El PNV pacta con el PSOE reforzar la bilateralidad

Introduce una cláusula foral en la proposición no de ley sobre los órganos multilaterales

23.09.2021 | 17:42
El diputado Mikel Legarda, del PNV

La sangre no ha llegado al río. Tal y como ha adelantado DEIA, el PNV ha alcanzado un acuerdo con el PSOE que resuelve la disputa provocada por la proposición no de ley socialista, que pretendía reforzar las conferencias de presidentes y los órganos multilaterales de relación con todas las comunidades autónomas en una especie de café para todos. Los jeltzales han pactado con los socialistas una enmienda transaccional que incorpora el hecho singular de la foralidad vasca y apuesta por promover los encuentros bilaterales.

Se hace una mención específica al régimen foral, una cuestión que el PNV siempre ha invocado para que, por ejemplo, el uso y abuso de los encuentros multilaterales no suponga aparcar los órganos de negociación con Euskadi, como la Comisión Mixta del Concierto Económico, donde se pactan la concertación de nuevos impuestos y los objetivos de déficit y deuda. Este acuerdo se ha alcanzado este jueves, antes de que comenzara el debate del texto presentado por el socialista vasco Odón Elorza en la comisión constitucional del Congreso.

El texto resultante incluye también un cuarto punto transaccionado por Unidas Podemos que propone una mayor participación de las comunidades autónomas en el proceso de conformación de voluntad del Estado en los debates europeos, es decir, que su opinión pueda pesar más en la posición final que defienda el Gobierno español en los órganos de la Unión Europea, en materias de su competencia. La propuesta de Elorza había sido criticada un día antes con vehemencia por el portavoz del PNV en el Congreso, Aitor Esteban, quien denunció un nuevo intento recentralizador. Elorza había matizado que la vía multilateral es compatible con la bilateral, y ahora se recoge por escrito.


IMPULSAR LAS CONFERENCIAS DE PRESIDENTES

La proposición no de ley mantiene la apuesta del PSOE por la conferencia de presidentes. Esta es una intención declarada y ya la manifestó el miércoles la ministra Rodríguez. Comunidades de régimen común que no tienen otros canales exigen esta coordinación. Lo que ha hecho el PNV es introducir una especie de salvaguarda foral para que este impulso no se haga en perjuicio de la singularidad vasca. La proposición no de ley insta al Gobierno de Pedro Sánchez a "promover el fortalecimiento de la conferencia de presidentes de los gobiernos de España y de las comunidades autónomas, así como de los demás órganos de cooperación entre las administraciones públicas, mediante la creación de un Secretariado Permanente de la primera", a través del consenso y con los principios de "colaboración, cooperación, solidaridad, coordinación y lealtad institucional".

Se apuesta por un funcionamiento "continuado de los órganos de cooperación multilateral". El PNV ha añadido el tercer punto que apuesta por "promover las relaciones bilaterales entre el Estado y las comunidades autónomas, derivadas del singular amparo y respeto a los regímenes forales, al pluralismo y a la diversidad reconocidos en nuestro marco constitucional", lo que afecta a la CAV y Nafarroa.

Desde el PNV, Mikel Legarda ha explicado durante el debate de la iniciativa que había planteado en primer lugar una enmienda basada en la disposición adicional y los derechos históricos, pero el PSOE planteó extenderlo e "incluir a otras pluralidades reconocidas en la Constitución y que pueden justificar objetivamente la cooperación bilateral". Legarda defendió que hay realidades asimétricas que exigen este trato específico. 
 
El cuarto punto plantea reforzar a las comunidades en los procesos de conformación de voluntad del Estado en las relaciones exteriores. Roberto Uriarte, desde Unidas Podemos, puso como ejemplo que, al aprobar un tratado en materia pesquera, sería bueno que el Estado cooperase con las comunidades con competencias en la materia.
 

EH BILDU SE ABSTIENE


Desde EH Bildu, Jon Iñarritu aseguró que las enmiendas del PNV y Podemos eran necesarias y mejoran la propuesta, aunque anunció simplemente que su grupo no se opondría al texto y se abstuvo. Criticó la recentralización y la militarización durante la pandemia.
 
Por otra parte, según Elorza, la pandemia ha demostrado que la coordinación entre instituciones es necesaria, pero añadió que el Estado es descentralizado y se deben poner "también en valor" los órganos bilaterales, que según dijo son "propios del federalismo y pueden contribuir a eliminar la conflictividad". Recordó que los regímenes forales están "reconocidos en el bloque constitucional". 
 
Las voces críticas se oyeron desde el PP, C's y Vox. Los populares aseguraron que esta propuesta es un "brindis al sol" porque Sánchez no escucha a las comunidades y no ha atendido su petición de aprobar una Ley Antipandemias. C's denunció la "asimetría" que propone el PNV, donde ve desigualdad. Vox cargó contra el modelo autonómico. La propuesta ha quedado aprobada con 18 síes, 14 noes y dos abstenciones.
noticias de deia