Los ayuntamientos pueden iniciar desde mañana la declaración de pisos vacíos

Es el primer paso para que los consistorios cobren el canon a las viviendas vacías tal y como está recogido en el decreto aprobado por el Gobierno vaco que hoy publica en Boletín Oficial del País Vasco

18.06.2021 | 10:44
Interior de una vivienda sin habitar

Los ayuntamientos vascos podrán iniciar desde mañana el proceso para acreditar las viviendas vacías de sus municipios a las que se les podrá aplicar el canon de 10 euros por metro cuadrado y año recogido en el decreto de vivienda deshabitada que publica este viernes el Boletín Oficial del País Vasco (BOPV).

La pasada semana el Gobierno vasco aprobó este decreto que establece un canon de 10 euros por metro cuadrado y año a los pisos deshabitados durante más de 2 años, y que contempla también el "alquiler forzoso" en zonas "declaradas" con "acreditada demanda" de vivienda así como la "expropiación" en "casos extremos". El texto ha sido publicado hoy en el BOPV y mañana entrará en vigor.

Los encargados de acreditar que una vivienda está vacía y realizar las comprobaciones del padrón e identificación de consumos anormalmente bajos de electricidad, agua y gas serán los ayuntamientos, "aunque de manera subsidiaria también podrá hacerlo el Gobierno vasco".

El procedimiento contará con un "trámite de audiencia" en el que se podrá frenar la declaración de vivienda deshabitada probando los supuestos determinados, incorporándola a programas públicos de alquiler social como Bizigune o poniéndola en venta o alquiler a precios de mercado.

Una vez se incluyan en el Registro Autonómico de Viviendas Deshabitadas, los ayuntamientos impondrán el canon anual de 10 euros por metro cuadrado útil, que se incrementará un 10 % por cada año de desocupación, con un máximo de tres veces el importe inicial. Se tratará de un canon extra fiscal, cuya recaudación se destinará a las políticas de vivienda del municipio.

El decreto excluye de la penalización a las segundas residencias, los casos de traslado temporal por trabajo, salud, dependencia o emergencia social y los hogares ofertados en venta o alquiler a precios de mercado durante un mínimo de tres meses.

También están exentos los pisos que se cedan a la administración para su alquiler protegido, los de entidades sin ánimo de lucro para acoger a personas migrantes, discapacitadas o víctimas de violencia de género y los que estén siendo rehabilitados o no cuenten con las condiciones mínimas de habitabilidad.

El pasado viernes, el consejero de Vivienda, Iñaki Arriola, afirmó en el pleno de control que Bilbao había ya mostrado su disposición a iniciar el desarrollo de este decreto a una pregunta del parlamentario de EH Bildu Unai Fernández de Betoño, quien también adelantó que la coalición soberanista tiene voluntad de arrancar con el proceso de declaración de pisos vacíos en los consistorios donde gobierna.

noticias de deia