Dos espacios nuevos y modernos

Bilbao apuesta por el teatro con la reforma integral de Pabellón 6 y Garabia

Las obras que el Ayuntamiento abordará en dos fases para que la actividad cultural no se detenga comenzarán tras este verano con la sede de la Compañía Joven

26.03.2021 | 13:25

Las mantas que se ofrecían a los asistentes a las obras de teatro que se escenificaban en Pabellón 6 para combatir el frío de sus instalaciones desaparecerán definitivamente. Y no por la situación sanitaria. El Ayuntamiento de Bilbao abordará la rehabilitación integral de las sedes de la Asociación de Creadores de Artes Escénicas Pabellón 6 y de su Compañía Joven, ubicadas en dos naves de un antiguo pabellón industrial de Zorrotzaurre, para impulsar dos espacios teatrales nuevos y modernos.

Las obras se acometerán en dos fases para que la actividad teatral no cese. La primera dará comienzo tras el verano con la reforma de Garabia, sede de la Compañía Joven, que tendrá un patio de butacas para 112 espectadores. Tendrá un plazo de ejecución de seis meses y un presupuesto de 1.541.299 euros.

"Bilbao ganará un nuevo teatro que dispondrá de dos salas de exhibición, ensayo y producción", ha afirmado esta mañana, precisamente en la víspera del Día Internacional del Teatro, Asier Abaunza, concejal de Obras, Planificación Urbana y Proyectos Estratégicos. A su juicio, se trata de una reforma que servirá para que la iniciativa impulsada por pesos pesados de las artes escénicas como Ramón Barea, Ander Lipus, Irene Bau, Matxalen Bilbao o Patxo Telleria, "profundice sus raíces y queden firmemente ancladas en la isla".

Garabia y Pabellón 6 se ubican en un antiguo pabellón industrial conformado por dos naves paralelas. FOTO: Juan Lazkano

Será una forma de que "se proyecte a futuro para garantizar que tengan las mejores condiciones para dar el mejor fruto", ha asegurado sobre la remodelación que contempla dos fases sucesivas para que la actividad cultural se pueda seguir desarrollando. De esa forma, el proyecto constructivo de la segunda fase, correspondiente a la remodelación de Pabellón 6, que será de mayor envergadura, se efectuará durante el desarrollo de las obras de Garabia.

LA SEDE DE LA COMPAÑÍA JOVEN


En lo que respecta a la primera fase, Abaunza ha detallado que, según el análisis previo realizado de Garabia, la rehabilitación pasa por demoler el edificio. El programa de necesidades especifica que el inmueble mantendrá las dos naves originales, donde la principal albergará toda la parte escénica; hall de acceso, taquilla, patio de butacas para 112 espectadores y cabina de control, además de escenario.

El espacio de butacas y el escenario está concebido como polivalente, con gradas retráctiles. Mientras tanto, la segunda nave, la más próxima a las viviendas, albergará la zona destinada a los servicios complementarios del teatro como son los aseos, un pequeño ambigú con su almacén, una sala polivalente de ensayo, camerinos y un almacén.

"Las estufas de queroseno se quedan escasas siempre", ha asegurado durante la rueda de prensa Galder Sacanell, miembro de la Compañía Joven, que se ha mostrado "muy agradecido" por la reforma que va a permitir que tengan unas instalaciones más funcionales.

"Será más fácil de mantenerlo limpio, podremos tener duchas o un camerino real", ha enumerado entre las cuestiones prácticas. También ha mencionado la ventaja de "poder recoger la grada para tener ese espacio para ensayar o hacer ejercicios físicos". Todo ello permitirá "no frenar" esa "energía" que desde septiembre les ha llevado a montar varias obras originales.

UN ESPACIO FUNCIONAL


Como padre fundador de Pabellón 6, Ramón Barea ha destacado la labor realizada por la Compañía Joven en la que actualmente hay entre 40 o 50 jóvenes procedentes de escuelas de teatro. "Podemos presumir de que tenemos una selección estupenda de nuevos actores", ha aseverado el actor, que se mostró entusiasmado con la reforma.

"Es un sueño desde el principio. Cuando empezamos en Zorrotzaurre con este proyecto todos nos auguraban un futuro no muy bueno", ha rememorado el Premio Nacional de Teatro. "Dábamos por hecho que nos iban a echar a la calle, pero nos encontramos con un Ayuntamiento que nos dijo: esto es municipal pero no queremos que os vayáis", ha señalado Barea, quien ha recordado que así fue como adquirieron el compromiso que están cumpliendo en cuanto a la actividad y los contenidos.

El actor bilbaino ha subrayado, además, el trabajo consensuado para definir el proyecto de reforma junto con el Consistorio. "Es muy funcional, no tiene nada de excesos, está pensado para trabajar bien y que el espectador esté cómodo", ha concluido.