Nuevos hoteles se instalan en locales emblemáticos de Bilbao

La zapatería La Palma y Rafael Matías se transformarán en alojamientos

21.01.2022 | 01:24
En el local ocupado por Rafael Matías se abrirá un hotel.

Los tiempos cambian y con ello los modelos de negocio. La venta on line unida al azote de la pandemia ha llevado a los inversores a apostar por nuevos negocios que resulten rentables para sus cuentas. El comercio bilbaino, según apunta el presidente de bilbaoDendak, Rafael Gardeazabal "no está agonizando" como algunos se empeñan en afirmar, sino que "está hibernando". "Es una época complicada para todos. Hay dinero, hay ideas y hay interés por montar negocios en Bilbao. Pero ahora es el momento de diseñar bien qué tipo de negocio y cómo hay que enfocarlo para tirar adelante y no terminar con deudas y cerrando al de poco tiempo", lanza Gardeazabal.

Cierto es que son muchos los negocios que se ven obligados a cerrar, pero según apunta Gardeazabal no hay que hacer un drama de una situación en la que se abren nuevas oportunidades de negocio. Ejemplo de ello son locales emblemáticos en los que su uso cambiará para albergar, por ejemplo, un hotel. Solo en el Casco Viejo este año está previsto que dos locales emblemáticos pasen a convertirse en alojamiento.

Es el caso de la zapatería La Palma, cuyo espacio será sometido a una profunda reforma y acogerá un hotel de dos estrellas. La apertura del nuevo establecimiento, que contará con 40 habitaciones en cinco plantas, está prevista para esta primavera. Otro de los establecimientos de toda la vida de la zona histórica de Bilbao, el negocio de tejidos Rafael Matías dejó libre en diciembre la planta baja de la Casa Palacio de Allende Salazar, en la calle Correo, donde ha permanecido 64 años.

El local, al que se le realizará una rehabilitación integral, dará cabida a un hotel de cuatro estrellas. Room007, principal operador estatal de hostels, impulsará la recuperación de un local boutique en pleno corazón de la zona histórica. Mientras, la empresa de telas Rafael Matías –referente en el Estado–, comenzará en febrero una nueva etapa en el número 30 de la calle Ibarrekolanda, en Sarriko, con un showroom de 500 metros cuadrados. El edificio protegido del Casco Viejo donde ha permanecido seis décadas será reformado para albergar un hotel con 50 habitaciones.

"A pesar de los malos momentos si algo es dinámico en Bilbao es el comercio y la hostelería. Es cierto que algunos negocios deciden bajar la persiana, pero las oportunidades siguen surgiendo y siempre hay nuevas ideas y propuestas. No debemos hacer dramas", concluía el presidente de bilbaoDendak.

noticias de deia