Génova duda de la idoneidad de Alonso como candidato a lehendakari

05.02.2020 | 06:28
Alfonso Alonso, junto a Amaya Fernández y Pablo Casado, en un acto electoral en Gasteiz, durante la última campaña electoral.

Álvarez de Toledo cree que el líder del PP vasco ha dejado "muy frágil" al partido

bilbao - La dirección estatal del Partido Popular no descarta que Alfonso Alonso no lidere la candidatura de derecha constitucionalista en las próximas elecciones al Parlamento Vasco cuya fecha podría adelantarse a esta primavera. Génova no pretende desautorizar al presidente del PP de la CAV, pero las últimas declaraciones de varios dirigentes traslucen una falta de confianza en el actual líder popular vasco y empiezan a sembrar el camino para un sustituto.

La cúpula del partido en Madrid no se atreve a cuestionar el liderazgo de Alberto Núñez Feijóo como candidato a presidente de la Xunta de Galicia, pero sí los de Alonso y Alberto Fernández. En principio ambos estarían llamados a ser los candidatos en la CAV y en Catalunya, junto con Galicia -las tres comunidades que irán a las urnas este año-, pero Génova está pendiente de ver si finalmente el PP concurre a las urnas de la mano de Ciudadanos para tomar la decisión definitiva.

Alonso, al igual que Fernández, tiene el viento en su contra ya que la tendencia del PP en la CAV es a la baja en las citas electorales de los últimos años y, pese a su solidez personal, no ha conseguido parar la sangría de votos y la pérdida de peso político e institucional de su partido. Pero el fuego amigo puede darle la puntilla definitiva, tal y como ayer quedó de manifiesto con las declaraciones de varios dirigentes con galones en Génova.

La portavoz del PP en el Congreso, Cayetana Álvarez de Toledo, no descartó a Alonso como candidato a lehendakari, pero acto seguido le endosó la responsabilidad de que en Euskadi el constitucionalismo "está más frágil", al contrario que en otras comunidades como Galicia, donde el PP cuenta con mayoría absoluta.

Alonso nunca ha sido del gusto de Pablo Casado, como tampoco lo han sido Núñez Feijóo o el presidente de la Junta andaluza, Juanma Moreno. Los tres son la cabeza visible del sector moderado del PP frente a la radicalización de la cúpula actual y los guiños a Vox. Génova utiliza el subterfugio de la posible alianza electoral con Ciudadanos para abrir la puerta de salida de Alonso. Al ser preguntada si hay que mantener a Núñez Feijóo en Galicia y si Alfonso Alonso sería la persona idónea para liderar la unión con C's, Álvarez de Toledo señaló que evidentemente el presidente de la Xunta debe repetir como candidato, pero precisó que en Euskadi la situación es "distinta" porque, como en Catalunya, "el constitucionalismo está más frágil".

A su juicio, están en una situación de "desventaja frente a poderes muy fuertes del nacionalismo". La número tres del PP en el Estado aboga por esperar a la "fórmula" de coalición con Ciudadanos que se acuerde en la CAV, donde la formación naranja tiene en las últimas elecciones muchos menos votos que los populares y carece de representación en el Parlamento Vasco y en ayuntamientos, al contrario que el PP liderado por Alonso. "Su caso es distinto en la medida en que no tenemos una mayoría absoluta. Pero él [Alonso] puede serlo. No puede presuponer previamente lo que se va a decidir en los acuerdos con otros partidos, si es que se hacen".

Tampoco el portavoz del PP en el Senado, Javier Maroto, hizo una defensa férrea de su excompañero en el PP alavés y condicionó su candidatura a lehendakari al destino de la alianza con Ciudadanos. Al preguntarle si el PP hará causa para que Alonso encabece la lista en Euskadi si llega al final a un acuerdo con C's, Maroto señaló que los órganos de dirección del partido tienen que pronunciarse sobre ese posible acuerdo. "Creemos que la unidad de los votantes del centro y la derecha es la clave para cambiar las cosas en España", enfatizó.