El Valencia amarra la Champions en Pucela

Los de marcelino aseguran la cuarta plaza en la fiesta de la permanencia del valladolid

09.02.2020 | 03:30

VALLADOLID: Yoel; Antoñito, Kiko Olivas, Joaquín, Moi; Keko (Min. 73, Ünal), Borja (Min. 82, Calero), Alcaraz (Min. 67, Míchel), Toni Villa; Verde y Cop.

VALENCIA: Jaume Domenech; Wass, Diakhaby, Paulista, Gayà; Soler, Coquelin (Min. 53, Kondogbia), Parejo, Guedes; Rodrigo (Min. 63, Gameiro) y Mina (Min. 69, Ferrán).

Goles: 0-1: Min. 36; Soler. 0-2: Min. 52; Rodrigo.

Árbitro: De Burgos Bengoetxea (Comité Vasco). Mostró cartulina amarilla a Borja (Min. 26), del Valladolid, y a Gayà (Min. 11), Diakhaby (Min. 21), Guedes (Min. 40), del Valencia.

Incidencias: 23.455 espectadores en el José Zorrilla.

VALLADOLID - El Valencia se impuso al Valladolid, que disfrutó del partido y quiso sorprender al conjunto ché con una buena salida, aunque sin éxito, para asegurar su participación en la Champions League la próxima temporada, lo que aumentó el ambiente festivo vivido en el José Zorrilla. La falta de presión hizo que los vallisoletanos mostraran descaro y el mejor ejemplo de ello fue la internada de Toni que llegó al área pequeña y cuyo disparo acabó en el poste. Pero el Valencia respondió y dispuso de una clara ocasión para inaugurar el marcador, aunque Yoel mostró una gran seguridad y anuló el disparo de Rodrigo.

Kiko Olivas cometió un fallo defensivo en el área blanquivioleta que aprovechó el Valencia para que Soler, con un disparo cruzado, enviara el balón al fondo de la red y subiera el primer gol al marcador, y único tras la primera mitad, que finalizó con ese 0-1 para el conjunto ché. Tras la reanudación, el cuadro local salió con más relajación y menos actitud y la falta de concentración se tradujo en un fallo garrafal de Alcaraz que aprovechó Parejo para realizar un dos contra uno con Rodrigo, al que regaló el balón para que, solo delante del portero, marcara el segundo gol del Valencia.

En el minuto 75, el colegiado revisó una jugada por un posible penalti sobre Ünal, pero no concedió la pena máxima y, a partir de ese momento, la fiesta se instaló en el José Zorrilla, sobre todo tras el último cambio del conjunto blanquivioleta, el de Calero por Borja, quien se despedía como jugador de fútbol profesional. - Inés Morencia