antigua vía marinera

Muskiz adjudica las obras que permitirán reabrir la senda Itsaslur

El derrumbe de un talud obligó a su cierre al público hace 16 meses

09.02.2020 | 07:08
Los trabajos pretenden asegurar el tránsito por este paseo costero.Foto: E. Z.

El derrumbe de un talud obligó a su cierre al público hace 16 meses

Muskiz - El Ayuntamiento de Muskiz ha adjudicado a la empresa trapagarandarra Gunitados Miramar S.A. las obras de reacondicionamiento del tramo de la senda de Itsaslur que resultó afectado en febrero de 2018 por un desprendimiento de tierra y rocas originado por las fuertes y continuadas lluvias que cayeron en las laderas que bordean esta antigua vía minera. El contrato de los trabajos, formalizado a mediados de este mes, contempla un coste de ejecución de 157.143 euros, lo que supone un rebaja del 6% sobre el precio de licitación del proyecto estimado por el Ayuntamiento costero.

Las actuaciones que se han propuesto, tras el pertinente análisis de otras alternativas, afectarán a un tramo de unos 340 metros lineales de los 2,2 kilómetros con los que cuenta este paseo costero entre los muretes cerámicos identificativos del recorrido entre el núcleo de Pobeña y el de Kobaron.

Las principales actuaciones a acometer en esta obra -que cuenta con un plazo de ejecución de tres meses aunque aún no se ha firmado el acta de replanteo que marcará su inicio- se basan en el renovación parcial de taludes en las zonas consideradas inestables, construcción de contrafuertes anclados para contener el tramo de deslizamiento de material rocoso, margas y tierra. Asimismo, se prevé el recalce de los afloramientos de calizas en voladizo debido a la erosión entre los estratos blandos y duros, la reposición de la malla metálica en las zonas donde se encuentra deteriorada y colocación de la misma en los tramos donde estaba ausente.

Además, se acometerá una mejora del drenaje general del tramo con la ejecución de bajantes de agua, cunetas, arquetas y obras de drenaje transversal para cruzar las aguas recogidas y verterlas en el lado del mar.

Murete ornamentado Uno de los detalles de la obra que adquiere un carácter peculiar, más allá del factor de aseguramiento del terreno para evitar riesgos a los numerosos viandantes y ciclistas que utilizan a lo largo del año esta senda, se llevará a cabo entre los puntos kilométricos 210 y 275. Allí, según el estudio previo, se contempla ejecutar un murete de 0,75 metros de altura al borde del camino que lo protege de los posibles materiales que han caído por el talud. Así, en el lado que da a la vía verde se ha considerado un encofrado con bajo relieves. Estos consistirán en conchas, tipos de hojas u otros motivos relacionados con la zona o con el Camino de Santiago", contempla el estudio. No en vano, esta senda es la vía que conectael camino Jacobeo de la costa entre Bizkaia y Cantabria.

Peregrinos o no, actualmente los usuarios deben evitar la parte del derrumbe mediante un camino que discurre por las laderas cercanas al antiguo lavadero de mineral de Campomar. La vía verde de Itsaslur se corresponde al trazado del ferrocarril de ancho métrico y 2,6 km de longitud, entre el paraje de El Kobarón y el cargadero costero de Campomar, donde se embarcaba el material de hierro en dirección a Durham (Inglaterra). En 1860 la sociedad The Vizcaya and Santander Mining Cº Ltd inició la explotación de las minas San Julián y Amalia Vizcaína en el barrio de Kobaron y una década más tarde la compañía Mac Lennan impulsó la explotación y comercialización industrial del mineral. Para ello, construyó en 1895 un ferrocarril de vapor. En 1963 cesó toda la actividad minera y hoy su trazado es un área de paseo.