Presidente de la Federación Vizcaina de Fútbol

Iñaki Gómez Mardones: "Vamos a salir adelante"

Iñaki Gómez Mardones, al frente de una Vizcaina que se vio obligada a aplazar sus elecciones por la pandemia, repasa con DEIA el presente y futuro del fútbol vizcaino

22.05.2020 | 00:12
Iñaki Gómez Mardone

Bilbao – A la espera de que el balón vuelva a rodar y la crisis sanitaria provocada por el coronavirus reduzca su impacto en la sociedad, el fútbol modesto cuenta los días y los meses que faltan para escapar de la incertidumbre y recuperar una normalidad por la que apuesta, optimista y esperanzado, Iñaki Gómez Mardones, quien respalda como presidente de la Federación Vizcaina de Fútbol los play-off exprés sin descensos en Segunda B y Tercera al defender que "no había otra opción mejor". Espera, además, recibir próximamente los test rápidos por parte de la Federación Española de Fútbol antes de poder retomar la carrera hacia su reelección como presidente con el apoyo de los clubes, con los que mantiene el contacto en el día a día. Lo hace, eso sí, consciente de la "preocupación" existente de cara a la próxima temporada, que podría arrancar "a mediados o finales de octubre" y en la que asegura que se procurará que las ligas sean "cortas jugando 28 o 30 partidos".

Estalló la crisis sanitaria y el fútbol no ha sido ajeno a ella. ¿Cómo lo ha vivido?

—Ha estado todo parado, pero en nuestro caso hemos mantenido todas las semanas reuniones con la Federación Española de Fútbol, así como dentro de la propia directiva y con otros presidentes. También con la comisión delegada, por lo que no ha faltado trabajo.

¿Ha sido todo más difícil dada la situación?

—Bueno, lo cierto es que ha resultado todo un poco más complicado al tener que hacer las cosas desde la distancia, pero, al mismo tiempo, el trabajo ha sido menos grueso que en condiciones normales al no haber estado en marcha las competiciones.

¿Qué salud tiene el fútbol vizcaino?

—Hasta que llegó la pandemia era muy buena. Esta crisis, sin embargo, ha sido un duro golpe para los clubes por el problema que vamos a tener de no saber cuándo se podrán reanudar las competiciones y cuándo podrá haber de nuevo espectadores en los campos. Esperamos, no obstante, reponernos lo más pronto posible y somos optimistas con ello.

¿Y cómo está la Vizcaina?

—Está bien, expectante para poder saber también a ciencia cierta cómo va a quedar todo y cuándo se van a poder retomar las competiciones. Si todo va bien esperamos que pueda ser a mediados o finales de octubre y para eso estamos llevando a cabo reuniones con las distintas categorías a fin de ver cuáles son las expectativas que tenemos de cara a la próxima temporada. Ayer nos reunimos con la Segunda Regional, después con la Tercera División, fútbol sala, femenino€

¿Le han pedido ayuda los clubes?

—Sí, pero es habitual. No es algo que sea solo por la situación actual.

¿Qué le transmiten?

—Sobre todo, preocupación por lo relativo a la próxima temporada y por el problema que se plantea si se tienen que disputar los partidos a puerta cerrada, al igual que lo que concierne al fútbol base por la fuente de financiación que es jugar con público.

El 18 de julio está previsto que arranquen los 'play-off' de ascenso en Segunda B y Tercera sin descensos en ambas categorías. ¿Le parece la mejor solución?

—Sí, porque no había otra opción y, de hecho, creo que no ha habido muchos clubes que se hayan mostrado en contra. En las normas de la competición estaba ya establecido que debía haber play-off de ascenso y la única forma de sacarlos adelante en estas condiciones era hacerlo de una manera exprés. En cuanto a dar por finiquitadas las ligas sin descensos, también era la opción menos mala.

Aun así, no será obligatorio disputar la fase de ascenso. Lo decidirá cada club en función de distintos factores. ¿Le consta que la vayan a jugar los equipos vizcainos?

—Me consta que sí, si nos referimos a la Tercera División. En otras competiciones, como pueda ser el fútbol sala o el fútbol femenino, por ejemplo, pudiera haber clubes a los que no les interesara, pero en Tercera creo que sí lo van a jugar. No hay desplazamientos largos y, por tanto, no hay problemas financieros en ese sentido.

¿Tiene conocimiento ya de cómo será el protocolo sanitario que establecerá la Federación Española para la celebración de los 'play-off'?

—Todavía no de modo definitivo, pero sí sé que la Federación Española va a hacer un pedido para adquirir una serie de test rápidos con la meta de ponerlos a disposición de los equipos. Por ahí van a ir los tiros. Aun así, ha sido todo esta semana y nos informarán más concretamente sobre ello.

¿Ve viable que en Primera y Segunda División pueda rodar de nuevo el balón a menos de un mes vista?

—Sí, todos deseamos que se vuelva la normalidad y no creo que vaya a haber problemas para que puedan regresar. Hay que ir regularizando todo de alguna manera.

Quien no volverá a la actividad es Aritz Aduriz. ¿Cómo encajó el miércoles la noticia de su retirada?

—Cuesta despedir y decir adiós a un jugador tan carismático como él, aunque de alguna manera, era una retirada anunciada a corto plazo. Ojalá surja otro futbolista que recoja su testigo y su puesto, pero no será fácil.

¿Cómo son las relaciones entre la Federación Vizcaina y el Athletic?

—No son buenas, sino muy buenas. Aitor Elizegi es una persona muy cercana y a la que logras llegar fácil, por lo que la sintonía es total. Somos, además, compañeros en la Junta Directiva de la Federación Española, por lo que las relaciones son magníficas.

Volviendo al fútbol, a nivel regional ha quedado todo suspendido.

—Así es. No había otro escenario posible. No había instalaciones, porque están todas cerradas y no se podía hacer nada. La situación, además, era dramática, por lo que no había otra salida. Los propios clubes, en ese sentido, lo veían también así.

¿Es optimista de cara a la 2020-21 o será una temporada muy complicada para el fútbol más modesto?

—Poco a poco. Como decía antes, la Española baraja que sea a mediados o finales de octubre cuando se inicien todas las competiciones federadas y procuraremos que sean ligas cortas jugando 28 o 30 partidos máximo.

Las elecciones a la presidencia de la Federación Vizcaina quedaron aplazadas hasta nueva orden. Usted iba lanzado hacia la reelección.

—Sí, se habían consumido ya unas fases del proceso, porque los clubes y los distintos estamentos habían presentado sus candidaturas, pero se retomará todo cuando sea posible.

No se había presentado ningún rival. ¿Tendrá alguna oposición cuando se retome el proceso?

—No lo sé. Habrá que ver, porque todavía no era el plazo. Cuando lo sea se verá lo que pasa.

¿Cuándo volverá a sonreír el fútbol vizcaino?

—Será todo poco a poco. Nosotros estamos trabajando en la federación y los empleados comienzan el próximo lunes, por lo que empieza a volver la normalidad paulatinamente. Los clubes empezarán también dentro de poco a mover sus fichas y seguimos en contacto con ellos. Poco a poco espero que recuperemos esa normalidad que teníamos antes de esta crisis.

¿Qué mensaje manda desde su posición como presidente?

—Que vamos a salir adelante y bien fortalecidos todos. Por falta de esperanza, ganas y trabajo no será.

"Hasta que llegó la pandemia la salud del fútbol vizcaino era muy buena; esta crisis ha sido un duro golpe"

"La Federación Española va a hacer un pedido para adquirir test rápidos y ponerlos a disposición de los equipos"

"Cuesta despedir a un jugador tan carismático como Aduriz; ojalá otro recoja su testigo, pero no será fácil"