Bilbao revoluciona la moda mayúscula

Ainara Alonso demuestra que es posible cambiar las reglas de la moda. Desde Polita XL, dinamita el estándar de belleza irreal y prueba cómo ser una ‘it girl’ con sobrepeso

09.02.2020 | 01:42
Ainara Alonso muestra un florido vestido a una clienta, Estitxu, en su tienda Polita XL, ubicada en el Casco Viejo.

iR a contracorriente no es fácil. Pero Ainara Alonso lo ha conseguido. La industria textil y las tiendas tienden a ignorar a las mujeres con tallas grandes. Y ella ha decidido navegar en ese proceloso océano, celebrando las redondeces. Su trabajo le cuesta porque no corren buenos tiempos para el pequeño comercio ni es sencillo sobrevivir siendo autónoma. Sin embargo, Ainara vende ropa hasta la talla 70. "Tallaje español, real ¿eh? No chino", advierte. Contraviniendo esas marcas en las que en una talla plus size no entra ni una cintura mediana, en su tienda, la S corresponde con la 44-46 y la XXL sería una 60. "Aquí llegamos a la XXXL, pero todos los modelos que tenemos en una talla 46, se venden también en la 70", explica, reivindicando que las mujeres con unos kilos extras son también consumidoras de primera clase y deben tener su sitio.

Bajo esas premisas, Ainara mantiene desde hace dos años y medio un escaparate en Carnicería Vieja (Bilbao) especializado en tallas grandes, donde encontrar la última moda a precios asequibles. "Puse en marcha mi negocio porque no encontraba prendas adaptadas a mis necesidades. Las multinacionales no cubren más de la talla 50 y los pequeños comercios enfocados a tallas grandes se han centrado en las personas mayores", explica Alonso. Así que nada de ropa de abuela, ni de prendas oscuras ni de ir vestida como una mesa camilla. Abajo con el estereotipo y el modelo estético definido por el binomio delgada igual a bella.

Polita XL es el sueño de Ainara y en él se esfuerza en derribar mitos y tabúes contra "el rechazo social y la falta de la cultura curvy existente", acabando con el paradigma del 90-60-90. Todo ello con el plus de ofrecer fabricación local y una ventajosa relación calidad/precio. "Más de la mitad de nuestra ropa está fabricada en España, sobre todo en Valencia y Barcelona, y los precios son muy asequibles. No hay que hacer un gran desembolso. Tenemos prendas desde 20 euros, y lo máximo que hemos tenido son abrigos de 70 euros. Por 50 euros puedes tener esta primavera el conjunto de pantalón y camiseta", indica.

En este sentido, Ainara se esfuerza en acercar las tendencias más actuales a las mujeres con curvas para que no renuncien ni a moda, ni alegría ni color. "De momento, tenemos solo ropa de chicas porque de caballeros nos está costando más encontrar fábricas. Pero resulta difícil darnos a conocer porque las vizcainas no se imaginan que puede haber aquí, en Bilbao, una tienda pequeñita, de una autónoma de aquí, que tenga esas tallas". "Nuestro objetivo es que se pueda vestir bien con cualquier talla y alegre y con color y con camisetas con formas. Con lunares, rayas, estampados... Porque no hace falta que todo sea liso y negro y tampoco que parezcamos un saco", proclama convencida.

Y eso que el pequeño comercio tiene difícil su supervivencia. "No es fácil, nos abren franquicias grandes al lado -enseguida se inaugurará Primark en la Plaza Circular-, y nos quedamos un poco apartados sin que se nos conozca. Sobre todo sin tener dinero para publicidad ni marketing y te van arrinconando. Menos mal que tenemos clientas fieles y nos vamos sosteniendo con el boca a oreja", declara. Por eso intenta dar cabida a pequeños diseñadores locales y, por ejemplo, una creadora le hace faldas a medida de la firma Mariposas en Invierno. También acoge marcas tipo que Tu talla no te frene que confecciona camisetas para público diverso con frases tan reveladoras como Somos perfectos porque somos reales.