La hostelería vasca reabre el sábado en horario de 6.00 a 20.00

El aforo será total en terraza pero al 50% en interior y sentados

09.12.2020 | 21:05
Una zona de terrazas del centro de Bilbao, que este fin de semana volverá a estar abierta.

Con el mantra de "salvar personas" y no solo "salvar la Navidad", Euskadi ha decidido flexibilizar algunas de las severas restricciones que estaban en vigor tras los últimos LABI del 26 de octubre y del 6 de noviembre, que implicaron primero un confinamiento de la comunidad, y posteriormente un cerrojazo a todos los bares y restaurantes.

Así, la más esperada mesa de crisis de la pandemia decidió el miércoles reabrir la hostelería cerrada desde hace más de un mes. Será este sábado día 12 cuando los negocios hosteleros abran la persiana, aunque se trata de una reapertura parcial ya que solo se podrá consumir hasta las ocho de la tarde. No se trata, por tanto, de un regreso de la actividad a pleno rendimiento, sino de manera limitada ya que solo se podrá consumir en terrazas y en interior con un aforo máximo del 50%, y solo en aquellos municipios que presenten una incidencia de menos de 500 casos por 100.000 habitantes. Quedarían excluidas por ejemplo en estos momentos localidades como Arrigorriaga, Ermua, Arrasate, Eibar y Ordizia que todavía permanecen en la denominada zona roja.

La comparecencia íntegra del lehendakari. Vídeo: Irekia

Las personas usuarias deberán realizar su consumición sentadas en torno a una mesa y queda prohibido el consumo en barra o de pie y se desaconseja fumar en la calle. Salvo en el momento expreso de la ingesta de alimentos o bebidas, el uso de mascarilla será obligatorio y no hacerlo podrá ser sancionado.

La hostelería podrá permanecer abierta solo hasta las ocho de la tarde. Foto: Pablo Viñas

Aunque la consejera de Salud, Gotzone Sagardui, confirmó el miércoles la tendencia a la baja de la curva de la epidemia, también aseguró que se ha ralentizado, y por ello pidió cautela. Actualmente la tasa de incidencia acumulada se sitúa en el conjunto de Euskadi en 327,2 casos y la tasa de positividad está en el 5,5%.

La reunión del Consejo Asesor del LABI también dio vía libre a relajar otras restricciones. Así, se mantendrá el confinamiento perimetral de Euskadi, pero se levantará los festivos. Es decir, no estará vigente los días 24, 25 y 31 de diciembre, y 1 de enero, con el fin de que los ciudadanos puedan realizar las celebraciones navideñas. Sin embargo, se abre la movilidad entre municipios porque las autoridades vascas consideran que el cierre ha cumplido su función y así los ciudadanos podrán salir a reunirse con sus familiares de otras localidades y realizar actividades tan típicas de esta época navideña, como las compras.

Otra de las cuestiones más espinosas, ¿cuántos podemos reunirnos en torno a una mesa?, ha sido también desbloqueada. De acuerdo con el informe elaborado por los técnicos, se mantiene que las reuniones deben de ser de seis personas, salvo nuevamente los días 24, 25 y 31 de diciembre, y 1 de enero que se permite un máximo de diez personas, excepto convivientes, y siempre con un máximo de dos familias distintas. Además, esos días el toque de queda se retrasa hasta la 1.30 de la madrugada.

Sin embargo, el lehendakari conminó el miércoles "a no bajar la guardia". Y emplazó a "no inmunizarse" ante las cifras de fallecidos de esta segunda ola (76 la semana precedente, 334 el mes pasado y 182 el anterior) y a mantener la alerta ante el virus". "La principal medida de prevención está en cada persona y en la determinación de cada uno de aplicar una autolimitación. ¿Qué debo cambiar con respecto a lo realizado cualquier otro año? Esta Navidad es distinta y tenemos que hacerla distinta porque si nada cambia en nuestros planes, la situación no mejorará", aseveró en una rueda de prensa casi entradas las nueve de la noche. Es por ello que se suspenden los eventos festivos que impliquen aglomeraciones como grupos de canto, las fiestas en la calle con motivo de las campanadas, ferias como Santo Tomás o cabalgatas de Reyes.

"Todo está sujeto a cambio"


Estas medidas estarán en vigor durante todas las navidades y no será hasta el próximo 11 de enero cuando se revisen en función de la evolución de la pandemia. "Ojalá el 11 de enero estemos en una situación en la que hayamos mejorado con respecto a la situación que hoy es o estemos manteniendo esta mejoría". En ese sentido, el lehendakari advirtió de que las medidas "pueden ser progresivas en cuanto a su flexibilización o pueden ser regresivas en cuanto a su restricción".

Reiteró que "todo puede ser sujeto de cambio repentino" y, en ese sentido, afirmó que "hemos vivido esta situación en el mes de octubre y no queremos vivirla ni por lo que es la incidencia en el ámbito de la salud de las personas, ni en la salud emocional, ni en el ámbito socioeconómico". Por ello, instó a ser conscientes de la importancia de ser celosos en el rigor y cumplimiento de las medidas acordadas frente al covid. "Porque salvamos nuestras propias vidas, salvamos las vidas de los demás y, salvamos las vidas de los más cercanos", remarcó.

Todas estas decisiones se recogerán en un decreto que se publicará este viernes y que entrará en vigor a las 0.00 horas del sábado, de forma que la hostelería tendrá tiempo para aprovisionarse y para facilitar el posible retorno de los trabajadores que actualmente están en ERTE.

Deporte escolar


Por su parte, el deporte escolar permanece suspendido, aunque el lehendakari, Iñigo Urkullu, confió en poder recuperarlo a partir del próximo 11 de enero, al igual que la competición en el deporte federado. A partir de esa fecha, apuntó, espera que, "tanto lo que pueden ser competiciones, actividades de competición, como también lo que afecta al deporte escolar, puedan abrirse".

Según explicó, el LABI consideró que si el decreto de las nuevas medidas entra en vigor el próximo sábado 12 de diciembre, "quedan 10 días para las vacaciones escolares". "Esperemos que, una vez retomada la actividad académica tras el retorno a las aulas, estemos en disposición también de levantar esta medida que hasta el momento limita lo que es la práctica del deporte escolar", manifestó.

LAS NUEVAS MEDIDAS

 
Bares
 
Restaurantes. En aquellas localidades con menos de 500 casos de covid, los establecimientos podrán abrir sus terrazas al aire libre, con aforo total, y el servicio en su interior con un aforo máximo del 50%. El horario de cierre será a las ocho.
 
10 personas
 
En días festivos. Se permitirán las comidas y cenas de hasta 10 personas en esos días festivos de las próximas Navidades, en las que no deben reunirse más de dos unidades convivenciales, y se retrasará el límite de la movilidad nocturna hasta la 1.30 horas en Nochebuena y Nochevieja. El resto de días no festivos el máximo de personas seguirá siendo de seis. 
 
Movilidad
 
Confinamiento perimetral. Se mantendrá el confinamiento respecto a otras comunidades salvo entre el 23 y 26 de diciembre y entre el 30 de diciembre y el 2 de enero, para facilitar que las familias y personas allegadas puedan reunirse en esas fechas. 
 
Actos festivos
 
Aglomeraciones. Salvo en el momento expreso de la ingesta de alimentos o bebidas, el uso de mascarilla será obligatorio. Quedan, además, suspendidos todos los eventos festivos y actos navideños que impliquen aglomeraciones y concentraciones.