Diez cosas por las que no deberías pagar en bares y restaurantes

¿Es legal que te cobren el hielo, el agua o la leche del café? ¡Ojo a la lista de precios!

11.01.2022 | 19:56
Interior de un restaurante con las mesas preparadas para comer.

Llega la Navidad y con ella un tiempo de reunión: las quedadas con amigos, las comidas y cenas de empresa, las familias que, conforme van creciendo, optan por trasladar alguno de sus encuentros fuera de casa... Ir a mesa puesta en estas fechas es una opción interesante.

De los encuentros en bares y restaurantes suelen resultar experiencias agradables, pero, en ocasiones, pueden verse empañadas por imprevistos al recibir la cuenta.

La Organización de Consumidores y Usuarios (OCU) nos da una serie de consejos para que no nos llevemos sorpresas y para que conozcamos nuestros derechos. Señala que los establecimientos pueden fijar sus precios libremente, pero estos deben figurar en su lista de precios. Esta lista debe estar a la vista del usuario y tiene que ser completa y mostrar los precios finales con el impuesto incluido.

Ahí van diez consejos.

1- Los precios, con el IVA. Los establecimientos no pueden engrosar la factura aplicando un 10% adicional al precio de la carta simplemente por sumar el IVA. Según la legislación nacional, no está permitida la advertencia "IVA no incluido", aunque aparezca en el menú. Los precios que se comuniquen en la carta o en la lista de precios ya deben llevar sumado el IVA.

2- No es legal cobrar por el servicio o cubierto. Esto debe estar incluido en el precio.

3- No pueden cobrarte un plus por la reserva. Sí pueden cobrarte una cantidad por adelantado como reserva, de hecho es habitual si se trata de grupos grandes, pero luego deben descontarla del importe total. Si tras hacer la reserva el covid-19 te obliga a cancelarla, esa reserva debe contemplar la opción de anulación y reembolso por una causa de fuerza mayor.

4- Suplementos por mesa o terraza: sí, si se avisa. Te pueden cobrar un suplemento por estar sentado en la terraza o en una mesa en vez de consumir en la barra siempre y cuando te informen con antelación del importe, y lo indiquen en la carta y en el establecimiento. Además, debe aparecer en la factura.

Una joven toma una bebida en la terraza de un bar. Freepik


5- Suplemento por el covid-19. El coste de las medidas de higiene adoptadas por el establecimiento a causa de la pandemia no debe repercutir en el cliente, pero si lo hace deben informarte claramente por adelantado y que tú aceptarlo de forma expresa.

6- Te pueden cobrar el aperitivo que no has pedido. Debe indicarlo así en la carta o en la lista de precios. Si no dice nada, debes preguntar si es gratis ya que, si lo consumes, te lo pueden cobrar.

7- El pan, por comensal o por unidad. Te pueden cobrar por el servicio de pan si está en la lista de precios. Se debe detallar si es por comensal o por unidad, ya que en este último caso te cobrarán cada pieza de pan que te sirvan.

8- El agua, del grifo. Lo normal es que no te la cobren, pero si lo recogen en la lista de precios, legalmente pueden hacerlo. A veces usan la excusa de que es un agua tratada para cobrarte. La OCU lleva años pidiendo una ley nacional para que los establecimientos tengan la obligación de ofrecerte agua del grifo gratis.

9- El hielo. La OCU considera un abuso que te cobren por el hielo de un refresco o de un café, pero el establecimiento puede hacerlo y para ello debe indicar en la lista de precios el coste del producto con y sin hielo.

Una bebida con hielos, sobre la mesa de un local. Freepik


10- La leche del café. El café solo puede tener un precio y el café con leche, otro. Si es así y te informan, tú decides si te lo tomas.

La OCU, además, advierte de que, en el caso de que te ofrezcan productos fuera de la carta, deben informarte en ese mismo momento de su precio, ya que si no, si a la hora de pagar lo consideras abusivo, te puedes negar y proponer abonar el importe de un producto similar de la carta.

La Organización recuerda también que el establecimiento está obligado a entregar al cliente el ticket o la factura donde se detallen todos los productos. Sería imprescindible para cualquier reclamación posterior o en caso de intoxicación.

La recomendación final es revisar la factura antes de pagarla para comprobar que no te han cobrado de más. Si tienes alguna queja y tras expresarla con educación y argumentos el establecimiento se niega a rectificar, la OCU recuerda que podrás solicitar una hoja de reclamaciones donde dejar constancia de lo ocurrido. Si se niegan a dártela, puedes avisar a la Policía Municipal.

noticias de deia