se ha revalorizado un 16%

La subida en Bolsa alimenta el interés de los fondos extranjeros por Euskaltel

El grupo inversor francés CIAM se suma al accionariado del operador de telefonía vasco que dirige José Miguel García

09.02.2020 | 16:44
Imagen de la última junta de accionistas de Euskaltel celebrada el pasado mes de julio.

El grupo inversor francés CIAM se suma al accionariado del operador de telefonía vasco

BILBAO- La compañía vasca de telecomunicaciones Euskaltel sigue manteniendo el interés de los inversores y de hecho sigue incorporando a su núcleo duro de accionistas a nuevos fondos foráneos. Recientemente se ha producido la incorporación a la base de accionistas de Euskaltel de un nuevo inversor, el fondo francés CIAM, que se une al gran número de inversores tanto locales como extranjeros que siguen viendo en Euskaltel y en el Estado español una excelente oportunidad de inversión. Algo que se corrobora con la evolución en Bolsa pues las acciones de la compañía que dirige José Miguel García, el hombre de la antigua Jazztel que llegó a la compañía de la mano del primer accionista, el grupo británico Zegona, se han revalorizado un 16% en lo que va de año frente al 7% del Ibex-35.

De hecho, esta semana fuentes de la empresa británica Zegona, titular del 21,06% del operador vasco de telefonía, han sacado pecho acerca de los efectos de su influencia en la gestión de la empresa presidida por Alberto García Erauzkin recordando la evolución positiva de las acciones de Euskaltel. Los británicos indicaron que han registrado un incremento de 30 millones de euros en el valor de su inversión en la operadora de telecomunicaciones vasca durante el primer semestre de 2019.

Con motivo de la publicación de los resultados del primer semestre de la firma británica, Zegona recordó que los títulos de Euskaltel en Bolsa se situaban a 30 de junio de 2019 en los 8,15 euros, frente a los 6,99 euros en los que cerraron el 31 de diciembre de 2018. El viernes las acciones finalizaron la semana a 8,1 euros, tras un descenso del 0,25%.

Los accionistas de Zegona indicaron que la participación en el grupo de telefonía formado por Euskaltel, Telecable y R les ha aportado 3,8 millones de euros en dividendos este año frente a los 3,4 millones de euros que ingresaron por dicha vía en igual periodo del pasado 2018.

En todo caso, no deja de ser curioso que cuando el capital vasco presente en la compañía está en los niveles históricos más bajos tras recortar en los últimos años su presencia diversos accionistas tradicionales como Kutxabank, -no hay que olvidar que controlaba el 30% cuando el operador de telefonía salió a Bolsa-, el grupo Euskaltel se ha consolidado como un polo de atracción de inversores internacionales, contribuyendo, según la empresa, a potenciar el posicionamiento de Euskadi como un territorio europeo de especial interés para la inversión de capital extranjero, y convirtiendo al operador vasco en una plataforma de excepción para servir de conexión entre el País Vasco y los inversores internacionales accionistas de la compañía.

Accionistas extranjeros Como se recordará entre los accionistas de Euskaltel, además de los citados Zegona y CIAM, están notables grupos inversores internacionales como Capital, Artemis, Nationale Nederlanden, los fondos de inversión de los gobiernos de Noruega y Singapur, Fidelity, UBS, GLG, Vanguard, etc.

El núcleo duro accionarial del operador telefónico vasco formado por Zegona, Kutxabank, Corporación Financiera Alba y Abanca está rodeado también de inversores procedentes del Estado español como Bestinver, Allianz Popular, EDM, Mutuactivos, Bankia Fondos o GVC Gaesco.

Esto quiere decir que el grupo Euskaltel cuenta en su accionariado capital procedente de países tan diversos como Reino Unido, Francia, Holanda, Estados Unidos, Noruega, Singapur, Australia, Bélgica, Alemania, Suiza, Emiratos Árabes, Canadá, Italia, Irlanda, Finlandia, Suecia, Portugal, Dinamarca, China y Holanda lo que confirmaría el interés que ha despertado la compañía desde su salida a Bolsa. La empresa capitalizó el primer día en el parqué unos 1.200 millones de euros, cifra que en la actualidad asciende a más de 1.400 millones.

En total, al analizar el accionariado del operador de telefonía con sede en la localidad vizcaina de Derio, se constata que Euskaltel cuenta con inversores internacionales procedentes de 31 países distintos.

Según fuentes de la compañía naranja en la actualidad la base total de accionistas suma unos 3.500, entre inversores institucionales y minoritarios. De este total, un tercio son inversores locales vascos, tanto minoritarios como institucionales, hecho que ofrece una imagen del interés, no sólo de los grandes inversores a nivel internacional, sino de los inversores locales, en un proyecto de futuro, nacido en Euskadi, como Euskaltel.

Más revalorización Con números en la mano, la evolución de Euskaltel en Bolsa este año justifica el interés de los inversores por la compañía pues sus acciones se han revalorizado un 16% en un contexto en el que el primer indicador bursátil español, el Ibex-35, lo ha hecho en un 7% y la mayor compañía española del sector de comunicaciones, Telefónica, pierde en torno al 5% de su valor en este ejercicio.

En este contexto se entiende, según la compañía dirigida por José Miguel García, que el número de accionistas interesados en invertir su capital en Euskaltel sigue creciendo, conformando una base de inversores variada y definida, con presencia de inversores locales e internacionales sólidos, que consolidan la fortaleza del proyecto. Inversores que se mantienen en la confianza de que la compañía va a crecer en los próximos tiempos de la mano del plan de expansión de Euskaltel por España que está preparando el actual equipo directivo llegado de la mano de Zegona.

La firma británica entró en julio de hace dos años a formar parte de los máximos órganos de representación de la compañía vasca de telefonía. Desde entonces, Zegona comparte representación en el consejo de administración de Euskaltel, con Kutxabank y Corporación Financiera Alba, el vehículo inversor de la familia March.

Los últimos movimientos en el capital de Euskaltel no han supuesto cambios relevantes ni en la composición del accionariado de referencia, ni en la composición del consejo de administración, que se mantiene prácticamente invariable con respecto al de dos años atrás, con la entrada de Zegona en el capital de Euskaltel, tras la adquisición de Telecable.

Un hecho a destacar es que en el actual consejo de administración de Euskaltel -compuesto por consejeros dominicales en representación de los primeros accionistas Zegona, Kutxabank y Corporación Financiera Alba, además de los consejeros independientes que suponen un 50% del referido órgano de control de la compañía-, se han adoptado todas sus decisiones por unanimidad lo que da buena muestra del excepcional grado de alineamiento del consejo de administración con la gestión de la compañía liderada por García y la confianza en la evolución futura de Euskaltel, como un proyecto de crecimiento rentable.

Euskaltel

noticias de deia