Histórico olvidado

Pilar Zubiaurre, una mujer del 98

23.05.2020 | 00:14
Pilar Zubiaurre, una mujer del 98

SU apellido, Zubiaurre, conlleva el matasellos de la intelectualidad. No por nada, Pilar Zubiaurre (Garai, 1884 - Ciudad de México, 1970) fue una mujer con voz propia en un mundo cargado de profundidades cuturales. Así, su padre, Valentín María de Zubiaurre, fue maestro de la Capilla del Palacio Real, mientras que sus hermanos, los pintores Valentín y Ramón de Zubiaurre, fueron afamados artistas cuyos cuadros se exhibieron en exposiciones de todo el mundo. Pilar se casó en 1922 con Ricardo Gutiérrez Abascal, crítico de arte conocido con el pseudónimo de Juan de la Encina, uno de los nombres con más peso en la época.

Iker González-Allende, editor de sus obras, llegó a denominarla mujer del 98 y mujer moderna por su febril actividad cultural. Fue una de las impulsoras de la publicación Hermes: Revista del País Vasco (1917-1922). En la década de 1910 organizaba reuniones intelectuales en el estudio de pintura de sus hermanos en Madrid, reuniones conocidas como los Sábados de los Zubiaurre. A estas tertulias acudían los intelectuales y artistas más destacados de su tiempo, desde Manuel de Falla, hasta José Ortega y Gasset, Diego Rivera y Juan Ramón Jiménez. Zubiaurre dio a conocer la pintura de sus hermanos y actuó como su marchante de arte, organizándoles exposiciones y vendiendo sus cuadros. Más adelante, Zubiaurre fue una de las co-fundadoras del Lyceum Club Femenino, donde dirigió la sección de literatura desde 1928 a 1932 y se encargaba de organizar charlas. Allí intimó con escritoras como Ernestina de Champourcin y Concha Méndez. También era amiga de Federico García Lorca, quien le dedicó el poema titulado Tres ciudades. Destacó, además, por su destreza con el piano.

Durante la Guerra Civil española, Zubiaurre y su esposo siguieron al Gobierno republicano a Valencia, donde se alojaron en la Casa de la Cultura. Juan de la Encina fue invitado por Lázaro Cárdenas a formar parte de la Casa de España en México, por lo que él, Zu-biaurre y su único hijo, Leopoldo, se exiliaron en Francia y de allí salieron en 1938 rumbo a México, deteniéndose previamente en Nueva York, donde se reunieron con Zenobia Camprubí y Juan Ramón Jiménez. Zubiaurre regresó a España por primera vez en 1951 y posteriormente volvió en 1955 con su esposo. A partir de 1964 va y viene todos los años, falleciendo finalmente el 24 de junio de 1970 en México. Sus restos fueron trasladados a Garai, donde hoy descansan en paz.

Protagonista: Pilar de Zubiaurre.

Gesta: Fue una intelectual, escritora, pianista y marchante de arte que vivió durante más de treinta años exiliada en México como consecuencia de la Guerra Civil española. Se la catalogó como 'mujer del 98'y fue una de las impulsoras de la publicación 'Hermes: Revista del País Vasco (1917-1922)'