Un ascensor ya facilita el acceso a los hogares en el entorno de Elubarri

El elevador salva pendientes de hasta el 16% en este barrio de Sodupe

09.09.2021 | 00:57
El elevador evita a los vecinos de la zona subir varios tramos de escaleras para llegar a sus casas.

El debut llegó con anécdota. "La puerta se quedó bloqueada y enseguida vinieron los municipales", relata la primera vecina en subirse al ascensor de Elubarri, que ya funciona en este barrio perteneciente al núcleo urbano de Sodupe, el más poblado de Güeñes. Pasado el susto, aprecia las ventajas que la infraestructura ha traído a la zona para personas, como ella de edad avanzada, con dificultades de movilidad o quienes portan habitualmente bolsas de la compra o coches y sillas para niños. Se trata de uno de los proyectos estrella que el equipo de gobierno incluyó en el programa de las elecciones municipales de 2019.

Según señalan desde el Ayuntamiento, Elubarri "es uno de los barrios con peores condiciones de accesibilidad del municipio porque, una de sus vías de entrada la constituye un largo tramo de escaleras y la otra vía se realiza a través de una calle con una pendiente de hasta el 16%". Condiciones que entrañan "una barrera para muchas personas mayores o con movilidad reducida que residen aquí". Más en concreto, a día de hoy una treintena de los 201 habitantes empadronados en Elubarri tienen más de 65 años. Ampliando el radar a los alrededores, como Sollobente, se contabilizan 210 personas empadronadas, 51 de las cuales ya han cumplido los 65 y en Allende Zelaia, figuran 121 habitantes y 15 son mayores de 65 años.

"Ha costado su tiempo ponerlo en marcha, pero ahora que está terminado, lo veo como una cosa buena para poder acercarnos a la parte alta del barrio", comenta otra vecina nada más bajar del elevador panorámico con capacidad para trece personas y mil kilos de peso, que mide ocho metros de altura. Existen 17 metros de distancia desde la base hasta la llegada al centro del barrio, que ha obligado a construir una pasarela horizontal en la parte superior.

Su construcción ha implicado la reordenación del aparcamiento de vehículos situado junto al acceso de las escaleras para poder completar la plataforma que conduce al ascensor. También estaba prevista una mejora del alumbrado exterior para los alrededores.

"Mayor comodidad"


"Nunca habíamos disfrutado de esta perspectiva de Sodupe", indica sobre el interior acristalado que persigue garantizar la visibilidad. Pero los vecinos están notando más la comodidad de subir y bajar en cuestión de segundos evitando varios tramos de escaleras, "la mayor comodidad cuando venimos de la compra cargados con bolsas, para la gente mayor que se mueve en sillas de ruedas o con dificultades para caminar y las familias que tienen niños pequeños". "Agradecemos la paciencia de los vecinos y vecinas de la durante el proceso de instalación y adecuación del ascensor que facilitará la movilidad y comunicación en el barrio", valoran desde el Consistorio.

El ascensor de Elubarri, que presta servicio desde principios de mes, es muy similar al instalado en la calle Herriko Gane para comunicar con el ambulatorio de Sodupe y las viviendas de las inmediaciones.

A lo largo de este año 2021, el Ayuntamiento ha programado otras "pequeñas actuaciones urbanísticas en los núcleos de Zaramillo y Güeñes" encaminadas a "mejorar la accesibilidad y la seguridad en los centros urbanos acorde a lo proyectado en el Plan municipal Director de Accesibilidad".

Además, a mediados de diciembre del año pasado se abrió al tránsito la rampa que suaviza el acceso a la Herriko Plaza de La Quadra desde la calle Euskariatza cumpliendo con lo recogido en el Plan Director de Accesibilidad.

La obra se acometió en dos tramos, "en cumplimiento de las leyes de accesibilidad que establecen la disposición, pendiente y longitud de la pasarela para cumplir con la normativa, lo que ha permitido acondicionar un acceso desde el aparcamiento existente junto al puente hasta la parte superior, aprovechando el talud existente". El precio de liquidación de la actuación ascendió a 64.006 euros. De la misma forma, se ha procedido a reparar el tejado del edificio de las antiguas escuelas, que se encuentra en la misma Herriko Plaza de La Quadra.

Dentro de las intervenciones que figuran en el presupuesto para este año se contempla, asimismo, "favorecer el equilibrio entre los barrios" con la renovación del alumbrado público, la reposición de redes de saneamiento en Arangoiti, más aparcamientos en el núcleo de Zaramillo, creación de un área de calistenia, nuevo centro de juventud de Gugaz, mejora de aceras como Andra Mari o puesta a punto de la comisaría.

Residentes

Elubarri. La instalación facilita los desplazamientos a residentes con sillas y carritos de niños, dificultades de movilidad y mayores. Treinta de las 201 personas empadronadas tienen más de 65 años.

Alrededores. Extendiendo la radiografía al entorno, Sollobente, cuenta con 210 personas empadronados, 51 de ellas, mayores de 65 años, y Allende Zelaia, con 121 habitantes y 15 mayores de 65.

Altura

8

El elevador mide ocho metros. Para conectarlo con la entrada al barrio se ha construido una pasarela horizontal que amplía hasta los 17 metros la distancia desde la base hasta el centro de Elubarri, evitando así varios tramos de escaleras.

noticias de deia