Francia activa la alerta máxima en Lyon, Lille, Grenoble y Saint-Etienne

La rápida expansión del coronavirus en esas ciudades implicará medidas más restrictivas para frenar los contagios

08.10.2020 | 19:23
La situación por coronavirus en Francia se está complicando

Francia colocó este jueves Lyon, Lille, Grenoble y Saint-Etienne en alerta máxima por la rápida expansión del coronavirus en esas ciudades, que afrontarán desde el sábado nuevas restricciones, como el cierre de bares, para frenar ese avance.

La alerta máxima se declara cuando la tasa de incidencia supera los 250 positivos por cada 100.000 habitantes en los últimos siete días entre la población en general y los 100 casos entre las personas mayores, así como cuando al menos el 30 % de las camas de las ucis están ocupadas por pacientes de COVID-19.

Hasta ahora entraban ya en ese criterio París, Marsella, Aix-en-Provence y Guadalupe (Antillas), aunque el ministro francés de Sanidad, Olivier Véran advirtió la semana pasada de que la situación en esas otras ciudades era preocupante y que, si no mejoraba, también se incluirían en esa clasificación.

Véran añadió en esta ocasión, en su nueva rueda de prensa semanal sobre la epidemia, que se está pendiente ahora de la evolución en Toulouse y Montpellier antes de decidir si también se les aplican mayores restricciones, que por ejemplo permiten la apertura de los restaurantes pero limitan a seis personas el máximo de comensales por mesa.

Cada vez más contagios 

"La situación sanitaria sigue degradándose en Francia", lamentó el ministro.La tasa de incidencia se sitúa ya en términos generales en los 116,28 casos por cada 100.000 habitantes, mientras que el nivel de positividad del total de test realizados llega al 9,06 %, frente a cerca del 1 % registrado cuando terminó el confinamiento el pasado 11 de mayo.

En París se ha activado ya el "plan blanco" ante un aumento de los pacientes COVID-19 en las ucis que obliga a desprogramar operaciones y en algunos casos a transformar bloques de operaciones en salas de reanimación.

El ministro francés de Economía y Finanzas, Bruno Le Maire, añadió en esa misma comparecencia que el acceso al Fondo de Solidaridad, disponible por el momento a empresas del sector cultural, turístico o deportivo, entre otras, ha sido ampliado a otras como los floristas.

Se podrá acceder a sus ayudas cuando se haya perdido el 70 % de la facturación, frente al 80 % anterior, y lo podrán hacer aquellas compañías de hasta 50 empleados, 30 más que el límite actual, vigente desde julio.