"El Jazzaldia ha demostrado que la experiencia cultural puede ser segura"

El Festival reúne a 10.000 espectadores y aumenta en un tercio la recaudación prevista

28.07.2020 | 00:08
La distancia física marcó la experiencia en una plaza de la Trinidad con asientos asignados.

Tras cerrar todos los escenarios el pasado domingo, ayer tocó hacer valoración del 55º Jazzaldia. El concejal de Cultura de Donostia, Jon Insausti, acompañó al director del festival de jazz, Miguel Martín, en la tradicional rueda de prensa para ofrecer los números de la última edición.

En un año condicionado por el covid-19 y con los aforos de los recintos reducidos a la mitad, el Jazzaldia contó con 10.000 espectadores y mejoró la previsión de recaudación en un 33%. Así lo aseguró el director del festival, quien matizó que los datos se circunscribían únicamente a los espacios de pago y no a las terrazas del Kursaal: "Lo que no hemos hecho es valorar la asistencia a las terrazas porque me parece que no tiene ninguna validez, ya que el contexto es completamente distinto", desveló Martín.

En cuanto a los quince conciertos ofrecidos en directo vía streaming en YouTube y que todavía pueden ser consultados, la dirección del Jazzaldia afirmó que hasta ayer, habían acumulado 14.000 visitas.

Insausti se complació por celebrar una rueda de prensa de valoración, lo que demuestra que, vencida la incertidumbre inicial, existe algo sobre lo que opinar. "El primer objetivo era celebrar la edición", aseguró Martín, que añadió que, a diferencia de otros años, en esta ocasión no hubo ningún tipo de incidencia que reportar. "El Jazzaldia ha demostrado que la experiencia cultural puede ser agradable y segura", expuso el concejal de Cultura. El edil apuntó que esta edición ha sido "medicinal" para Donostia, dado que ha demostrado que la actividad cultural se puede programar y vivir de forma segura. No en vano, "hace tres meses nadie se imaginaba cuál sería la situación de julio", pero la organización "apostó" por llevar a cabo una programación que, aunque en un inicio se pensó como algo "simbólico", acabó adquiriendo entidad propia, siendo el Jazzaldia uno de los pocos festivales que se han mantenido, gracias a artistas vascos y del resto del Estado, "a los que casi podías llamar a casa para proponerles proyectos", algo, aseguró el director, "a veces imposible con las estrellas americanas".

"13 sobre 10"

Como cada año, Martín valoró la excelencia artística de los artistas que actuaron en los diversos escenarios y aseguró que, en cuanto a calidad, hubo actuaciones que él puntuaría con "un 13 sobre 10", como es el caso, entre otros, del concierto que Silvia Pérez Cruz y Marco Mezquida ofrecieron en el Kursaal y los de Mariza y Michel Portal en la plaza de la Trinidad.