Semenya tendrá que medicarse para correr con mujeres

El Tas obliga a la sudafricana y a otras atletas con alto nivel de testosterona a reducirlo

09.02.2020 | 01:59
Caster Semenya es doble campeona olímpica y triple mundial de 800 metros.

El Tas obliga a la sudafricana y a otras atletas con alto nivel de testosterona a reducirlo

LAUSANA. La atleta sudafricana Caster Semenya perdió ayer su batalla legal con la Federación Internacional de Atletismo ante el Tribunal de Arbitraje Deportivo, por lo que ella y otras mujeres con alto nivel de testosterona deberán medicarse para competir en pruebas femeninas de medio fondo. El TAS, con sede en Lausana, desestimó el recurso de Semenya, doble campeona olímpica y triple mundial de 800 metros, quien para poder seguir corriendo en pruebas femeninas deberá reducir artificialmente sus niveles de testosterona en sangre. De lo contrario, ella y otras mujeres con hiperandrogenismo tendrían que competir en la modalidad masculina.

La disputa giró en torno a las nuevas normas anunciadas hace un año por la IAAF para limitar el acceso de atletas como Semenya, de 28 años, a las pruebas femeninas de entre 400 y 1.500 metros. La federación internacional sostenía que estas normativas, que Semenya recurrió el pasado mes de junio, eran necesarias para reducir las ventajas físicas que presentan atletas como la sudafricana, ya que la testosterona, cuyos niveles son normalmente mayores en hombres que en mujeres, contribuye a mayor masa muscular y fuerza. Semenya, apoyada por la federación de atletismo de su país y también por organizaciones feministas y de derechos humanos, argumentaba que las normativas eran discriminatorias, ya que sus altos niveles de testosterona le vienen de nacimiento y no se han debido a ningún tipo de práctica ilegal de dopaje. La decisión del TAS hecha pública ayer destaca que esas regulaciones en efecto "son discriminatorias" pero subraya que "esta discriminación es un medio necesario, razonable y proporcionado para cumplir el objetivo de la IAAF de preservar la integridad del atletismo femenino en los eventos restringidos".

Las polémicas normas impedirán participar en pruebas de medio fondo a las atletas que no mantengan sus niveles de testosterona por debajo de los 5 nanomoles por litro de sangre durante al menos seis meses antes de competir. Hasta la fecha, el umbral de tolerancia para los niveles de testosterona estaba en los 10 nanomoles y ahora se reduciría a la mitad porque, según estudios a los que alude la IAAF, una mayor proporción aumenta un 4,4, % la masa muscular, entre un 12 y un 26% la fuerza y un 7,8% la hemoglobina.

"como la píldora anticonceptiva" Al conocerse la sentencia, la IAAF anunció que las normas se comenzarán a aplicar a partir del próximo día 8, por lo que para Semenya se complica su participación en los Mundiales de Doha (28 de septiembre-6 de octubre), aunque aún puede recurrir en el plazo de 30 días la decisión del TAS. La IAAF arguye que su nueva regla no cuestiona "la identidad sexual o de genero de las atletas con disfunciones en su desarrollo sexual", sino que pretende "asegurar una competencia justa", y argumenta que el tratamiento para rebajar la testosterona es un sencillo suplemento hormonal "similar a la píldora anticonceptiva".

"La decisión del TAS no me detendrá. Una vez más me elevaré y seguiré inspirando a mujeres jóvenes y atletas en Sudáfrica y en todo el mundo. Soy consciente de que las regulaciones de la IAAF siempre se han dirigido de forma específica contra mí. Durante una década, la IAAF ha intentado frenarme, pero eso en realidad me ha fortalecido", dijo Semenya en un comunicado divulgado a los medios por su equipo de abogados.

La llegada del caso al TAS, a principios de este año, vino acompañada de agrias disputas entre la defensa de Semenya y la IAAF, después de que el presidente de la federación internacional, Sebastian Coe, señalara en una entrevista que las nuevas normas buscaban proteger las categorías femeninas. "Si existe una clasificación por géneros es porque. en caso contrario. ninguna mujer podría ganar títulos, medallas o batir récords", señaló.