capaz de venderlo. Proteína hubo un tiempo que me ofrecieron pero como realmente no lo iba a tomar decidí no tomarlo.

-María: Cuando la gente entra al box te preguntan qué hay que tomar.

-Asier: Yo siempre les digo cuánta agua beben al día y no lo saben.

-María: Se ve mucho la suplementación y hay que empezar por la base.

-Asier: Cuánto duermo y cómo, cuánto como y cuánta agua bebo. A partir de ahí hablamos pero antes tienes que saber la calidad de estas cosas. Sin olvidar cuánto vas a entrenar. Ahí hablamos y vemos si necesitas o no en base a los objetivos que tengas.

¿Cada cuánto comes?

-Asier: No hay horario marcado pero en mi caso no entreno en ayunas. No importa cada cuánto comas. A veces he comido y hasta las 20.00 solo me había hidratado bien y entreno sin problema. Si tengo que entrenar a las 18.00 horas igual necesito determinada comida u otra. Esa creencia de que hay que comer casi todo el rato no es cierta.

¿Por qué sois vegetarianos?

-María: Nunca he probado el jamón ni embutidos de nada y tampoco he sido muy carnívora. Nunca he comido pescado y comía dos pechugas por semana. Con Asier desaparecieron las pechugas y después de conocer a una chica que me dijo que no comía y así. Al conocerle realmente empecé a comer bien.

-Asier: Antes era muy carnívoro y a mí me afectaba que nunca me ha gustado la industria de la carne y creo que comemos demasiada carne. Tenía malas digestiones y un nutricionista me dijo que lo dejará para probar y empecé a tener mejores digestiones. Comemos carne de calidad pésima y si comieramos carne dos veces a la semana de producto de cercanía sería otra cosa. Creo que si comeríamos carne con sentido igual nunca lo hubiera dejado. Desde entonces nunca como carne ni pescado. Llevo tres años y he mejorado mucho en todo, en lo deportivo y personal.

¿Cuál es el plato que más os gusta?

-Asier Sánchez: Pues María hace una pasta boloñesa que se diferencia de la normal únicamente en la carne. Y el 'pad thai' es otro plato que solemos comer. La soja texturizada la hacemos igual y luego añadimos pimientos rojo y verde, y cebolla a veces.

noticias de deia