BIZITAKO BONBAKETA

Gogora da voz a los supervivientes del bombardeo

Instalan en el Museo de la Paz un audiovisual que reúne testimonios del 26 de abril de 1937 en Gernika

09.02.2020 | 01:29
Ezenarro y Gorroño, con una de las supervivientes, en la presentación de la muestra.Foto: I. Fradua

Gernika-Lumo - Felisa Etxabe, Javier Alberdi, Julia Rojo, Josefina Redondo, José Antonio Zaldegi, Inmaculada Bilbao, José María Díez Salutregi o Francisco García eran niños o adolescentes cuando sobre Gernika cayeron 31 toneladas de bombas el infausto 26 de abril de 1937. 82 años después del bombardeo, mantienen indeleble en su memoria esa trágica jornada. De hecho, sus testimonios forman parta de la exposición Bizitako Bonbaketa. El bombardeo por las personas que lo vivieron, instalado por el Instituto vasco de la Memoria, la Convivencia y los Derechos Humanos, Gogora, en la segunda planta del Museo de la Paz de la localidad foral.

Inaugurado ayer por la tarde, con la asistencia de algunos de esos supervivientes que han contado para Gogora lo sucedido aquel trágico día, la cierto es que sus narraciones encogen el corazón en un puño y dan voz a unas víctimas que, pese al paso de los años, coincidieron en señalar que "jamás olvidamos lo que tuvimos que sufrir". La llegada de los aviones desde Ajangiz que coparon el cielo de Gernika, el estruendo de las bombas, los edificios arrasados en incluso algunos cadáveres que se agolpaban en las calles, los búnkeres abiertos o el fuego que asoló la villa tras el mortífero paso de los aparatos de la Luftwaffe nazi y la Aviazione Legionaria. O de cómo tuvieron que dejar sus casas, derruidas por los explosivos y el fuego, partir en algunos casos al exilio e incluso negar lo que habían visto.

"Tengo ese día presente en la memoria, como si fuera hoy mismo", relata en el documental Redondo. "Éramos niños, que jamás podríamos imaginar lo que nos cayó del cielo", evidencia Rojo. García, por su parte, rememora su presencia en un búnker que le pudo haber salvado de la muerte. Son apenas algunos extractos de una pieza que narra los instantes previos, el bombardeo y los sucesos posteriores del 26 de abril de 1937, del que hoy su cumple el 82 aniversario con un intenso programa de actos de conmemoración. La muestra, asimismo, cuenta con algunos de los 129 testimonios documentados por el norteamericano William Smallwood, Egurtxiki, en el año 1972. Y fue el historiador Xabier Irujo, presente en el estreno, el que contó cómo llegaron hasta el Museo de la Paz esos valiosos documentos que trazan parte de la historia del bombardeo. La exposición estará estos días en el centro expositivo, si bien a partir de mayo será proyectado en diferentes localidades vasca, según señalaron fuentes de Gogora.

La directora de Gogora, Aintzane Ezenarro, ensalzó el valor de los testimonios, ya que consideró "más importante conocer como vivieron los supervivientes el bombardeo" que conocer el suceso propiamente dicho. Es por ello que agradeció a todos los participantes su colaboración. En el acto también participaron el alcalde gernikarra, José María Gorroño, y los concejales del Ayuntamiento, así como una amplia representación de colectivos memorialistas, tanto de Gernika como de otros puntos de Bizkaia.