Líbano e Israel negociarán de manera indirecta sus fronteras

Las conversaciones se darán en la sede de Naciones Unidas bajo la mediación de Estados Unidos

02.10.2020 | 01:04

El presidente del Parlamento de Líbano, Nabih Berri, anunció ayer un acuerdo marco con Israel para iniciar conversaciones con las que solucionar su disputa y delimitar sus fronteras marítimas y terrestres, proceso que estará encabezado por el Ejército libanés. Berri indicó en rueda de prensa que las conversaciones tendrán lugar de manera indirecta a través de un "mecanismo tripartito" y precisó que "las dos partes han pedido a Estados Unidos que actúe como mediador y facilitador". Así, detalló que "se celebrarán reuniones continuas en la sede de Naciones Unidas en Naqura bajo los auspicios del coordinador de la ONU", antes de agregar que "el acuerdo de demarcación marítima será posteriormente entregado" al organismo internacional.

El presidente del Parlamento libanés manifestó además que había pedido "personalmente" a Washington que "ayudara" en este tema y que "el acuerdo fue alcanzado en julio", antes de que Estados Unidos impusiera sanciones contra varios altos cargos libaneses, incluido su principal asesor. "Yo, Nabih Berri, no me inclino ante las presiones", aseguró al tiempo que defendía que "Líbano, a través de su Ejército, su resistencia y su pueblo, no pueden ser amenazados". "Queremos nuestro derecho y no renunciaremos a ello", apuntó. En este sentido, desveló que "Estados Unidos pretende realizar todos los esfuerzos para crear una atmósfera positiva y constructiva entre las dos partes para concluir las negociaciones lo antes posible" y que Washington "reconoce que los gobiernos de Líbano e Israel están preparados para demarcar sus fronteras marítimas y terrestres". Berri manifestó además que la empresa energética francesa Total "ha prometido iniciar las operaciones de exploración antes de que termine el año". Por último, incidió en que la ONU demarque la frontera marítima con Israel "desde hace diez años" y explicó que esta delimitación "ayudará a Líbano económicamente", según informó el portal libanés de noticias Naharnet.

respuesta israelí 

Minutos después del anuncio, el ministro de Exteriores de Israel, Gabi Ashkenazi, dio las gracias a Estados Unidos por sus "dedicados esfuerzos" para lograr el acuerdo marco y destacó que "se trata de un paso importante que llega tras tres años de contactos diplomáticos y que no habría sido posible sin su mediación". "Creo que el éxito de las conversaciones afectará de forma significativa a la estabilidad de la región y promoverá la prosperidad de los ciudadanos de ambos pueblos en Israel y Líbano", señaló en un mensaje publicado a través de su cuenta en la red social Twitter. En esta misma línea se expresó el ministro de Energía israelí, Yuval Steinitz, quien agradeció al secretario de Estado estadounidense, Mike Pompeo, por sus "esfuerzos y disposición a ayudar en este importante asunto". "Aplaudo la mediación y la experiencia técnica estadounidense, que fortalecerá los intereses de Israel durante estas negociaciones", señaló Steinitz en un mensaje en Twitter.

reacción de washington

Estados unidos aplaude la decisión

Un pacto que traerá seguridad y prosperidad. El secretario estadounidense, Mike Pompeo, aplaudió "la decisión de los gobiernos de Israel y Líbano de iniciar discusiones sobre la frontera marítima" y destacó que "este acuerdo histórico ha sido mediado por Estados Unidos y el resultado de tres años de intensos contactos diplomáticos. Así, resaltó a través de un comunicado que estas conversaciones "tienen el potencial de lograr mayor estabilidad, seguridad y prosperidad para los ciudadanos libaneses e israelíes", antes de incidir en que se trata de "un paso vital hacia adelante que beneficia a los intereses de Líbano e Israel y Estados Unidos".