El Gobierno y el líder rebelde Al Hilu firman un acuerdo para la separación entre religión y Estado

El país se acerca a un acuerdo de paz con la insurgencia levanta en armas en el sur desde 2011

28.03.2021 | 19:38

El presidente del Consejo Soberano de Sudán, Abdelfatá al Burhan, y el líder rebelde Abdelaziz al Hilu han firmado este domingo una declaración de principios que establece al país como "un estado civil, democrático y federal", en un nuevo paso adelante hacia la separación entre religión y Estado y hacia un acuerdo de paz con la insurgencia levantada en armas en el sur del país desde 2011.

En este estado acordado, "se garantizará la libertad de religión, la libertad de creencias y prácticas religiosas y de culto a todos los sudaneses separando las identidades de la región cultural, la etnia y religión del Estado", de acuerdo con un texto que se distancia del Gobierno islámico del dictador Omar al Bashir, derrocado en 2019.

"No se impondrá ninguna religión a nadie y el Estado no adoptará ninguna religión oficial. El Estado será imparcial en materia religiosa y en materia de fe y conciencia", según el texto.
Al Hilu lidera la facción del llamado Movimiento de Liberación del Pueblo de Sudán-Norte (SPLA-N Al Hilu) que lleva su nombre y hasta hace poco combatía en los estados de Kordofán del Sur y Nilo Azul. El líder rebelde firmó el año pasado un acuerdo parecido con el primer ministro del país, Abdalá Hamdok.

Además, el borrador del acuerdo final visto por el 'Sudan Tribune' establece que los combatientes del SPLA estarán completamente integrados en el Ejército sudanés al final de la transición,.
Asimismo, Al Hilu se ha comprometido a una 'hoja de ruta' con vistas a un acuerdo definitivo de paz a corto plazo, tal y como ambos hicieron saber durante la ceremonia de la firma, este domingo en Yuba, la capital de Sudán del Sur.

Tras conocerse el acuerdo, el director ejecutivo del Programa Mundial de Alimentos (PMA), David Beasley, ha felicitado a ambas partes. "Es un gran día, un día de paz, pero la paz no se hace sobre el papel. La paz se hace en el corazón", ha advertido.
"Este espíritu hará avanzar a Sudán del Sur y a Sudán hacia un gran futuro para todos los hijos y serán bendecidos porque sus líderes en este día son hacedores de paz", ha añadido.

Además, Beasley ha manifestado su esperanza en que llegue el día en que el PMA "no siga aquí" porque Sudán del Sur y Sudán "no solo alimenten a su propio pueblo, sino que alimenten a toda Africa y al resto del mundo".

noticias de deia