La solidaridad de Galdakao construye una escuela en África

Las mujeres de Pastoral de Salud y la juventud del grupo Argizai consiguen fondos con actos benéficos

11.03.2021 | 00:44
La escuela contará con tres grandes aulas, sala para el profesorado y aseos.

racias a diferentes actividades benéficas y solidarias organizadas en los dos últimos años, la Unidad Pastoral de Galdakao ha logrado recaudar los 50.000 euros necesarios para financiar y ejecutar la construcción de una escuela comunitaria en Mirrere, Mozambique. Las iniciativas que lo han hecho posible han surgido, en concreto, del equipo de apoyo a Mozambique formado por las mujeres de Pastoral de la Salud y los jóvenes del Grupo Eskaut Argizai, en colaboración con colectivos de la parroquia de San Miguel de Basauri. Ha habido eventos como obras de teatro, testimonio de cooperantes o conciertos cuya recaudación, junto con donaciones, ha servicio para sumar los fondos necesarios para hacer realidad un proyecto muy necesario para la población a la que va a beneficiar.

Población local trabajando en la construcción del centro. Foto: U. P. G.

Tanto es así que la Unidad Pastoral enmarcó este objetivo como un acción prioritaria de las dos últimas jornadas contra la pobreza. Y es que la escuela facilitará el acceso a la educación a más de 600 niños y niñas, especialmente estas últimas, que sin posibilidad de formación acaban atendiendo las labores del hogar o, incluso, siendo casadas en contra de su voluntad. En estos momentos, la construcción del centro se encuentra aún en su fase final, ya que el plan de trabajo programado se ha visto afectado por el confinamiento de la población a causa de la pandemia del covid-19. Una vez que entre en funcionamiento, contará con tres aulas de gran capacidad, una sala para el profesorado, y unos aseos completos para el alumnado y el personal. "En cuanto la construcción de la Escuela esté terminada se estudiará futuros proyectos de cooperación, para continuar en la senda de colaboración de las dos últimas décadas", aseguran desde la Unidad Pastoral Galdakao.
 

Agradecimientos
 

Alcanzado este importante objetivo, los promotores de la iniciativa han querido agradecer su colaboración "a las personas que han ayudado con sus donativos", así como al grupo de teatro Alborada Berri por ofrecer a este fin los ingresos de una representación anual. También destacan especialmente la subvención de 15.000 euros concedida por el Ayuntamiento de Galdakao y su predisposición a ceder las instalaciones del Teatro Torrezabal para poder llevar a cabo los eventos solidarios.

Es de destacar que en Mozambique el proyecto está siendo liderado por la Franciscanas Misioneras de María, una congregación con la que la Unidad Pastoral lleva cuales llevan trabajando los últimos quince años en diversos proyectos de cooperación tanto en Lalaua –noroeste del país–, como en Naamacha –junto a la capital, Maputo-. Entre las iniciativas se encuentran la creación de un centro Nutricional, la construcción de un pozo de agua potable, la instalación de placas solares para la obtención de energía comunitaria, la adquisición de una moto para traslado de personal educativo en las escuelas, la dinamización de grupos comunitarios, un proyecto de microcréditos, el apoyo al Centro Educativo de Namaacha o el proyecto de prácticas de jóvenes voluntarios en verano.

noticias de deia