Elixabete Insausti, socia de Gualbi Asesores y administradora concursal

"Nuestro reto inmediato es acompañar a los clientes en esta difícil situación"

03.05.2020 | 00:03
Elixabete Insausti, socia de Gualbi Asesores y administradora concursal

Con un equipo de profesionales formado en diferentes áreas del Derecho de la empresa y su actividad, Gualbi Asesores ofrece a sus clientes un servicio integral de asesoría y consultoría que les distingue y aporta garantía de éxito.

Gualbi Asesores ha adaptado su rutina para dar respuesta óptima a las necesidades de sus clientes ante la problemática generada en las empresas por el covid-19. Desde su experiencia y conocimiento como abogada economista, administradora concursal y socia de la citada firma, Elixabete Insausti resalta la necesidad de ser proactivos y basa su éxito en la cercanía y disponibilidad. En sus oficinas de Durango y Oñati trabajan para consolidar una firma en expansión.

¿Cómo ha repercutido la crisis del covid-19 en la actividad de Gualbi Asesores?
—Pues desde el segundo 0 supimos que la rutina se iba a ver alterada. Pero también vimos que si algo les hacía falta a nuestros clientes era que estuviéramos a su lado para el trabajo –de considerables dimensiones – que supone el planteamiento de ERTEs, prestaciones por cese, planteamientos de reestructuraciones€ Sabiendo que la situación es delicada decidimos no cobrar importe adicional alguno sobre cuota por los expedientes que acabamos de comentar, hecho que ha sido muy agradecido por nuestros clientes.

¿Cuáles son los pilares de actividad de la empresa en la actualidad?
—Nuestro equipo tiene una experiencia y formación muy coral en lo que respecta al asesoramiento integral de la empresa. Ello nos permite anticiparnos a las necesidades de nuestros clientes. Ahora mismo vemos que los procedimientos concursales van a estar a la orden del día en un mediolargo plazo, y puedo certificar que tanto yo como otros miembros del equipo hemos asesorado a empresas tanto en la presentación de sus concursos como en la atención de aquellos en los que por mi parte he resultado designada administradora concursal.

¿Qué servicios ofrecen a sus clientes?
—Como digo, todo nuestro equipo presta asesoramiento de primer nivel en todos los niveles de la actividad de la empresa. Y con esto quiero decir que abarcamos el asesoramiento fiscal y contable, junto con un seguimiento de procedimientos jurídico-laborales de nuestros clientes, con estrecha relación con los organismos oficiales: un servicio integral de asesoramiento y consultoría. En la situación actual de saturación de
nuestro sector somos de las pocas asesorías de nuestro entorno con el asesoramiento integral al cliente, sin tener que recurrir a terceros. Desde abogados hasta economistas, pasando por asesores fiscales y auditores de cuentas, nos hemos propuesto que el cliente, sea de la dimensión que sea, sepa que con nosotros va a tener cubiertos todos los aspectos de su actividad, incluyendo el concurso de acreedores.

¿Cómo es su modo de proceder?
—En nuestra gestión integral tenemos un plus que es la cercanía y disponibilidad para nuestros clientes, con garantía de éxito. El negocio de la sociedad, del empresario o del autónomo es su vida, y por tanto, la nuestra también. Nuestra vocación de asistencia implica un seguimiento actualizado de la actividad de la empresa, recabando información, anticipándonos a los problemas y, en definitiva, garantizando el éxito y la tranquilidad del cliente, porque ese es nuestro objetivo final.

¿Cuál es la trayectoria de Gualbi Asesores desde su fundación?
—La imagen que presentaría una hipotética gráfica ha sido la de un crecimiento continuado y sólido desde que tomamos las riendas de nuestra actividad. Desde el mismo comienzo hemos combinado nuestro talento y formación con herramientas tecnológicas de primer nivel para garantizar un servicio dinámico. Y eso se ha cristalizado en la satisfacción de los clientes existentes, así como en la afluencia de nuevos.

¿Qué hitos destacaría durante esta andadura?
—En el año 2013 se produjo el relevo generacional. Haber logrado consolidar el traspaso entre las dos generaciones, la de los fundadores y la actual, manteniendo y ampliando la carterade clientes heredada, es quizás el hito más destacable de nuestra nueva andadura.

¿Es una empresa en expansión?
—Realmente sí. Actualmente contamos con oficinas en Durango y Oñati, y ambas están en sólido crecimiento. Apostamos por un modelo no basado en la apertura de centros de trabajo de forma indiscriminada como vemos en otros sitios. Creemos que un crecimiento sólido viene determinado por la apertura, por supuesto, pero también por conseguir una consistencia de cada una de nuestras oficinas. Y la mejor muestra de ello es la creación de nuevos puestos de trabajo en cada uno de los centros. Por supuesto que con la trayectoria que estamos observando no descartamos la apertura de nuevas oficinas, manteniendo siempre la filosofía recién expuesta.

¿Quiénes componen la empresa?
—Somos cinco socios formados en las diferentes áreas del Derecho de la empresa y su actividad. Economistas, abogados civilistas y mercantilistas y auditores de cuentas. Es una fotografía que encaja a la perfección con lo que les hace falta a nuestras empresas en su día a día. Como comento, intervengo en la preparación de procedimientos concursales que puedan solicitar nuestros clientes. Por otra parte, hemos sido requeridos en más de una ocasión para tener que dar nuestra opinión en medios y juntas en las que se hace necesario tomar decisiones críticas en relación con la vida de la empresa.

¿Mantienen su filosofía de crecer con los clientes?
—Sin duda. Asistimos a nuestros clientes en todo lo que surja en relación con su actividad. Pero nuestro trabajo no puede quedar ahí. Se hace necesario ser proactivos de forma que hemos elaborado un networking interno entre nuestros clientes, y por otra parte con empresas de asociaciones que cuentan con nuestros servicios, para reforzar el tejido empresarial y como decimos, crecer con nuestros clientes.

¿Cuál es el perfil de su cartera de clientes?
—Tenemos un abanico amplísimo que abarca desde autónomos y profesionales hasta conglomerados empresariales en cuyas juntas y consejos de administración estamos presentes. Todo empresario, toda actividades un punto más a la hora de garantizar que nuestra economía crezca y se sostenga a nivel de Euskadi, asistiendo a todos ellos, y creciendo con ellos lógicamente. La gran empresa necesita de nuestros servicios y criterios en numerosas ocasiones.

¿Cómo aconsejan a quienes acuden a Gualbi Asesores para afrontar la transición hacia la vuelta a la nueva normalidad?
—Antes que nada transmitimos tranquilidad y expectativa por lo que pueda venir, porque por suerte no hay una solución única y uniforme para todo el mundo. Estamos actualizados en todas las novedades que surgen en la situación de incertidumbre actual, y nuestro criterio en toda esta vorágine normativa se ha visto respaldado por la actuación de la Administración y por los resultados favorables para nuestras empresas. Sabemos que el entorno que ofrece Euskadi garantiza una transitoriedad más ágil para nuestros clientes, y que el Gobierno vasco, con el lehendakari a la cabeza, está haciendo esfuerzos titánicos para acelerar la vuelta a la normalidad.

¿Cuál sería el reto inmediato de la empresa?
—Como empresa, está claro que tenemos nuestros objetivos de crecimiento y expansión, que se van manteniendo. Pero la realidad actual implica priorizar el acompañar a nuestros clientes en esta difícil situación, que es nuestro reto inmediato. Sabemos que vamos a salir, nuestra estructura empresarial es sólida, nuestras grandes empresas y autónomos tienen un plan de ruta establecido desde el mismo comienzo de la situación de crisis, y lo caminaremos con ellos.