concentración en la Plaza San Pedro

Denuncian un presunto caso de abusos sexuales en el transcurso de las fiestas de Sestao

09.02.2020 | 07:02
Concentración este lunes en la Plaza San Pedro de Sestao contra las agresiones sexuales y sexistas

Horas más tarde, un varón sufrió ataques físicos y verbales por su "orientación sexual"

BILBAO. Una mujer ha denunciado ante la Ertzaintza haber sido víctima de abusos sexuales durante el fin de semana en el transcurso de las fiestas de Sestao. La denuncia fue interpuesta en la jornada de este domingo, según han informado fuentes de la Policía vasca que no han facilitado más datos.

Por su parte, Sestaoko Talde Feminista ha señalado en redes sociales que fue en la noche del sábado cuando "la libertad sexual de una mujer fue agredida mientras estaba disfrutando de las fiestas de nuestro pueblo, en el mismo centro de Sestao".

Asimismo, ha denunciado que unas horas más tarde, un varón sufrió ataques físicos y verbales por su "orientación sexual". Por todo ello, han organizado una concentración de denuncia esta tarde en la Plaza San Pedro.

CONDENA DEL AYUNTAMIENTO

Con todo, el Ayuntamiento de Sestao ha querido expresar "su máxima condena y su más profunda indignación por las dos agresiones cometidas durante la noche del sábado al domingo en pleno arranque de nuestras fiestas patronales, y ante cualquier tipo de conducta que atente contra la libertad de las personas, delitos que suponen un atentado a la integridad física y moral y, en consecuencia, una grave e intolerable vulneración de todos los derechos humanos. Este Ayuntamiento muestra su rechazo e incomprensión por estos hechos, y transmite su más sincero apoyo a las víctimas".

El Ayuntamiento de Sestao, en su compromiso por conseguir una sociedad sestaoarra justa e igualitaria en el marco de unas fiestas seguras, insta a toda la ciudadanía a no ser cómplice de ningún tipo de agresión y por tanto, a mantener una actitud de tolerancia cero. "Todas y todos debemos posicionarnos activamente ante cualquier expresión de violencia en nuestro pueblo, denunciándola, no consintiéndola, no permaneciendo en silencio y mostrando nuestro apoyo a quienes la sufren; en definitiva, adoptando una responsabilidad individual y colectiva frente a las agresiones".

Considerando la magnitud e impacto de estas agresiones, añade el comunicado, "se hace muy necesario" seguir impulsando y promoviendo el desarrollo de programas como la educación afectivo-sexual, desde un punto de vista positivo de la sexualidad y las relaciones humanas, desde el respeto, y la dignidad de la persona.