Elecciones del próximo 5 de abril

El PP rescata en sus listas a Urquijo y purga a los fieles de Alfonso Alonso

Considerado un duro, dejó la Delegación del Gobierno en la CAV con más de mil recursos tras de sí

03.03.2020 | 06:16
Iturgaiz felicita a Urquijo.

La presencia de Carlos Urquijo en el cuarto lugar de la lista por Araba de la coalición PP+C's de cara las elecciones autonómicas del próximo 5 de abril es un eslabón más en el giro hacía posturas más extremas por parte de los populares. El relevo de Alfonso Alonso como candidato a lehendakari y su sustitución por Carlos Iturgaiz fue el claro síntoma de que las posturas más vasquistas por parte del PP de la CAV habían sido desarboladas desde la dirección en Génova en Madrid.

Este giro hacia posiciones más a la derecha en el PP se evidenció de nuevo ayer con la presencia de Urquijo en las listas. Considerado una de las personas pertenecientes al sector duro de los populares, concurrirá como número cuatro de la candidatura por Araba, por detrás del actual portavoz parlamentario, Carmelo Barrio, Laura Garrido y José Manuel Gil, este último representante de Ciudadanos.

Garrido es una de las pocas alonsistas que integran las listas en un puesto de salida, mientras que el presidente del PP alavés, Iñaki Oyarzábal, va como número 24 en la plancha. Otros, como la presidenta interina de los populares en la CAV, Amaya Fernández -también secretaria general del partido- u otras caras conocidas, como el histórico de los populares vizcainos y parlamentario Antón Damborenea o Nerea Llanos, no aparecen en las listas por Bizkaia.

Tras la reunión de la Junta Directiva del PP de la CAV celebrada ayer, Iturgaiz reconoció que con la dimisión de Alfonso Alonso se ha vivido una semana "muy complicada". Sobre la ausencia en las listas de Amaya Fernández, explicó que tiene toda la confianza en la secretaria general del partido -a quien se refirió como un "referente" del PP vasco-, y precisó que la decisión de no incluirla en la candidatura se debe a que se ha optado por "afianzar" su cargo como portavoz en las Juntas Generales de Bizkaia, al igual que ha ocurrido con las personas que desempeñan estas funciones en Araba y Gipuzkoa.

De los recursos al top manta La última comparecencia pública de Carlos Urquijo se produjo la pasada semana. En compañía de María San Gil, Rosa Díez y Fernando Savater, entre otros, presentó en Madrid la plataforma Unión 78, constituida para "levantar la voz contra las cesiones del Gobierno de Pedro Sánchez ante los partidos separatistas". Añorando lo que supuso Basta Ya!, Unión 78 anunció su idea de convocar este mes de marzo una manifestación en Madrid "en favor de la Constitución, la unidad de España y contra las cesiones a los partidos separatistas", especialmente las formaciones catalanas.

Pero si por algo es conocido Carlos Urquijo es por su cometido al frente de la Delegación del Gobierno español en la CAV, cargo que desempeñó en dos periodos diferentes. Fue nombrado por Aznar en 2004, pero cesado tras el triunfo del socialista José Luis Rodríguez Zapatero. Urquijo volvió a ser nombrado delegado del Gobierno español en enero de 2012 y estuvo en el cargo hasta diciembre de 2016 cuando fue sustituido por Javier de Andrés. A lo largo de este período presentó más de mil recursos judiciales contra decisiones adoptadas por estamentos vascos de todo tipo.

La ausencia de la bandera española, la presencia de pancartas, el uso del euskara y hasta la designación de txupineras le llevó a echar mano de la Abogacía del Estado. Este fue el caso, por ejemplo, de la elección de Miren Artola como txupinera en Aste Nagusia de Bilbao, o de Pablo Gorostiaga como pregonero en las fiestas de Laudio. Urquijo llegó a llevar a los tribunales a la UPV/EHU por no colocar la bandera española, aunque en este caso el Tribunal Superior del País Vasco (TSJPV) consideró que las universidades públicas no tienen obligación de hacer ondear esta enseña.

Urquijo fue relevado después de que este diario publicara una imagen suya en una calle del Casco Viejo de Bilbao comprando en el top manta. En declaraciones a este diario, el entonces delegado del Gobierno alegó que se trataba de una cuestión de su "vida privada". A su juicio, la foto solo buscaba "hacer daño personal y político, es una utilización de un asunto privado para atacarme políticamente, lo cual es indignante y una bajeza". Sin embargo, desde el Gobierno de Madrid no consideraron ético perseguir la venta ambulante y al mismo tiempo beneficiarse de ella, y fue cesado en el cargo.

Las candidaturas de la coalición están lideradas por Carlos Iturgaiz, en Bizkaia; Carmelo Barrio, en Araba, y Muriel Larrea -portavoz en el Ayuntamiento de Irun- en Gipuzkoa.

En el número dos por Bizkaia, y tras el candidato a lehendakari, concurrirá Luis Gordillo, portavoz de Ciudadanos en la CAV, mientras que en el tercer puesto estará Raquel González, presidenta del PP de Bizkaia y persona muy próxima a Casado. En Gipuzkoa, tras Muriel Larrea, estará el presidente interino del PP en Gipuzkoa, José Luis Arrue, mientras que le sigue la representante de C's Rocío Galiana, que ocupará el tercer puesto. En Araba, la segunda plaza tras Barrio es para la hasta ahora parlamentaria Laura Garrido.

Así, tras el acuerdo entre las direcciones de PP y C's, Génova ha reservado para los naranjas siete puestos en las listas, aunque a tenor de lo que vaticinan los sondeos solo parecen tener posibilidades de salir dos de ellos: Luis Gordillo, segundo por Bizkaia, y José Manuel Gil, tercero por Araba.

Noticias relacionadas