CEO de bolsas y mercados españoles (grupo SIX)

Javier Hernani: "Los mercados financieros serán claves en la salida de la crisis"

Vuelve a casa tras una semana en Zurich para participar en las jornadas de Deusto, era CEO de la Bolsa española y ha asumido más retos tras la alianza con SIX

24.05.2021 | 01:10
Javier Hernani, CEO de bolsas y mercados españoles (grupo SIX).

Responsable del área de postcontratación –Securities Serviciesdel Grupo Six, la Bolsa Suiza, que se ha hecho con el control del parqué español, Hernani se muestra "optimista" en relación a la salida de la crisis. El terreno de juego está en perfectas condiciones, nada que ver con el campo minado por la debilidad del sector bancario de la anterior crisis, y los mercados están preparados para dar respuesta a las necesidades de financiación de empresas y administraciones.

Ha pasado más de un año desde que se hizo efectiva la OPA de Six sobre BME. ¿Han encajado las piezas como se esperaba?

—El balance de este primer año juntos es muy satisfactorio. Desde el primer momento nos hemos entendido muy bien y la integración marcha según lo esperado. En Suiza y España trabajamos desde la convicción de que juntos somos más fuertes. Los equipos de las distintas áreas de negocio ya se conocen y cada vez trabajamos de forma más integrada. El gran objetivo desde el minuto uno es ofrecer los mejores productos y servicios a nuestros clientes y atender a sus necesidades del mejor modo posible. Dentro de Six contamos con más instrumentos para conseguirlo. Por ejemplo, F10, la aceleradora de startups de Six, ya está en España, con actividades en Bilbao.

¿Qué ha supuesto la operación para el mercado y empresas españolas?

—El sector de las infraestructuras de mercados financieros vive un momento de transformación y de consolidación. En este contexto, formar parte de un gran grupo es un impulso extraordinario para BME. Es cierto que las infraestructuras de mercados financieros también han crecido un 5% a nivel mundial y un 3% en Europa desde 2012. Estamos convencidos de que esta operación reportará beneficios en los mercados financieros de España y de Suiza, porque revitalizará ambos ecosistemas y atraerá más inversores.

¿Qué papel va a jugar la Bolsa de Bilbao en la nueva sociedad?

—Uno de los compromisos de la operación pasa, precisamente, por mantener y reforzar el papel de todos los mercados españoles y sus infraestructuras. Gracias al conocimiento y cercanía que mantenemos con el ecosistema financiero e industrial de la región, seguimos comprometidos con nuestra función social como generadores de financiación para todo tipo de emisores, públicos y privados. Así ha sucedido con la reciente emisión de Euskobonos verdes o las múltiples emisiones que se han realizado en el mercado alternativo de Renta Fija, MARF, para el que el País Vasco supone una plaza muy relevante. Por otra parte, el compromiso de BME con Bilbao como plaza financiera de referencia es irrenunciable. Seguiremos estando al lado de las empresas. Por ejemplo, en junio celebraremos en Bilbao la primera edición internacional de Hack & Disrupt!, el primer hackathon [reunión de hackers] centrado en el mundo fintech [tecnología financiera] e insurtech [seguros y tecnología] a nivel internacional centrado en finanzas sostenibles.

¿Cuál es la posición de la nueva compañía en el mercado europeo?

—Tenemos vocación de liderazgo a nivel internacional y la ambición de seguir creciendo para ser los proveedores de referencia de productos y servicios para el sector financiero. Somos un operador líder y completo, que ofrece servicios de admisión a Bolsa, contratación, post-contratación, información financiera y servicios bancarios.

¿Ha dejado el Brexit un vacío en el liderazgo financiero en la UE?

—Los mercados de capitales se mueven en un entorno cada día más global y deslocalizado. Desde Six nuestra posición es ofrecer el mejor servicio, para que todas las empresas e inversores vean en nuestros mercados la mejor opción posible, con soluciones globales muy competitivas.

¿Aspiran a sustituir a Londres?

—Somos el tercer operador europeo por volumen y para nosotros es una clara necesidad del competir en este espacio. No sabría decir cuáles van a ser la consecuencias del Brexit, pero el peso de la regulación en el ámbito postcontratación es muy alto. Y el no estar en la Unión Europea para Londres no es una ventaja, más bien lo contrario. Hay actividades que se producen hoy en Londres que es muy probable que en los próximos años busquen localizaciones dentro de la Unión Europea. La ventaja de este grupo es que BME está dentro de la UE y Zurich, Six, está fuera pero muy cerca. Tenemos una combinación de servicios que nos va a ayudar mucho a competir.

Participa en las Jornadas Financieras de Deusto Business School con una ponencia sobre fusiones bursátiles y mercados. ¿Se esperan nuevos movimientos?

—Creo que es pronto para dar por cerrado el proceso de consolidación en un sector pequeño y muy competido como es el de las infraestructuras de mercados. En los últimos años se han sucedido fusiones entre grupos y también operaciones destinadas a la integración vertical para completar la oferta de cada grupo. Nosotros contamos con la suerte de formar ya un operador completo, con servicios muy diversificados, y seguiremos muy pendientes de nuevas oportunidades que puedan surgir para completar la cadena de valor de los mercados que ofrecemos a nuestros clientes, especialmente en el área de Securities Servicies que dirijo para el conjunto de Six.

¿Miran a algún punto geográfico concreto?

Tenemos un tamaño y un diversificación muy interesante para desarrollarnos, para hacer cosas. Seguiremos observando para aprovechar las oportunidades que surjan, que tengan localizaciones geográficas diferentes. La voluntad de este grupo es seguir creciendo.

El año pasado fue un curso perdido para la mayoría de las empresas. ¿Cuál es el balance de BME?

—El año pasado fue histórico y no lo olvidaremos por muchas razones. Fue un año excepcional, sin duda, pero incluso en una situación tan extrema como la del confinamiento causado por la pandemia, los mercados financieros siguieron abiertos en todo momento, ofreciendo seguridad, equidad y transparencia. Con la inmensa mayoría de los empleados trabajando desde casa, fuimos capaces de mantener el normal funcionamiento del mercado, mientras preservábamos también la máxima seguridad de nuestros empleados. En cuanto a la actividad de BME, naturalmente, se vio influida por la pandemia, pero los mercados financieros nunca se detienen y el año pasado las necesidades de financiación de las empresas no cesaron. Prueba de ello, por ejemplo, es el aumento del 17,5% de las ampliaciones de capital llevadas a cabo por las compañías cotizadas. Los mercados financieros fueron fundamentales para la primera respuesta ante esta crisis sanitaria por parte de empresas y emisores públicos y serán claves en la recuperación económica postcovid-19.

¿Cómo pueden ayudar los mercados financieras a la salida de la crisis? ¿Echan de menos alguna actuación por parte de las administraciones?

—Las dos preguntas tienen mucho sentido, pero ya las uniría. La salida de esta crisis es la misma que la de la anterior. La crisis de 2008 fue distinta, pero que desde el punto de vista de la materia prima necesaria para salir tienen una cosa en común: financiación. El Estado, vía deuda pública y las empresas, en los mercados. La Administración necesita dinero para atender las necesidades de los ciudadanos e impulsar la economía, no solo apostando la transición energética y nuevos sectores, también reforzando la economía que ya existe, que será la gasolina para la recuperación. Y las empresas necesitan dinero para iniciar nuevas actividades o mejorar su situación financiera y continuar operando. Para eso está el mercado y está funcionando muy bien. En la crisis anterior las empresas ampliaron capital en la Bolsa española por encima de los 300.000 millones de euros y estamos hablando de que el plan de recuperación de la UE asciende a 140.000 millones. El dinero que llegará de Europa es superimportante, pero la economía va a necesitar más financiación. Ahora es cuando se ve para qué sirve un mercado.

¿Cuáles son las perspectivas para los próximos meses?

—En gran medida, todo dependerá del avance del proceso de vacunación. Si, como todos esperamos, sigue progresando a buen ritmo y la incidencia del coronavirus desciende, la actividad económica podrá reactivarse y eso se traducirá también en una mayor confianza de los inversores. Somos optimistas para el futuro y las perspectivas económicas de los principales organismos anticipan un escenario de recuperación que también tendrán su reflejo en los mercados financieros y en la actividad de BME. Para salir de la crisis y completar la necesaria recuperación, las empresas necesitan u acceso fácil a los mercados y en eso somos expertos. De hecho, los primeros meses del año han sido favorables en el ámbito de las nuevas salidas a Bolsa y esperamos que se produzcan nuevas operaciones en los próximos meses.

¿Es buen momento para salir a Bolsa?

—Las empresas que deciden incorporarse a la Bolsa necesitan contar con un escenario de una cierta estabilidad. En ese sentido, las mejores perspectivas macroeconómicas y el optimismo general sobre la lucha contra la pandemia jugarán a favor de las salidas a Bolsa. En España ya hemos tenido varias incorporaciones a los mercados y las expectativas son favorables, así que creo que la campana de la Bolsa volverá a sonar pronto.El escenario no tiene nada que ver con el de la anterior crisis. —No. Si hay una recuperación del consumo por efecto de la vacunación, habrá oportunidades para salir al parqué. Ahora los bancos están saneados, imagínese que nos hubiera pillado la pandemia medio minuto antes de que se resolviera el problema de los bancos. El sistema bancario es mucho más sólido, está más capitalizado y también son parte de la solución. La recuperación necesita un ecosistema que funcione muy unido. Soy optimista, creo que va a ser duro, pero en esta crisis veo herramientas muy buenas para salir. Costará, hay que gestionarlo bien, pero saldremos.

"El compromiso de BME con Bilbao es irrenunciable. Seguiremos estando al lado de las empresas"

"Para salir de la crisis, las empresas necesitan un acceso fácil a los mercados y en eso somos expertos"

"Ha habido varias salidas al mercado, las expectativas son favorables, la campana de la Bolsa volverá a sonar pronto"

"Somos optimistas de cara al futuro. Si la vacunación sigue a buen ritmo, la economía y la inversión se reactivará"

"Los mercados financieros no se detienen. El año pasado aumentaron un 17% las ampliaciones de capital"

"El Estado debe reforzar la economía que existe, más allá de transiciones energéticas, para salir de esta"


noticias de deia