Farmers Insurance Open

Rahm, en la pelea desde el inicio

El de Barrika cumple en su primera vuelta del Farmers Insurance Open y se mantiene cerca de la cabeza

24.01.2020 | 06:22
Jon Rahm, rodeado de espectadores, en un momento del recorrido de ayer.

Bilbao - Jon Rahm cumplió el guion en el primer día del Farmers Insurance Open. Sin alardes excesivos, ni una tarjeta demoledora, el vizcaino no tuvo problemas para meterse en el grupo de cabeza y presentar su candidatura desde los primeros hoyos. Tuvo la oportunidad de estrenar su participación en el campo norte de Torrey Pines, más asequible que el recorrido sur, y lo supo aprovechar. Apenas cometió errores en toda su vuelta y en los hoyos que tuvo que apretar estuvo acertado para lograr cinco birdies. El golfista de Barrika terminó con una tarjeta de cuatro golpes por debajo del par del campo, que le situaron metido de lleno en una pelea en la que también están grandes nombres como Rory McIlroy, Tiger Woods o Bubba Watson, entre muchos otros. Sebastian Cappelen, que al cierre de la edición compartía liderato con Sungjae Im y Keegan Bradley, destacó por encima del resto de los primeros clasificados al acabar con seis golpes por debajo del par en el campo sur, el único en hacerlo entre los líderes.

con tiger woods Rahm vivió una de sus vueltas más especiales desde que es profesional al compartir partido por primera vez en el PGA Tour con Tiger Woods, aunque ya lo había hecho antes en la Ryder y en el Masters de Augusta. Al igual que ocurrió en el duelo entre estadounidenses y europeos, esta vez fue el vizcaino el que terminó con mejor tarjeta al superar en un golpe al Tigre. La mayor diferencia entre los dos golfistas estuvo en la mayor capacidad de Rahm para recorrer yardas con el driver, un aspecto en el que el propio Woods trata de mejorar sus prestaciones. "He podido competir un poco con Rahmbo, aunque realmente él puede conmigo y golpea más lejos la pelota", comentó con una sonrisa el estadounidense al finalizar su vuelta.

La clasificación mostró a Rahm metido de lleno en la pelea por el título, pero el golfista de Barrika dio la sensación de que podía haber estado más arriba. Vivió constantemente más cerca del birdie que del bogey, pero el golf es caprichoso y no permite el más mínimo error. Pocos centímetros separaron a Rahm de una tarjeta sobresaliente y tuvo que dar algún golpe más del deseado después de que la bola besara el hoyo. Pero el putt no solo le sumó golpes, también fue decisivo a la hora de presentar su candidatura al título. El vizcaino acertó en los greenes, sobre todo, en la primera parte del recorrido y eso le permitió sumar cinco birdies, algunos de ellos con putts bastante lejanos.

pocos errores Aunque la virtud de Rahm es su regularidad. Su capacidad para mantener el nivel en las situaciones más complicadas y firmar días sin apenas errores. Ayer, solamente cosechó un bogey y lo hizo tras uno de sus pocos fallos del día. En el hoyo 3, el duodécimo para él al empezar desde el 10, su bola se fue al búnquer y no pudo salvar el par. Pero el vizcaino fue capaz de recuperarse en muy poco tiempo y en el 5 logró sumar otro birdie más. Lamentablemente, este fue el último y no pudo despedirse con las mejores sensaciones.

Rahm disputó ayer la única vuelta en el recorrido norte que se disputa en el Farmers Insurance Open y hoy deberá enfrentarse al campo sur de Torrey Pines. El golfista vizcaino jugará por primera vez en el recién modelado recorrido y deberá estar acertado con los golpes largos para poder arañar golpes al campo más largo de todo el PGA Tour, con casi ocho mil yardas. La tendencia del primer día augura que el de Barrika debería perder alguna posición.

El propio Cappelen es el mejor ejemplo para Rahm. El danés sorprendió a todos con sus prestaciones en el campo sur. Le salió todo. Apenas falló a la hora de encontrar las calles y con el putt estuvo letal. Durante todo su recorrido dejó golpes brillantes que le ayudaron a sumar birdies o a salvar situaciones comprometidas. Hoy el golfista de Odense tiene una grandísima oportunidad para abrir hueco en la clasificación ya que todos sus perseguidores más inmediatos jugarán en el recorrido más exigente mientras él tratará de aprovechar su oportunidad en el campo norte. La otra cara de la moneda fue Justin Rose, el defensor del título y uno de los favoritos al inicio del torneo, se hundió en la primera jornada al acabar con cuatro golpes sobre el par en los 18 hoyos más exigentes y hoy deberá realizar una vuelta sobresaliente para pasar el corte.

Noticias relacionadas